“La Dama Tóxica”: La enigmática muerte de Gloria Ramírez que pudo generar una tragedia de proporciones en un hospital

Tras ser admitida por un cáncer cervical, falleció el 19 de febrero de 1994.

Guía de: Grandes Misterios

Gloria Ramírez, el 19 de febrero de 1994, ingresó al Hospital General de Riverside, en California, por complicaciones de su cáncer cervical. Lo que nadie esperaba es que se generara uno de los casos más enigmáticos de toda la historia.

Al ser atendida por los paramédicos, se mostraba desorientada y confundida. Dado su pulso acelerado y anormal respiración, decidieron controlar sus síntomas con distintos remedios.

Como vieron que ninguno de ellos hacía efecto, utilizaron la desfibrilación. Y eso fue lo que provocó una serie de sucesos que pudieron terminar en una tragedia de proporciones.

Parte del equipo médico notó un brillo aceitoso cubriendo su cuerpo, y luego se dieron cuenta de que emitía un fuerte olor a ajo desde su propia boca.

Gloria ramirez la dama toxica

Gloria Ramírez tenía solo 31 años al momento de su fallecimiento.

Susan Kane, una de las enfermeras, intentó sacarle sangre, pero el fuerte aroma a amoníaco proveniente del tubo hizo que se sintiera mal y se desmayara.

Otros especialistas sufrieron lo mismo que ella. Uno, incluso, estuvo internado de urgencia dos semanas en la Unidad de Cuidados Intensivos por sus problemas respiratorios.

El Departamento de Salud de California, asombrados por lo sucedido, inició una investigación. A cargo estuvieron Ana Osorio y Kristen Waller, las que concluyeron que todos los que estuvieron a 60 centímetros o menos de ella sufrieron complicaciones.

No había una explicación clara eso sí. Por lo mismo, contactaron al laboratorio Livermore National, el que proporcionó la primera respuesta: Ramírez tomaba un solvente llamado Dimetilsulfóxidoel que se acumuló en su interior debido a un bloqueo urinario.

gloria-ramirez-the-toxic-lady

Más de 20 empleados del hospital terminaron afectados tras atender a la mujer.

Justo antes de empezar con los desmayos, unos enfermeros se dieron cuenta de que en la sangre de la víctima existían ciertas partículas, las que se formaron por la mezcla del oxígeno administrado con el remedio casero.

Respecto al aire tóxico que se sintió en el hospital, se pudo deber al uso de los desfibriladores. Resulta que el Dimetilsulfóxido pasó de DMSO2 a DMSO4, conocido como Sulfato de Dimetilo, un químico venenoso y que es potencialmente un arma mortal.

De acuerdo al Departamento de Servicios Humanos de California, la reacción al interior del recinto médico se debió a una histeria masiva, pues todos los afectados presentaron los mismos efectos.

Basaron su conclusión que no hubo ningún rastro de veneno en Gloria, ni que los paramédicos que estaban en la ambulancia sufrieron daño alguno camino a Riverside.

Riverside

Un año antes de la muerte de Ramírez, se había encontrado otro gas tóxico en la sala de emergencias del hospital.

Julie Gorchinsky, una interna de medicina que era parte del staff aquella noche, desmintió esa teoría. De hecho, ella fue una de las más complicadas, porque tuvo que caminar con muletas por un tiempo tras quedar expuesta al químico.

Fue recién en abril que Ramírez pudo ser enterrada, a dos meses de su fallecimiento, en circunstancias muy extrañas y que nadie, años más tarde, ha sabido explicar con exactitud.

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios