Las grandes celebridades que estuvieron a un paso de la muerte: Sobredosis, infartos e intentos de suicidio

Estrellas de las más grandes ligas sufrieron experiencias ligadas con perder la vida.

Guía de: Celebridades

«No way» es la expresión anglo que significa que por allí no hay salida, el camino se cierra de improvisto y hay que volver por la misma senda. No es el ultimátum (esa advertencia del No Retorno de la aviación que indica que hasta allí se puede seguir con posibilidad de freno)… pero casi. El modismo puede utilizarse para aquellos que han optado por un estilo de vida que tiene factura y no suele ser económica. Cada cual sabe qué hace. Somos mayorcitos.

Claro que la expresión es injusta para quienes fueron sorprendidos sin buscársela. Un aneurisma silenciosa, un estadillo interno. Es cierto, el estrés baja las defensas y entonces todo estaría relacionado. Puede ser. Como sea, muchos de los más grandes famosos del mundo llegaron con el último aliento al hospital, donde médicos presurosos y trasnochados les salvaron la vida. A ver…

1559908267_318587_1559908322_noticia_normal

Emilia Clarke sufrió dos traicioneros aneurismas mientras rodaba “Juegos de Tronos”. En la cima misma de su carrera. Sucedió en 2011. De pronto un dolor de cabeza descomunal taladró a la actriz, que fue intervenida de urgencia en el hospital de Neurología y Neurociencia de Londres. Emilia se salvó por un pelito. Pero no terminó allí: Sufrió de afasia, una secuela que impide comunicarse, la peor pesadilla para un artista. “Llegué a pedirle a los médicos que me dejaran morir”.

La muerte tuvo segunda chance en 2013 con un nuevo aneurisma, durante la tercera temporada de GOT. La experiencia fue aún peor que la primera ocasión. Pero otra vez Emilia ganaría la batalla.

owen-wilson-1920

¿Quién no quiere a Owen Wilson”. El actor de “Marley y yo” intentó quitarse la vida en 2007 y se salvó por el llamado oportuno de sus hermanos a la policía. Owen había tomado un cóctel de pastillas que no alcanzó a ser letal. La razón habría sido la depresión que le causó al hombre la ruptura con Kate Hudson. Los duelos amorosos no suelen ser tenidos en cuenta por todos como deberían serlo.

La lista sería interminable, claro. Uno de los artículos más queridos de Guioteca cuenta sobre la hemorragia que sufrió Adele. La cantante era alcohólica e ingresó en la urgencia del centro médico con su garganta al rojo. Aquel fue un fondo en la vida de la estrella, que por suerte pudo comenzar, desde allí, un lento pero persistente ascenso.

Demi-Lovato-2

Demi Lovato fue una de las últimas grandes celebridades que paralizó el corazón de los fans. La joven estrella tomó fentanilo en exceso, la droga que mató a Prince. Años después, entrevistada por Ellen De Generes, Demi contó que fue la relación que llevaba con su equipo de trabajo la llevó al callejón. Un dato: Había dejado de tomar y se volcó a las pastillas. De mal en peor.

_110342737_sharonstone

En 2001 Sharon Stone aun se negaba a dejar atrás sus tiempos de femme fatal cuando un derrame cerebral la puso en el umbral del otro mundo. Ya su madre y abuela habían sufrido de aquello. Nueve días estuvo Sharon al límite. Pero sobrevivió. Años después, la reflexión de Sharon no deja de ser llamativa: “Yo era la gran estrella del momento. Perdí mi lugar en la industria. Fue como… La princesa Diana y yo éramos tan famosas. Ella murió y yo no. Y las dos fuimos olvidadas.”

Días atrás, la muerte sorprendió a Diego Maradona. Un experto en eludirla que finalmente fue cazado. Muchos artistas estuvieron a nada de no poder contar la experiencia. Allí debe radicar la magia del maestro: Jugar al límite pero no caer. Muchos pueden y otros no. Y nosotros, los queremos a todos por igual.

Más sobre Celebridades

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios