Inicio » Cine »

El día que Marlon Brando abusó de Maria Schneider en cámara: caso resurge tras 44 años

La escena de la violación con mantequilla en 'El último tango en París' fue planeada por Brando y Bertolucci. Maria Schneider no sabía lo que iba a suceder.

Guía de: Cine

Estaba oculto y a la vista de todos. “El último tango en París” es recordada, entre otras cosas, por su elevado contenido sexual. Uno de los momentos más famosos de la película de Bernardo Bertolucci es la llamada “escena de la mantequilla”, en la que el personaje de Marlon Brando viola al de Maria Schneider.

La escena de la mantequilla de "El último tango en Paris" (1972)

La escena de la mantequilla de “El último tango en Paris” (1972)

Aunque el film se estrenó en 1972, es recién hoy, más de 40 años después, que los hechos ocurridos durante la filmación están siendo conocidos en el mundo entero. El sitio El mundo de Alycia publicó días atrás una nota al respecto con motivo del Día contra la Violencia de Género en el que incluyó, por primera vez, una versión subtitulada al español de una entrevista concedida en 2013 por Bernardo Bertolucci a la televisión americana. Para entonces, se cumplían dos años de la muerte de Maria Schneider.

El video ha tenido fuerte repercusión, superando al momento las 700.000 visitas. Pero, ¿por qué recién hoy esto toma notoriedad? Quizás, involucrar a Brando y Bertolucci como mentores de un abuso era arremeter contra dos figuras demasiado grandes.

El relato es atroz y no es un rumor ni una especulación, sino la propia palabra del director: “La escena llamada ‘de la mantequilla’ es una idea que tuve con Marlon antes de filmarla, pero me porté horrible con Maria, porque no le dije lo que iba a suceder. Porque quería su reacción como niña, no como actriz. Quería que reaccionara al acto de humillación (…). Creo que ella me odió a mí y a Marlon porque no le contamos el detalle del uso de mantequilla como lubricante.”

 

Me siento culpable, pero no me arrepiento. (…) Quería que Maria sintiera la humillación y la rabia, no que la actuara, por eso me ha odiado toda la vida, sentenció el director italiano, usando el arte como justificación para el horror.

La actriz tenía solo 19 años cuando protagonizó esta escena junto a Marlon Brando, por entonces de 48. Este hecho la marcó de por vida, pero su voz apenas fue oída. Luego de “El último tango en París”, nunca más apareció desnuda frente a cámara.

En 2007, Schneider habló al respecto con el Daily Mail y expresó sus sentimientos sobre el hecho. “Me contaron al respecto justo antes de filmar y yo estaba rabiosa. Debería haber llamado a mi representante o que mi abogado fuera al set porque no puedes forzar a alguien a hacer algo que no está en el guion, pero, en aquella época, yo no sabía eso”.

“Marlon me dijo ‘Maria, no te preocupes, es solo una película’, pero durante la escena, pese a que lo que Marlon estaba haciendo no era real, yo realmente estaba llorando. Me sentí humillada y, para ser sincera, me sentí un poco violada, tanto por Marlon como por Bertolucci. Luego de la escena, Marlon no me consoló ni me pidió disculpas. Por suerte, fue una única toma”

Si bien Maria aseguró que la violación no fue física, no quedan dudas del abuso psicológico. Su vida luego de “El último tango en París” no fue sencilla: tuvo serios problemas con las drogas, relaciones amorosas tormentosas, internaciones psiquiátricas e intentos de suicidio. Pese a todo, Schneider pudo seguir adelante con su carrera como actriz, trabajando sobre todo en su Francia natal. Murió de cáncer en 2011 a los 58 años.

Maria Schneider

Maria Schneider

Su caso, 44 años más tarde, ha resurgido con fuerza en una sociedad que ha cambiado. Por estos días, varios reconocidos miembros de la industria del cine se han pronunciado al respecto, condenando a Brando y Bertolucci. Evan Rachel Wood, que hace días confesó haber sido víctima de violación, escribió en Twitter: “Es indignante y te parte el corazón. Ambos están enfermos si creen que lo que hicieron estaba bien”.

Jessica Chastain dijo que “a toda la gente que adora esa película: están viendo a una chica de 19 siendo violada por un hombre de 48. El director planeó el ataque. Me pone enferma”; mientras que Chris Evans expresó su completo desencanto, señalando que “Nunca veré esa película, a Bertolucci o a Brando como antes. Sobrepasa lo asqueroso. Siento rabia”.

Una muchacha gritó y la oyó el mundo entero; y creyendo que era una farsa, aplaudieron. Detrás, la tragedia se disfrazaba de arte para permanecer muda… hasta la confesión aberrante del verdugo.

Más sobre Cine

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X