Previa Rusia vs. Chile: 10 datos desconocidos del mítico partido de septiembre de 1973

Este viernes la Roja volverá a jugar en Moscú tras 43 años, 8 meses y dos semanas del legendario cotejo disputado por el repechaje para el Mundial de Alemania 1974.

Guía de: Selección Chilena

Una postal que se repitió durante todo el partido: Elías Figueroa ganando el juego aéreo a los atacantes locales.

Una postal que se repitió durante todo el partido: Elías Figueroa ganando el juego aéreo a los atacantes locales.

El pleito en que Chile enfrentó a la desaparecida Unión Soviética, en el estadio Lenin de Moscú, el 26 de septiembre de 1973 -dos semanas después de los sucesos del 11 de septiembre- está teñido de mitos y leyendas. El empate sin goles -con la gran labor de Elías Figueroa y Alberto Quintano- y el no haber sido televisado ha atizado ese halo. Pero hay algunos hechos no muy conocidos que también propiciaron a fortalecer el estrato de este encuentro, que estuvo enmarcado en el repechaje para el Mundial de Alemania 1974. Todo lo anterior se ha revitalizado con el amistoso que este viernes el bicampeón sudamericano tendrá con Rusia. Dichas pildoritas rescatadas desde los anaqueles del tiempo, a continuación:

1. La Unión Soviética, cuya existencia se extendió entre 1922 y 1991, fue una unión federal que agrupó a 15 repúblicas. Por ende, su Selección Nacional era, literalmente, un multirrepresentativo -tal como sucedió, también, con Yugoslavia-. De esta manera, en el partido de septiembre de 1973 la alineación titular estuvo compuesta por cuatro rusos (el portero Yehven Rudakov, el central Evgeny Lovchev, los volantes Viktor Kuznetsov y Oleg Dolmatov), un georgiano (el lateral Revaz Dzodzuashvili), cinco uncranianos (el central Mikhaylo Fomenko, el lateral Volodomyr Kaplychny, el volante Volodomyr Muntayn, los extremos Volodomyr Onyshchenko y Oleg Blokhin) y un armenio (el centro delantero Arkady Andreasyan). Desde la banca ingresaron otro ruso (Anatoli Kozhemyakin) y otro georgiano (Vladimir Gutsaev). Todos luciendo en su camiseta roja la clásica sigla CCCP, que significaba Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas.

2. Hasta antes de los sucesos del 11 de septiembre, el itinerario de la Selección Chilena consideraba su salida a Moscú ese día martes para trasladarse hasta Guatemala. En dicho país, el jueves 13, se jugaría con el representativo local. Incluso, se estaban finiquitando los últimos detalles para agregar un partido más en El Salvador y una exhibición en Puerto Rico. Luego, el viernes 14 el viaje continuaba hasta México, donde se enfrentaría al elenco del Tri. Una semana después, estaba considerado un potencial amistoso con el seleccionado de Suecia, en Estocolmo. Y después de este pleito, se procedía a la llegada a la capital soviética el sábado 22 ó domingo 23.

3. Bajo el nuevo escenario político que había en nuestro país, surgieron especulaciones alimentadas por las aprensiones de la Federación Soviética de venir a Santiago a jugar el partido de vuelta, fijado para el 21 de noviembre. Y entre las potenciales opciones que tomaron volumen, se contó jugar los dos encuentros de la llave en campos neutrales, específicamente en Buenos Aires y Madrid. Estas propuestas rápidamente perdieron voltaje, ante la decisión de la dirigencia chilena de viajar a Moscú a pesar de las circunstancias reinantes.

Portada de El Mercurio,el jueves 27 de seotiembre de 1973, consignando el empate en la capital soviética.

Portada de El Mercurio,el jueves 27 de seotiembre de 1973, consignando el empate en la capital soviética.

4. Hasta antes de comenzar el viaje a Moscú, el entonces presidente de la Asociación Central de Fútbol -antecesora de la actual ANFP-, Francisco Fluxá, gestionaba con Televisión Nacional y Canal 13 para se unieran en un pool para transmitir el partido en directo. Sin embargo, la decisión de la Federación Soviética de no autorizar a la Radiotelevisión Italiana –que manejaba los correspondientes derechos- para emitir la señal del partido hacia Santiago dejó en nada la propuesta aquella.

