Inicio » Tecnología » Equipo

Soporte de bajo costo para cámaras fotográficas

Una simple solución, que para muchos tendrá poco de tecnológica, ayuda a que esa foto que deseamos capturar no se frustre ante movimientos indeseados que alteren la imagen. Aquí, una guía artesanal para solucionar el problema, pero muy efectiva.

A muchos de nosotros nos ha pasado, creemos haber sacado una excelente fotografía, pero al momento de verla nos damos cuenta que está totalmente movida. Finalmente, la foto sacada no nos sirve.

Esto sucede sobre todo cuando aplicamos mucho zoom (un par de milímetros de movimiento al sostener la cámara son muchos centímetros o metros sobre el objeto al que le sacamos la fotografía a gran distancia) o con pobres condiciones de iluminación, lo que hace que el obturador (ojo de la cámara) permanezca mucho tiempo abierto, dando ambas condiciones un mal resultado.

Las soluciones naturales a este problema podrían ser 3:

  1. Usar un trípode, lo cual sería lo mejor ya que nos asegura que la cámara no se movería, pero claramente la menos práctica de todas.
  2. Usar lentes con estabilización de imagen, lo cual es muy útil, pero también una de las más caras (pueden agregar sobre US$200 al valor del lente)
  3. Usar un soporte de bajo costo, y es lo que les mostraremos ahora.

Uno se imagina como soporte una estructura sobre la cual dejamos algo encima, pero en esta oportunidad será algo distinto, usaremos un pequeño cordel atado a un tornillo y unido a una argolla en su otro extremo

Tornillo, cordel y argolla

Foto: Sebastián Beeche

Así se ve este soporte

Materiales:

  1. Tornillo de 20 mm. de largo con hilo de 1/4″ Witworth (está en cualquier ferretería)
  2. 2 metros de cordel de 1,5 mm.
  3. una argolla o arandela que tenga algo de peso

Una vez armado el cordel con ambas piezas en sus extremos como aparece en la imagen superior, insertamos el tornillo en el hilo que todas las cámaras (tanto de fotos como de video) tienen debajo para engancharse de un trípode. A continuación pisamos con el pie la arandela que tendremos en el suelo y subimos la cámara hasta la altura de los ojos fijándonos que el cordel quede bien tenso y mantenemos esa posición.

Soporte bajo costo

Foto: Sebastián Beeche

Soporte en base a un cordel, es importante siempre tener el cordel tenso

Al quedar el cordel tenso, ya que estamos tirando de la cámara hacia arriba, se disminuyen enormemente las vibraciones de la cámara quedando ésta mucho más estable y permitiendo mover la cámara y siempre estar en una buena posición para disparar.

Si bien esta solución es de bastante baja tecnología, nos permite sacar mejores fotografías bajo cualquier circunstancia.

Más sobre Tecnología

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X