Debut de Chile en Brasil 2014: El sufrido triunfo ante Australia

El 3-1 final en el debut mundialista de la Roja no fue fácil, pero sirve para iniciar positivamente la marcha en Brasil. Como dato anexo: Beausejour se convirtió en el primer chileno en marcar goles en dos Mundiales diferentes.

Guía de: Selección Chilena

Nadie dijo que iba a ser fácil. Porque Australia había manifestado en la previa que también tenía lo suyo para sorprender a Chile, en el estreno de ambos en el Mundial. Y porque el 3-1 final fue, a la larga, muy trabajado para la Roja.

Tal como se esperaba, Australia apeló a su esquema 4-2-3-1 para sorprender a Chile desde su zona con algún pique o un centro largo, como el de los 3’ cuando Bravo tuvo que brincar para conjurarlo y evitar la entrada de Cahill. Además, sus carrileros Leckie y Oar –era que no- aguardaban en mitad de cancha, ya que los chilenos privilegiaron los ataques por las puntas.

chile australia

Fue ahí que la Selección mostró su mejor cariz, aquel de presión, toques rápidos y marcas de pases para pillar tambaleando a su contrincante. Bastó que Charles Aránguiz acelerara para quebrar el trámite, sacar el centro tomado por Eduardo Vargas para que le llegara a Alexis Sánchez y decretar la apertura. Mejor aún, cuando los oceánicos estaban groggy, Jorge Valdivia –con Vargas, pantalleando para desestabilizar las marcas y habilitado por Sánchez- colocó el balón bombeado y estableció el 2-0 antes del cuarto de hora. Hay que admitirlo: a esa altura había aroma a goleada…

Lo que dice la lógica se estaba cumpliendo, con un Chile superior dominando las acciones, buscando con el respaldo del marcador y con calma los resquicios para un potencial nuevos goles.

Para beneficio de los dirigidos por Sampaoli, los mediocampistas rivales –sobre todo, el doble pivote compuesto por Jedinak y Milligan- comenzaron a mostrar falta fuerte para cortar el circuito nacional.

Lamentablemente, -y en un mal endémico nacional- el equipo nuestro tendió a relajarse un poco. Nefasto, porque permitió a Australia reponer líneas, adelantar sus bloques y utilizar su viejo recurso del centro a la olla. Fue así queLeckie buscó desde la derecha con espacio, ya que Mena no salió a cortarlo, y brincó Cahill para inscribir el descuento.

Reacción australiana

Peligrosa fue esa coyuntura, porque al retorno del entretiempo Australia tomó el mando, presionando más en zona chilena y subiendo, sobre todo, por las puntas. ¿Dónde estaban Mauricio Isla y Eugenio Mena para impedir aquello?

Para colmo, los amarillos defendían con dos líneas de cuatro, pero cuando salían velozmente llegaban hasta con cinco hombres en ataque. Y algunos de ellos sin marcas, como Mark Bresciano, quien conectó otro nuevo centro desde la izquierda -¡Isla! ¿Dónde estabas?- que Claudio Bravo desvió ágilmente.

Esa jugada fue un alerta para la Roja, que abusaba del toque sucesivo sin profundidad sin llegar al último toque.

Además, los ya nombrados Jedinak y Milligan continuaban, sin remordimiento, luciendo pierna fuerte. Las respectivas tarjetas amarillas que recibieron fueron el premio a esas intervenciones.

En un intento de cambio de mano en el representativo chileno, ingresó Jean Beausejour –para intentar mayor proyección por el carril izquierdo- por Valdivia, cambiando Chile a un tácito 4-4-2 con Díaz como dueño de la manija, respaldado por Aránguiz. Y dejando a Sánchez libre para asumir su papel de pasador para buscar a sus compañeros. Más, si los volantes nacionales se mantenían en mitad de cancha cautelosamente.

Pero a esa altura el asunto estaba ahí. Chile podía aumentar la cuenta y Australia podía empatar, también. Por si acaso,

Beausejour histórico

Sólo llegó la calma con el postrer gol de Beausejour, que de paso se inscribió en la historia al ser el primer futbolista chileno que ha marcado goles en dos Mundiales distintos. Lo que no lograron ni Carlos Caszely (1974 y 1982) ni Honorino Landa 81962 y 1966) lo consiguió el moreno ya que hace cuatro años había marcado el único tanto en el debut ante Honduras.

Ese gol de Palmatoria aclaró, de alguna manera, el panorama. Porque a fin de cuentas, siempre se dice que ganar en el primer partido en un Mundial es importante  para el envión anímico.

Pero también permite rectificar, con un dejo de calma, los errores cometidos y lo que faltó para imponerse. Máxime, si el próximo partido es con España, vigente campeón mundial que está herido de muerte tras la goleada 5-1 que le propinó Holanda. Partido que será otra historia…

CHILE 3-1 AUSTRALIA

CHILE (4-3-1-2): Claudio Bravo; Mauricio Isla, Gary Medel, Gonzalo Jara, Eugenio Mena; Charles Aránguiz, Marcelo Díaz, Arturo Vidal (59’ Felipe Gutiérrez); Jorge Valdivia (68’ Jean Beausejour); Alexis Sánchez y Eduardo Vargas (87’ Mauricio Pinilla). DT: Jorge Sampaoli

AUSTRALIA (4-2-3-1): Maty Ryan; Ivan Franjic (58’ Ryan Mc Gowan), Matthew Spiranovic, Alex Wilkinson, Jason Davidson; Mile Jedinak, Mark Milligan; Mathew Leckie, Mark Bresciano, Tommy Oar (69’ Ben Halloran); Tim Cahill. DT: Ange Postecoglou

Goles: 1-0, 12’ Alexis Sánchez (Chi); 2-0, 14’ Jorge Valdivia; 2-1, 34’ Tim Cahill (Aus); 3-1, +92’ Jean Beausejour (Chi)

Arbitro: Noumandiez Doue (Costa de Marfil)

Público: 42 mil personas, aproximadamente

Estadio: Arena Pantanal de Cuiabá

PARTIDO DEL GRUPO B DEL MUNDIAL BRASIL 2014

 

Más sobre Selección Chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X