Fotos: Los impactantes efectos de la anorexia en una adolescente que llegó a pesar 30 kilos

De nacionalidad australiana, Christie Swadling se enfermó debido a una obsesión por parecerse a su ídola, Miranda Kerr.

Guía de: Fotografía

Christie Swadling era una joven australiana como cualquier otra, con el peso normal y además deportista, aquello hasta que comenzó a vivir una verdadera obsesión por parecerse a su ídola, Miranda Kerr, cuando tan solo tenía 12 años.

Poco a poco la vida de la joven, que hoy tiene 18 años, comenzó cambiar, las carreras de larga distancia y las competencias regionales de atletismo fueron quedando en el recuerdo para dar paso a una obsesión por los hábitos alimenticios.

Christie-Swadling-1

Christie-Swadling-5

Primero Swadling fue bajando la cantidad de sus comidas, hasta llegar a consumir sólo 200 calorías por día y a tener problemas incluso hasta para caminar. Llegó a pesar apenas 30 kilos.

Todo era detonado por querer parecerse a Miranda Kerr, por emular su espectacular físico. “Me gustaba el hecho de que fuera muy alta y delgada. Amaba su vientre. Siempre tuve problemas con mi estómago y el suyo era plano y sus costillas lucían adorables”, señaló la joven a Mirror.

La obsesión llevó a la menor a la anorexia, la que a su vez la llevó a pasar su cumpleaños número 17 en un hospital. “Los médicos me decían que no sabían cómo estaba aún de pie o viva”, confiesa.

Hoy la joven australiana de 18 años está en la fase de recuperación, pesa 44 kilos y señaló que una de sus metas a futuro es ayudar a personas que sufran lo que ella vivió en carne propia.

Christie-Swadling-4

Christie-Swadling-3

Christie-Swadling-2

Cabe señalar que hoy Christie Swadling trabaja para alcanzar su pésimo óptimo, no está recuperada, pero sí tiene el alta médica.

Más sobre Fotografía

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X