Uruguay vs Chile en Eliminatorias: Una intensa rivalidad marcada por grandes polémicas

Este jueves jugarán por novena vez en Montevideo, por las clasificatorias mundialistas.

Guía de: Selección Chilena

La formación de Chile en 1969. De izq a der: Roberto Hodge, Alberto Quintano, Reinaldo Hoffman, Adolfo Olivares, Leonardo Véliz, Gustavo Laube, Daniel Díaz, Juan Rodríguez, Guillermo Yávar, Carlos Reinoso y Adolfo Nef. Fue victoria charrúa por 2-0. (crédito foto: revista Estadio)

La formación de Chile en 1969. De izq a der: Roberto Hodge, Alberto Quintano, Reinaldo Hoffman, Adolfo Olivares, Leonardo Véliz, Gustavo Laube, Daniel Díaz, Juan Rodríguez, Guillermo Yávar, Carlos Reinoso y Adolfo Nef. Fue victoria charrúa por 2-0. (crédito foto: revista Estadio)

El próximo jueves, la Selección Nacional a cargo de Reinaldo Rueda comenzará el derrotero hacia la clasificación al Mundial de Qatar 2022. La primera estación será el Estadio Centenario de Montevideo, donde Chile no ha tenido buenas experiencias. Experiencias que se pueden resumir en algunas pequeñas historias de lo que sucedió más allá de los límites de la cancha, bajo la coyuntura de la Fase Clasificatoria de los Campeonatos Mundiales. Historias que condimentan las estadísticas históricas. Conozca algunas de esas pequeñas historias.

Eliminatorias México 70, Uruguay vs. Chile 2-0. Era la final del grupo eliminatorio, donde la Roja debía vencer a los locales y a la historia para clasificar a la cita azteca. Y aunque tuvo algunos chispazos, el equipo de Salvador Nocetti sucumbió ante la Celeste. Para la anécdota quedó la ejecución de los himnos previo al silbatazo inicial. Los reclamos chilenos no pasaron por pifias que habría proferido la hinchada local, sino que por la forma en que se interpretaron las líneas de Eusebio Lillo. ”¡Qué lenta la ejecución de nuestro himno!” reclamó la revista Estadio. Tan lenta como el despliegue que Chile tuvo en el Centenario, según la prensa uruguaya. “Una Selección Chilena discreta de recursos, anodina, tibia, sin personalidad ni matices” resumió el lapidario comentario.

Eliminatorias México 86, Uruguay vs. Chile 2-1. Tras la Batalla de Santiago, librada dos semanas antes en el Estadio Nacional –con frutas de la estación como principal agresión hacia los futbolistas orientales-, los charrúas prometieron venganza. Tanto, que apenas volvieron a su país comenzaron a calentar al ambiente. Hubo intentos de apaciguar los ánimos, incluso en el programa Sábados Gigantes donde Don Francisco ofició de moderador de un debate entre periodistas nacionales y uruguayos “llamando a la paz”. Todo quedó en buenas intenciones, porque apenas Chile salió por la puerta internacional del aeropuerto de Carrasco comenzó la mencionada venganza con dos huevos que dieron de lleno en la cara de Carlos Caszely. Y en la cancha, el tema no paró donde una piedra dio blanco en la cabeza de Hugo Rubio. Tanto allá como acá fue una guerra.

uruguay_chile

Eliminatorias Francia 98, Uruguay vs. Chile 1-0. Tras el doblete en el Nacional sobre Colombia (4-1) y Paraguay (2-1), la Roja de Nelson Acosta llegó, como nunca, con cartel de favorito ante un Uruguay que iba a la baja. Pero eso no alcanzó porque, sin evidente superioridad, los celestes se impusieron con la mínima. Fue la coronación de una estadía desacertada, que se inició apenas llegó la delegación al aeropuerto de Carrasco cuando al DT Acosta intentaron robarle su maleta mientras emitía declaraciones a la prensa local. El cénit se alcanzó dos días antes del pleito con una emisión por televisión donde algunos seleccionados se contactaron con sus familias. “Tampoco cambió el hábito de la desconcentración. Cesada la vieja costumbre de las compras (no por alguna campaña de profesionalización, sino porque ahora en Chile hay mejor y más barato), la nueva es dedicarse a negociar con la televisión y protagonizar transmisiones. Era imposible, en la noche del lunes, al ver en pantalla a los seleccionados nacionales y a sus esposas, no recordar aquellas inolvidables emisiones previas a las peleas de Martín (Vargas), con “la señora Mireya” por un lado y “Martincito” en un gran sillón. Mientras más transmisión. Más le pegaban a Martín. Pueblerino. Pueril. Inadmisible” escribió por esos días el maestro del periodismo deportivo, Edgardo Marín. Definitivamente, algunos seleccionados estaban en otra.

