Joe Gaetjens: El héroe de Estados Unidos en el Mundial de 1950 desaparecido a manos de “Papa Doc”

El ex futbolista había nacido en Haití, y fue en su país donde se le vio por última vez.

Guía de: Grandes Misterios

El Mundial de Brasil 1950 tuvo dos enormes sorpresas: la más conocida es la del “Maracanazo”, partido que Uruguay le ganó a los locales para coronarse campeón por segunda vez.

Antes, eso sí, el gran batacazo lo había dado Estados Unidos, precisamente en el grupo que compartió con Chile: se dio el lujo de derrotar a Inglaterra, los inventores del fútbol.

Y, añadiéndole más sabor a esta historia, el gol lo marcó un ex futbolista que ni siquiera nació en suelo americano. Se trata de Joe Gaetjens, quien tenía origen haitiano.

gaetjens-youtube.jpg

Gaetjens tenía 40 años al momento de su desaparición.

Hijo de una mujer local y un padre alemán, a los 14 años empezó a jugar en el Etoile Haïtienne, uno de los equipos más tradicionales y con el que ganó dos campeonatos (1942 y 1944).

Tres años más tarde, sabiendo que no podía vivir del fútbol en Haití, logró una beca para estudiar contabilidad, al igual que uno de sus hermanos, en la universidad de Columbia.

Instalado en Nueva York, trabajó en un restorán de cocina española. Su jefe, Eugene Díaz, era una empresario que manejaba al Brookhattan, y lo convenció de que fuera parte del plantel pagándole 25 dólares por encuentro.

Gaetjens

Gaetjens en andas tras el histórico triunfo norteamericano.

Como máximo goleador de la American Soccer League, la federación le pidió que formara parte del certamen que consagró a los “charrúas”. Pese a que no tenía la nacionalidad, declaró su intención de ser norteamericano y eso le permitió jugar la Copa del Mundo.

Nadie esperaba que tuviera el tremendo impacto que provocó con su gol a los británicos. Ese 29 de junio, se convirtió en leyenda al anotar en una victoria que dio la vuelta al mundo. De hecho, los ingleses no se recuperaron y quedaron eliminados tras caer después con España.

Gaetjens volvió como un héroe a Haití, y fue esa fama la que increíblemente terminó por condenarlo. A los 29 años, en 1955, se retiró por sus continuas lesiones y se casó, teniendo tres hijos.

Duvalier

Duvalier gobernó desde octubre de 1957 hasta abril de 1971.

La situación política en su nación ya era un caos, y por lo mismo jamás quiso involucrarse. No importó, pues estaba emparentado con Louis Déjoie, quien perdió las elecciones de 1957 con Francois Duvalier, quien gobernaría hasta 1971.

“Papa Doc”, como era conocido Duvalier, se autoproclamó Presidente vitalicio en 1964. La familia de Gaetjens, asustada, arrancó del país. Él no, y eso le costó la vida, porque pensaba que al ser conocido se salvaría.

Fue el 8 de julio la última vez que se le vio. Los militares llegaron a su casa, lo tomaron preso y nadie sabe que pasó, pues su cuerpo nunca lo encontraron. La creencia popular señala que, junto a otros presos, fue torturado y ejecutado, aunque sin un cadáver es difícil determinarlo.

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios