Tres tipos de personas tóxicas con las que puedes encontrarte en esta Navidad

Durante la Navidad se intensifican las relaciones sociales. Descubre cuáles son los tres tipos de personas tóxicas más frecuentes.

Guía de: Coaching

Tres tipos de personas tóxicas en Navidad

Las fiestas de Navidad traen consigo un aumento de la vida social de la mayoría de las personas que programan eventos familiares y reuniones con amigos y compañeros de trabajo con motivo del ambiente festivo propio del fin de año. Sin embargo, estos reencuentros personales no siempre vienen cargados de alegrías e ilusiones, sino que también pueden producir más de un disgusto. La energía negativa que aportan las personas con actitudes tóxicas producen un gran desgaste anímico.

En este artículo, enumeramos los rasgos de los tres tipos de personas tóxicas:

1. Las personas toxicas que convierten la queja en un estilo de vida y, por tanto, los mensajes negativos ocupan la mayor parte de su discurso cotidiano. Son personas que focalizan su atención constantemente en una perspectiva negativa de la realidad que da como resultado un número ilimitado de quejas, sin embargo, no ponen su atención en la búsqueda de soluciones. De hecho, cuando un amigo les propone una posible solución o un punto de vista complementario, tienden a rechazarlo rápidamente. Y siguen situados en su posición de pesimismo.

2. Las personas tóxicas que crítican a los demás en un tono negativo y se convierten en jueces del estilo de vida ajeno. Personas que en lugar de hablar de sí mismas y de sus propios intereses personales, convierten a terceros en víctimas de sus dardos envenenados. Aún así, la personas que mantienen este tipo de comportamientos, también pueden mostrarse hipócritas al criticar por la espalda a un conocido y sonreírle en su presencia.

3. La envidia es un sentimiento humano, sin embargo, cuando se convierte en crónico y recurrente en el corazón de una persona, experimenta una actitud de víctima que le lleva a colocarse en un rol de víctima, además de utilizar el mecanismo de defensa de la negación como una forma de negar el propio sentimiento de envidia. En raras ocasiones, una persona envidiosa que critica a otra como consecuencia de los celos, reconoce que la causa de esas críticas es la envidia que siente por la felicidad ajena que le recuerda su propia carencia.

Más sobre Coaching

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X