Futbolistas de un solo club

En un fútbol cada vez más marcado por el dinero, siguen existiendo jugadores que no podrían cambiar de equipo, aún si la oferta económica fuera demasiado tentadora. Son los emblema que visten con orgullo la polera de su club. Fieles a los que sólo les importa la pasión por su [...]

Ser ídolo de un club no es sencillo. Se requiere talento, esfuerzo y compromiso. Sin embargo eso muchas veces no basta para trascender en la historia de un equipo. Hay ocasiones en las que el dinero ciega a quienes parecían destinados a vivir una carrera de principio a fin vestido con los mismos colores. Pero por fortuna existen otros: los sedentarios. Los que más allá de buscar nuevas experiencias fuera de casa, hacen de ella su templo.

Casos como el de Francesco Totti grafican perfectamente esta situación. Es un fuera de serie, sin dudas. Lo han querido todos los equipos grandes de Europa, incluidos el Milan y el mismísimo Real Madrid, a quien el dinero no le bastó para romper con la barrera sentimental que ha unido al delantero con la Roma durante los últimos 20 años. Y la gente lo agradece. ‘Il Capitano‘, a quien incluso le han escrito canciones, ha disputado 470 partidos oficiales con la camiseta ‘giallorossa’ y parece prácticamente imposible verlos por separado. Pero no es el único.

El corazón de Liverpool

Nació en Liverpool y desde que era un niño sintió que su camiseta debía ser la del club de su ciudad. Y así fue. A los 9 años entró a la academia de juveniles de los ‘Reds’ y el resto ya es historia conocida. 387 partidos, 84 goles y 13 temporadas vistiendo la camiseta del club inglés lleva Steven Gerrard, donde ha conseguido nueve títulos, uno de ellos la Champions League de 2005, donde además fue elegido como mejor jugador.

Su futuro ha estado ligado continuamente a equipos como Inter de Milán, Barcelona o Real Madrid, pero él no parece escuchar rumores. Simplemente se dedica a pelear más pelotas de las que su capacidad le permite. A correr tras los rivales cuantas veces sea necesario antes de poder quitarles el balón. Es el corazón de Liverpool y probablemente lo seguirá siendo hasta el día que ponga fin a su carrera.

La fidelidad española

Es cierto que Real Madrid es probablemente el equipo más importante del mundo, pero el éxito que han conseguido los capitalinos probablemente habría sido distinto sin su capitán. Iker Casillas fue elegido como el segundo mejor arquero de la primera década del siglo XXI y ha cuajado una carrera brillante, obteniendo todos los premios a nivel colectivo que puede ganar un futbolista. Podría decirse que ya cumplió un ciclo con los ‘merengues’ y que está listo para probar suerte en otro club. Las ofertas le sobran, pero para él eso no es tema. Su objetivo es seguir en club y convertirse en el símbolo que perdió la afición tras la partida de Raúl.

Pero el archirrival del Madrid no podía quedarse atrás y también cuenta con sus jugadores símbolos. Xavi, Iniesta y Puyol son tres talentos formados en La Masía que llevan con orgullo la camiseta azulgrana. Los tres vivieron los malos momentos del equipo catalán, cuando la hegemonía de los capitalinos y su equipo ‘galáctico’ los tenía relegados a un segundo plano y tuvieron opciones de partir, pero decidieron continuar en su club con el fin de poder revertir en algún momento esa situación y el tiempo les dio la razón, ya que actualmente son piezas claves del que es indiscutiblemente el mejor equipo del mundo.

El ídolo paulista

Evitar y hacer goles. Es más de lo que se le puede pedir a de un jugador de fútbol. Sin embargo Rogerio Ceni, de 38 años, ha demostrado que es posible. E incluso ha hecho que parezca fácil. Con sus 100 goles anotados en el profesionalismo, es el arquero con más goles en la historia y haber recibido múltiples ofertas para jugar en el extranjero, pero nunca ha querido dejar el club con el que debutó en 1993: el Sao Paulo.

Pero eso no es todo, con más de 950 partidos disputados, es el jugador que más veces ha vestido la camiseta del ‘Tricolor’ Paulista y parece difícil que su carrera tome un rumbo distinto y deje en algún momento la institución. Y es que es uno de los pocos jugadores que cada semana visten con orgullo la polera de su club. Los fieles a los que sólo les importa la pasión por su camiseta.

Más sobre Fútbol Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X