Conozca la red de vigilancia de China que permite saber todo acerca de sus ciudadanos

El sofisticado sistema posee cámaras con inteligencia artificial, las cuales pueden, en pocos minutos, rastrear a una persona e inclusive saber hasta su etnia.

Guía de: Internacional

red de vigilancia China

Muchas cámaras tienen sistema de reconocimiento facial. Foto: BBC Mundo.

Desde hace años, China es considerada una autentica potencia mundial y cada una de sus decisiones son miradas con detención por las distintas naciones del orbe.

Una de sus últimas ‘extravagancias’ según señala BBC Mundo, es la construcción de una vasta “red de videovigilancia” la cual comprende la impresionante cifra de 170 millones de cámaras desplegadas por su territorio, con el propósito de vigilar a sus más de 1.300 millones habitantes. Incluso, se estima que para 2020 se instalarán 400 millones de dispositivos.

En su mayoría, esas cámaras han sido equipadas con inteligencia artificial, por lo que se encuentran capacitadas para reconocer rostros, incluso descifrar la edad, etnia y hasta el género de las personas. De este modo las autoridades pueden hacer coincidir la imagen de un transeúnte con la foto existente en el documento de identidad y de esa forma, en instantes, acceder a toda la información existente de la persona, así como poder rastrear todos sus movimientos.

Si el sistema arroja un rostro tachado como sospechoso, envía una alerta a una sala de control, la cual posteriormente se encarga de contactar a la policía, quienes pueden llegar al lugar donde se encuentra en cosa de minutos.

Experimento

En BBC Mundo, el corresponsal en China del medio de comunicación, John Sudworth, fue detectado por las cámaras en sólo 7 minutos, cuando deambulaba por las calles de la ciudad de Guiyang.

red de vigilancia China

En cosa de segundos, las cámaras pueden identificar a una persona y saber muchos de sus datos. Foto: BBC Mundo.

El vicepresidente de Investigación y Desarrollo de la empresa Dahua Technology, Yin Jun, la cual ha vendido cerca de un millón de cámaras de reconocimiento facial al gobierno chino, señala que sus productos hacen posible cruzar datos de una manera rápida y precisa. “Podemos relacionar tu rostro con tu carro, con tus familiares y con las personas con las que estuviste en contacto. Con las suficientes cámaras podemos incluso saber con quién te reúnes frecuentemente”.

Las autoridades a cargo de esta moderna red han señalado que tiene por objetivo no sólo evitar el crimen, sino también predecirlo, aunque tiene algunos límites éticos. “Para la gente común, solo extraemos sus datos cuando necesitan nuestra ayuda. Cuando no necesitan ayuda, no reunimos su información, la cual permanece solo en nuestra enorme base de datos. Así la usamos cuando es necesario. Los ciudadanos que no tienen nada que esconder, no tienen nada de qué preocuparse”, expresó al medio británico Xu Yan, miembro de la policía en Guiyang.

La industria se defiende

Quienes trabajan en el rubro de las cámaras inteligentes saben que sus productos generan rechazo, pese a los enormes beneficios que, según sus promotores, ofrecen. Así lo refleja la declaración de Daniel Chau, director de marketing de Dahua Technology. “Hay un cierto nivel de incomodidad. Creo que la tecnología por sí misma es una herramienta para los humanos, pero también puede ser un arma. Si está en las manos incorrectas, como por ejemplo en manos terroristas, puede hacer cosas muy malas”.

red de vigilancia China

Xu Yan, policía de Guiyang, en una sala donde se procesan los datos emanados de las cámaras. Foto: BBC Mundo.

De todos modos, hoy se ha desatado el interés en invertir dinero en start-ups tecnológicas que desarrollan softwares de reconocimiento facial.

Por otra parte, el mundo de la videovigilancia movió más de 6.400 millones de dólares durante 2016 en China, asegura el análisis realizado por IHS Markit.

Disidentes

De todas formas y a pesar de las evidentes ventajas que plantea el uso de la tecnología, hay voces que difieren, como la del poeta Ji Feng, opositor al gobierno y quien vive en Beijing, en una zona en la cual viven muchos artistas y cree que él y su comunidad pueden ser vistas como potenciales amenazas por las autoridades. “Puedes sentir los ojos puestos en ti todos los días. Ojos invisibles que siempre te siguen, sin importar lo que hagas”.

El artista agregó que “las cámaras de alta tecnología harán el trabajo de mantener la seguridad más fácil para la policía, y si la mentalidad de la policía no cambia, la vigilancia a los disidentes podría intensificarse”.

red de vigilancia China

El sistema permite relacionar un rostro con el automóvil de una persona. Foto: BBC Mundo.

Por otra parte, Human Rights Watch señaló que este sistema de recolección de datos implementado por la policía china “es una violación de la privacidad” y busca “seguir y predecir las actividades de los disidentes”.

Sin lugar a dudas, la polémica sigue en pie. Y tú, ¿qué opinas?

Más sobre Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X