¿Tenía dos lunas la Tierra? Gran debate científico

Un equipo de científicos lunares, afirma que la Tierra alguna vez tuvo dos satélites naturales, uno de los cuales, se fusionó con nuestra actual Luna.

La idea de que hace 4 mil millones de años, habrían existido 2 satélites naturales orbitando la Tierra, ha sido sugerida por un par de desatacados investigadores lunares, generando gran debate en la comunidad científica.

Dos lunas tierra

Foto: Martin Jutzi and Erik Asphaug

Modelación computacional de la posible colisión de la Luna con su compañera hace unos 4 mil millones de años.

La teoría que originalmente fue publicada en la revista Nature en 2011, y ahora será nuevamente expuesta en la próxima conferencia de la Royal Society de Londres, en septiembre próximo, nuevamente genera gran discusión.

A juicio del coautor del estudio, el Dr. Erik Asphaug, profesor de geología planetaria en la Universidad Estatal de Arizona, es muy natural que la Tierra hubiera tenido en tiempos remotos más de un satélite natural, de hecho, todos los planetas que poseen satélites naturales, con la excepción de la Tierra, tienen más de uno. Es decir, que la Tierra presente un solo satélite natural, es una rareza para la que aún buscamos una explicación.

La “hipótesis del gran impacto”

Actualmente los científicos sostienen que originalmente el Sistema Solar interior constaba de unos 20 cuerpos de tamaño planetario, estos cuerpos habrían colisionado entre sí, resultando de aquello los actuales ocho planetas. También sugieres que  la Tierra y su actual Luna se formaron entre 30 millones y 130 millones de años tras la formación del Sistema Solar, hace aproximadamente unos 4,6 billones de años.

Una de las teorías más aceptadas en relación a la formación de la Luna (“hipótesis del gran impacto”), señala que esta se formó como resultado de un gigantesco impacto generado por la colisión de un objeto del tamaño de Marte contra la Tierra. Esta colisión, habría expulsado una importante cantidad de residuos al espacio exterior. Dichos residuos en la órbita terrestre, posteriormente se habrían fusionado dando origen a la Luna.

Para Asphaug, este proceso evidentemente habría generado inicialmente varias lunas. Sin embargo, estas rápidamente se fusionaron entre si, hasta la formación de  un solo gran cuerpo. Las fuerzas de marea y la gravedad del Sol, probablemente influyeron decididamente en desestabilizar las órbitas de estos cuerpos menores, haciendo que colisionaran entre si. Y precisamente, gracias a estos procesos, podríamos explicar la misteriosa asimetría de la corteza Lunar (diferencias de la superficie entre la cara visible y el “lado oscuro”, ver: “Descarga los grandes mapas del misterioso “lado oscuro” de la Luna”).

Notable simulación por computadora

Hace unos 4 mil millones de años, los escombros del gran impacto habrían decantado en dos cuerpos mayores, nuestra actual Luna y una pequeña luna compañera con sólo el 4% de la masa lunar, esta última, habría durado sólo unos pocos millones de años. Finalmente, ambas habrían colisionado fusionándose. A continuación puedes ver un interesante diagrama que presenta una simulación por computadora de las cuatro etapas de una colisión entre la Luna y su compañera.

Dos lunas tierra

Foto: Erik Asphaug

Simulación computacional de la teórica colisión entre la Luna y un satélite natural compañero.

Para cotejar con datos más precisos la hipótesis de las dos lunas de Asphaug, recientemente una misión de la NASA, denominada misión GRAIL, intentó probar la teoría utilizando satélites especializados para investigar la distribución de la masa lunar, estudiando en detalle su campo de gravedad entre septiembre de 2011 y diciembre de 2012. Lamentablemente los resultados no fueron concluyentes. Y no se habrían encontrado ninguna de las características sugeridas en la estructura interna de la Luna, que fueran consistentes con la idea de la luna compañera.

Más sobre Exploración Espacial

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X