Inicio » Fútbol Argentino » Equipo

Hermano de Messi envuelto en nuevo escándalo: Polémicas han marcado su vida

Matías Messi deberá dictar una clínica de fútbol en Rosario durante un año.

Uno es, para muchísima gente, el mejor del mundo en lo suyo. El otro… evita un control policial a bordo de un Audi A5, donde lleva un arma que no está autorizada. Una historia de hermanos en la que las actitudes de ambos guardan un notable contraste.

Lionel acaba de marcar su sexto “hat trick” en la Champions League, frente al Celtic de Escocia… Matías Horacio acaba de ser condenado a realizar tareas comunitarias.

El tema es así: en 2015, se resistió a frenar ante el pedido de los uniformados y, como consecuencia, deberá dictar una clínica de fútbol durante un año, presentándose por cuatro horas a la semana en el Club Social y Deportivo Leones de Rosario.

www.bigbangnews.com

www.bigbangnews.com

El sábado 3 de octubre de ese año, el hermano de la “Pulga” fue protagonista de un espectáculo nefasto frente a efectivos de Gendarmería, negándose en principio a que su automóvil fuera revisado. Es que en su interior se encontraba una pistola calibre 22 que no estaba autorizado a portar. Y como producto del forcejeo, Matías Messi había recibido una herida cortante en una de sus cejas.

Esta conducta, que constituye un delito excarcelable, lo sentencia además a “abstenerse de abusar de estupefacientes y/o bebidas alcohólicas”, pagar una multa de 500 dólares y evitar mudarse del domicilio de Rosario que declaró durante la investigación.

Pasado oscuro

El hermano mayor del astro del fútbol ostenta un oscuro pasado, lleno de episodios violentos: En 2011, la casa de los Messi, en el barrio rosarino de Saladillo, fue tiroteada.

Matías administra algunos de los negocios de la familia, y según el abogado, los disparos se debieron a “motivos económicos. Los motivos reales del hecho nunca fueron esclarecidos, siendo esta la única versión.

Además, mantiene una amistad con narcotraficantes y barras de la ciudad. Uno de ellos, César Treves, se encuentra en prisión desde 2012 por manejar el automóvil de un asesino y por portación de estupefacientes (pasta base, el químico acetona y precursores para cocinar la droga).

Otro de ellos, Pedro Bismar, es exbarrabrava de Newell’s y relacionado a la banda de narcotraficantes rosarina “Los Monos”.

Esta serie de situaciones llevan a pensar, más que en hechos aislados, en una línea de conducta. Por un lado, la vida sin estridencias de uno de los más grandes exponentes del fútbol. Por el otro, la constante búsqueda de escándalos.

 

 

 

 

 

 

Más sobre Fútbol Argentino

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X