El zapatazo de José Batista abrió la cuenta a favor de Uruguay, en abril de 1985. Sería 2-1 a favor de la Celeste. (crédito foto: revista Deporte Total)

El zapatazo de José Batista abrió la cuenta a favor de Uruguay, en abril de 1985. Sería 2-1 a favor de la Celeste. (crédito foto: revista Deporte Total)

Eliminatorias Korea-Japón 2002, Uruguay vs. Chile 2-1. Tras la nueva caída en Montevideo, la Roja quedaba última en la tabla de posiciones con apenas 1 punto en tres fechas jugadas –apenas un empate con los peruanos, derrotas ante los argentinos y los uruguayos-. Sin embargo, el DT Nelson Acosta intentaba sacarle peso al ambiente diciendo en la rueda de prensa post partido que ese momento era similar a lo que había vivido en el inicio del camino a Francia 98. “En tres partidos teníamos cuatro puntos. Hoy sólo uno, jugando ante Argentina y Uruguay, y no frente a Venezuela. Si ganamos a Paraguay estamos igual”. Ante eso, un relator presente en esa conferencia, reflexionó: “Es vergonzoso, habla puras hue…”. Era el inicio de la peor clasificatoria que ha registrado una Selección Nacional.

Eliminatorias Mundial 2006, Uruguay vs. Chile 2-1. El quinto episodio de esta saga es recordado por la gresca que se armó entre ambos equipos, en el túnel de acceso a la cancha, momentos antes de iniciarse el encuentro. Protagonistas de aquello fueron el local Javier Chevantón y el defensa nacional Rafael Olarra, quien hace algún tiempo recordó aquella situación. “Estábamos en el túnel del Centenario a punto de salir a la cancha. Ese espacio es tan estrecho que sólo caben dos personas, una parada al lado de otra, por lo que chocábamos con los hombros de los uruguayos. Nosotros salimos primero, nos formamos en fila y luego fue el turno de Uruguay. El último de ellos era Chevantón. Y pasó entremedio de ambas filas, con los codos arriba, empujando, y me mete un codazo en la espalda, porque era más chiquitito que yo. Cuando me di vuelta, me di cuenta que me había agredido, que no había sido una casualidad. Entonces le tiré una patada y cayó al piso. Quedó la escoba, porque reaccionaron ellos y nosotros también. Era como una jungla. Todos tipos grandes tirando manotazos, zapatazos, patadas voladoras. Hubo de todo. Yo trataba de cubrirme, pero igual lanzaba combos. Al final salimos todos desarmados a cantar los himnos” concluyó el Flaco.

Eliminatorias Sudáfrica 2010. Uruguay vs, Chile 2-2. Segundos antes del inicio del partido, Marcelo Salas se acercó a la banca nacional para el último sorbo de agua. En ese instante, el paramédico Eduardo Urrutia le dijo “vienes a cambiar la historia de nuevo…”. El Matador, devolviendo la botella, contestó: “Por algo vine”. Un par de horas después, Salas había anotado los dos goles nacionales para el 2-2, y de paso se había afianzado el goleador histórico con 37 anotaciones. De ese partido también quedó la imagen del profe Luis Bonini, cuando, al retorno del entretiempo y en la salida del túnel, le gritó a Humberto Suazo “Chuipete y la c… ¡Te quiero ver, papá!”

Domingo 18 de noviembre de 2007, minuto 59, Chile acaba de empatar la cuenta con una palomita de Marcelo Salas. La mitrada desafiante del Matador confirma lo que había dicho en la previa, de haber llegado hasta allá para cambiar la historia.

Domingo 18 de noviembre de 2007, minuto 59, Chile acaba de empatar la cuenta con una palomita de Marcelo Salas. La mitrada desafiante del Matador confirma lo que había dicho en la previa, de haber llegado hasta allá para cambiar la historia.

Eliminatorias Brasil 2014, Uruguay vs. Chile 4-0. La previa del duelo en Montevideo fue un festín para la prensa farandulera, ya que había estallado el escándalo del Bautizazo, cuando cinco de los convocados volvieron a Pinto Durán, después de celebrar el bautizo del hijo de Jorge Valdivia, en un “estado no adecuado” según informó el DT Claudio Borghi. Tras el numerito, el estratego descartó al Mago, Arturo Vidal, Gonzalo Jara, Jean Beausejour y Carlos Carmona dando pie a un show mediático, con conferencia de prensa de los involucrados intentando aclarar lo sucedido. La guinda fue el resultado en el Centenario, donde Luis Suárez aprovechó todo el desorden de la Roja anotando un póker.

Eliminatorias Rusia 2018, Uruguay vs. Chile 3-0. El partido que fue tildado como la dulce revancha de los charrúas tras la derrota sufrida en los Cuartos de Final de la Copa América cuatro meses antes –con el dedo de Jara incluido- se jugó en los momentos en que en el aeropuerto de Santiago Sergio Jadue tomaba el avión hasta Miami, “por unas vacaciones” comentaba el, en ese entonces, aún presidente de la ANFP. Tras aquel partido, donde la Roja “cayó inapelablemente”, el DT Jorge Sampaoli aclaraba a la prensa que no se iba del equipo… todavía, porque faltaba poco para que comenzara con su discurso de que se sentía “cautivo”.

Más sobre Selección Chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios