La compleja y desconocida historia que llevó a la Selección Femenina de Fútbol al Mundial

Hoy son las regalonas de la hinchada, tras su épica clasificación al Mundial de Francia. Sin embargo, tras este logro futbolístico hay una historia anónima.

Guía de: Selección Chilena

c3ed03fdbe51ad938ab7e2bb7ddba232

La clasificación de la Selección Femenina de fútbol al Mundial de Francia es la culminación de una larga historia que cuenta ya con casi tres décadas de derrotero. Derrotero anónimo, sin luces, con muchas complicaciones y, a momentos, superando discriminaciones.

Porque pocos saben que en 1991, mientras el país celebraba la obtención de la Copa Libertadores por parte de Colo Colo y recibía la Copa América en el Estadio Nacional, el DT Bernardo Bello –que en sus años mozos fue un veloz puntero derecho que llegó de Quillota para consagrarse en Colo Colo, a partir de 1954- se hacía cargo de una incipiente Selección Femenina. Eran los tiempos en que las discriminaciones no permitían que una mujer chuteara un balón –propiciando la leyenda de la Juanita Tres Cocos-.

Superando, incluso, algún dejo de burlas esa primera Roja viajó hasta la localidad brasileña de Maringá para obtener el subcampeonato en el primer certamen sudamericano de la categoría, tras vencer a Venezuela (1-0) y caer con Brasil (1-6). Fue un primer envión de esas empeñosas, donde resaltaba Ada Cruz. Tres años después, ese silencioso representativo –formado por chicas que jugaban en clubes de barrio y que, además, tenían que desdoblarse entre sus entrenamientos y sus estudios y/o labores en casa- obtuvo el tercer puesto en la Jayalalitha Cup, en Madras, India. En aquella cita, las chilenas vencieron a Uzbekistán (5-0) e India (2-1), cayendo con Hungría (0-4) y Rusia (0-2).

No era antojadizo que fueran los equipos europeos los que superaran a las chilenas, ya que en el Viejo Mundo hacía rato que el tema estaba bien organizado. Es más, había una chilena radicada en Holanda, llamada Natalia Alarcón, que hacía maravillas con el balón. Incluso la apodaban la Romaria, y los holandeses varias veces la pololearon para que vistiera la camiseta naranja… pero ella optó por la de tono rojo.

La bisagra. Todo comenzó a cambiar en noviembre 2008, con la realización del Mundial Sub 20 Femenino en nuestro país. Si bien el representativo nacional había protagonizado un interesante proceso previo a cargo de la DT española Marta Tejedor –una suerte de versión femenina de Marcelo Bielsa- y que tenía interesantes opciones futbolísticas, falencias en la preparación física atentaron con un mejor rendimiento terminando con tres derrotas: 0-2 con Inglaterra y Nigeria, y 3-4 con Nueva Zelanda.

Aun así, eso motivo el comienzo de la disputa del Torneo de Primera División de fútbol femenino, donde Everton de Viña del Mar fue el primer bicampeón para luego cederle el monopolio de títulos a Colo Colo.

Y más, fue el cuadro albo el que en 2012 se adjudicó la Copa Libertadores de la categoría, un hito que apuntaba a consolidar la actividad.

Chile va al Mundial. El eslabón que faltaba –es de esperar que sea así- era lo que sucedió este domingo, una clasificación mundialista. Fue la consolidación del proceso a cargo del DT José Letelier –recordado como uno de los cuatro refuerzos que Colo Colo envió a Alianza Lima, en enero de 1988, tras la tragedia aérea que vivió el cuadro de Los Íntimos de La Victoria el mes anterior- desde junio de 2015. Con la experiencia que tuvo en la rama femenina colocolina –obtuvo diez títulos nacionales más la mencionada Libertadores- Letelier fue conformando el conjunto que hoy es regaloneado por la hinchada.

Un cuadro que resalta por el hecho que muchas de sus integrantes juegan en el extranjero. Comenzando por su máxima referente, Christiane Endler, quien defiende la portería del París Saint-Germain francés. También Carla Guerrero, la Jefa, quien defiende al Independiente Santa Fe colombiano y que fue directa al decir que “queremos que sepan que existimos”. Y Francisca Lara, hoy ya archiconocida por sus remates de distancia, que alinea por el Sporting de Huelva español.

Se espera que con esta inédita clasificación mundialista se encarne los dichos de María José Rojas, otra de las figuras de este equipo: “Espero que el fútbol femenino siga creciendo, que nos den más apoyo”. Se espera que en la ANFP ya hayan tomado nota de esto.

Más sobre Selección Chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X