5. Mientras la delegación viajaba a México para enfrentar al seleccionado local, Franciso Fluxá se quedó en Brasil agilizando el préstamo de Elías Figueroa, a pesar de las negativas iniciales del Internacional de Porto Alegre. El asunto sólo se resolvió tras el aval del entonces presidente de la Confederación Brasileña de Deportes y postulante al máximo cargo en la FIFA, Joao Havelange. El acuerdo que permitió el préstamo de Don Elías fue el siguiente: Inter debía jugar el 29 de septiembre ante América de Minas Gerais, como local, por el Campeonato Brasileño. Se logró postergar este pleito para el 10 de octubre, gracias a las gestiones de Havelange garantizando además comprar el correspondiente seguro por el zaguero.

6. Mientras la delegación chilena continuaba su periplo hasta Moscú, la Federación Soviética buscaba argumentos para justificar su posibilidad de no viajar hasta Santiago para disputar el partido de revancha. Para ello, se aferraron a lo que sucedió con el pleito que debían jugar Irlanda del Norte y Bulgaria, también el 26 de septiembre, en Belfast. Problemas de seguridad en dicha ciudad llevaron a los visitantes a solicitar el cambio de sede, jugándose definitivamente en la ciudad inglesa de Sheffield. Esto fue consignado, en su momento, por el informativo FIFA News-.

7. El único periodista que viajó con la delegación hasta Moscú fue el periodista del diario El Mercurio, Hugo Gasc. En sus despachos, entre otros ítems, consignó que cuando Chile entrenó en la cancha del Estadio Lenin en las tribunas había personajes filmando los movimientos de los futbolistas chilenos, sobre todo de Elías Figueroa y Alberto Quintano. Sin embargo, los jugadores siempre han comentado que nunca vieron a nadie más, salvo a los integrantes de la delegación, en el recinto mientras realizaban su práctica.

La foto de la oncena chilena titular que, según la leyenda, fue tomada antes del inicio del segundo tiempo.

La foto de la oncena chilena titular que, según la leyenda, fue tomada antes del inicio del segundo tiempo.

8. En su edición del 5 de octubre de 1973, el diario El Mercurio publicó una fotografía con la alineación de Chile en Moscú. En su pie de foto, se lee lo siguiente: “Alineación histórica. El equipo chileno formado en el estadio Lenin, de Moscú, escenario de la hazaña de nuestro fútbol en la jornada del 26 de septiembre. Y junto con ser una foto exclusiva surge el privilegio de ver juntos a Elías Figueroa y Alberto Quintano, los héroes del histórico empate”. En esa toma se puede apreciar arriba, de izquierda a derecha, a Juan Machuca, Antonio Arias, Guillermo Páez, Elías Figueroa, Alberto Quintano y Juan Olivares. Abajo, en el mismo orden, aparecen Carlos Caszely, Juan Rodríguez, Francisco Valdés, Sergio Ahumada y Leonardo Véliz. ¿En qué momento se tomó esta foto? Según lo escrito por el propio Gasc, fue al retorno de los camarines para jugar el segundo tiempo siendo esta postal gestionada y tomada por el propio enviado especial.

9. El árbitro de este partido, el brasileño Armando Marques, tuvo problemas al abandonar Moscú. Y no precisamente por cuestionamientos a su labor en el duelo, sino que por un problema doméstico. Sucede que el referí, en un gesto de camaradería, había recibido como regalo –previo al cotejo- una maleta con licores soviéticos. Y cuando estaba en el proceso de check in en el aeropuerto para volver a su país, los encargados de aduana le estaban cobrando el impuesto de los bebestibles. Tras reclamar, Marques se evitó complicaciones y dejó el regalito en la capital soviética.

10. Tras la disolución de la Unión Soviética, la FIFA asignó sus registros deportivos a la renacida Selección Nacional de Rusia. Hasta antes de la formación de la Unión Soviética se hablaba del representativo del Imperio Ruso, que debutó en la competencia de fútbol de los Juegos Olímpicos de Estocolmo, en 1912. Tras su renacimiento, su primer partido fue el 16 de agosto de 1992, cuando venció a México por 2-0.

El centrodelantero Arkady Andreasyan sucumbió ante la marca de Elías Figueroa. Terminó reemplazado en el minuto 30, cuando no se pudo recuperar de una falta propiciada por... don Elías.

El centrodelantero Arkady Andreasyan sucumbió ante la marca de Elías Figueroa. Terminó reemplazado en el minuto 30, cuando no se pudo recuperar de una falta propiciada por… don Elías.

Más sobre Selección Chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X