Científicos ya estudian gran fragmento del meteorito ruso

Científicos rusos descubrieron en la provincia de Cheliábinsk un gran fragmento del meteorito que se precipitó sobre la región el pasado 15 de febrero.

Científicos de la Universidad Federal de los Urales (UFU), han descubierto en la provincia de Cheliábinsk un gran fragmento del meteorito que causo innumerables daños en seis localidades tras desintegrarse en la atmósfera a 20 kilómetros de altura el pasado 15 de febrero. La información e imágenes han sido entregadas a la agencia de noticias RIA Novosti, por el jefe de la expedición para la recolección de muestras, Víctor Grojovski.

Meteorito Rusia

The Russian Academy of Sciencies

Fragmento del bólido de Cheliábinsk

El fragmento de mayor tamaño que ha sido localizado hasta el momento, presenta un peso de más de un kilogramo y forma parte de un centenar de fragmentos, que la expedición encontró al recorrer una superficie de 50 kilómetros a lo largo de la trayectoria de la caída del bólido.

Buscando un trozo mayor

Bólido Rusia

The Russian Academy of Sciences

Fragmento bólido de Rusia.

Grojovski, ha especulado con la posibilidad de que un fragmento de un tamaño mayor, de hasta 60 centímetros de diámetro, pueda encontrarse sumergido en el lago local Chebarkul, donde fue encontrado u cráter de 6 a 8 metros en la superficie helada del mismo. Científicos de la UFU, señalaron haber detectado en el lugar partículas de origen extraterrestre, según los resultados de un análisis químico.

Mientras lo científicos desarrollan su trabajo de rastreo, también un considerable grupo de personas sin relación con esta expedición de búsqueda, se han dirigido al lugar y otras regiones cercanas para buscar un trozo del bólido, esperando posteriormente obtener una cuantiosa suma de dinero por su venta en Internet.

La reacción de los pobladores del lugar, ha sido catalogada como una “extraña fiebre de buscadores de meteoritos”, un nuevo y original pasatiempo centrado en las cercanías de los pueblos de Deputatsky y Pervomaysky, cerca de la frontera con Kazakstán.

La NASA rebaja potencia del bólido

Mientras tanto, la NASA rebajó este lunes de 500 a 470 kilotones la estimación de la energía emitida por la explosión de la roca espacial de Cheliábinsk, sobre la región de los Urales. Junto con lo anterior, el Director del Programa de Objetos Cercanos a la Tierra en el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) de la NASA, Lindley Johnson, precisó que el objeto medía unos 17 metros y pesaba entre 6.400 y 7.700 toneladas, no 10.000 toneladas como se informó anteriormente.

Así también, se ha precisado que el bólido ingresó a la atmósfera terrestre a una velocidad de 18 kilómetros por segundo y explotando a una altura de entre 10 y 20 kilómetros sobre la Tierra. La información fue entregada por Johnson, en el marco de una reunión del comité de la ONU para el uso pacífico del espacio, en Viena.

A continuación puedes observar el siguiente video de la UFU, con el análisis de muestras del meteorito.

Más sobre Exploración Espacial

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X