El doloroso divorcio de Eva Longoria y Tony Parker por infidelidad: La actriz sufrió la peor de las traiciones

La intérprete la pasó mal al leer mensajes entre el basquetbolista y otra mujer. Un escándalo con escabrosos detalles.

Guía de: Series de TV

 

www.nydailynews.com

www.nydailynews.com

No existe trago más amargo que el de la infidelidad. Sentir que a uno lo están atacando por la espalda. Que están abusando de la confianza para actuar de mala fe. Actitud que, para muchos, es la peor de las traiciones e implica romper de inmediato con la relación.

Eso le ocurrió a Eva Longoria, protagonista de la serie “Desperate Housewives” (Amas de Casa Desesperadas), quien estuvo casada con el base de los San Antonio Spurs entre 2007 y 2010. Estuvieron juntos, en total, por espacio de siete años.

La boda, cuando contrajeron matrimonio, fue a todo lujo. Y la unión matrimonial entre ambas celebridades causó gran expectativa entre los medios. Basta con decir que, según un listado de la revista Forbes, las imágenes del casamiento llegaron a estar entre las mejor pagadas por las publicaciones especializadas en farándula.

Sin embargo, todo quedó en la nada. Todo terminó en un amargo divorcio. Porque para finales de 2010, la intérprete descubrió mensajes de texto entre el basquetbolista y la exmujer de Brent Barry, compañero en los “Spurs” entre 2004 y 2008.

Longoria aseguró en su momento que “encontré centenares de mensajes de texto de Parker con la esposa de uno de sus compañeros”. Mensajes que -por razones obvias- eran privados, pero luego salieron a la luz e hicieron que explote el conflicto.

La esposa de Barry, Erin, también se encontraba en el proceso de divorcio. Y el jugador admitió, años más tarde, haber escrito esos mensajes… aunque se defendió a través de allegados que dijeron que la relación clandestina no pasó de las insinuaciones.

Ya en 2015, en una entrevista con Canal +, el francés reconoció que la del divorcio “fue una experiencia difícil y dolorosa de mi vida” por la exposición a la que se sometió:

“Este es el mundo en el que vivimos hoy en día. Todo está en Internet y las redes sociales. Hollywood es otro mundo. Un nivel por encima”, se lamentó Parker.

El basquetbolista, aun con la alta rotación en los canales de televisión por su condición de deportista de elite, pareció no darse cuenta de que se había casado con una actriz demasiado reconocida como para que un escándalo de este tipo pasara desapercibido.

Pareció no reparar en que, ante una “bomba” informativa como la noticia de la separación de Longoria, su rostro desfilaría por todos los medios de farándula.

Luego de la turbulencia que representó el ruidoso divorcio por infidelidad, ambos se encuentran felices. La actriz está junto al productor televisivo mexicano José Bastón, mientras el jugador de los “Spurs” volvió a casarse, en este caso con la periodista francesa Axelle Francine.

Más sobre Series de TV

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X