Inicio » Tecnología » Equipo

Microsoft compra Nokia: Lo que nadie ha dicho de la millonaria transacción

El CEO de Microsoft, quien ya juega su cuenta regresiva, hizo su última gran movida, y ha sido matar los teléfonos Nokia.

Hace dos años y medio un ex alto ejecutivo de Microsoft, con la mejor sonrisa PEP posible asumía como CEO de Nokia, bajo la promesa de “convertirla en un verdadero rival”.. en “una empresa innovadora”… en … en realidad en muchas cosas que no fueron.

En este periodo Nokia ha debido hasta vender sus edificios corporativos para pagar la cuenta del agua y sus Lumia con Windows Phone no han sido exactamente un negocio, por el cual Microsoft pagó US$1.300 millones en febrero de 2011.

Hoy si no fuese porque BlackBerry está más que mal, Nokia estaría peor y las cifras en rojo desde que prácticamente era una administración de Ballmer encubierta así lo han demostrado.

Nokia Microsoft

Foto: foromarketing.com

Nokia se merecía más respeto y los más de 100 años de aporte a la ciencia y tecnología (no nos referimos al juego Snake de los Nokia 1100 como un aporte precisamente) se fueron al Museo.

El CEO de Microsoft, quien ya juega su cuenta regresiva, hizo su última gran movida, y ha sido matar los teléfonos Nokia.

De ahora en adelante y por mucho que quieran mantener la marca (cosa que sera difícil)  Microsoft deberá demostrar que tiene no solo la plata de las licencias con Windows, sino que la capacidad creativa, como por ejemplo, la apreciada en su division Xbox.

Nokia se queda como proveedor de redes en lo referente a implementación de estructuras, y el negocio de mapas HERE que ya se quisiera Apple o el mismo Google.

Por qué no lo compró completa? Pues Microsoft gana plata en sus consolas, algo le queda de los Windows,  pero siempre ha perdido plata en su buscador Bing y ahora en sus tablets Surface.

El pagar US$7.200 millones por un pedacito del negocio era más que suficiente, arrastrando ahora el expertise de tener los mercados abiertos…. Nada más que eso!!

Recordemos cuánto le ha costado a Microsoft monetizar Skype tras pagar US$8.000 millones hace solo dos años y medio.

Hoy no hay una segunda opinión y en esta vuelta, tras la confirmación de la compra de Nokia, solo queda pedir un minuto de silencio por todo su aporte y desearle lo mejor a Microsoft, pues de seguro la necesitará.

En la carrera de smartphones con Windows Phone correrán solos, pues difícilmente un Samsung o un HTC siquiera pregunten cuanto valdrá la licencia.

Ya no es tema.

Ballmer en menos de un año, leerá esta columna y de seguro querrá volver  para pedir disculpas.

Más sobre Tecnología

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X