Feligreses mexicanos generan indignación tras dar limosnas con billetes falsos

En varios estados del país se ha masificado el fenómeno que busca apropiarse indebidamente de dinero real para fines particulares.

Guía de: Internacional

Algunas iglesias católicas han sido estafadas por sus mismos feligreses. Foto de referencia: Infobae.

Algunas iglesias han sido estafadas por sus mismos feligreses. Foto de referencia: Infobae.

La Iglesia Católica en la popular urbe de Ciudad de México no lo pasa bien por estos días. Esto porque en reiteradas oportunidades ha sido víctima de un nuevo tipo de fraude y que ha sido denunciado por sus sacerdotes: Muchos feligreses han entregado recursos a través de colectas con billetes falsos.

Pero todo busca un financiamiento ilegal para otros fines. El fraude opera de la siguiente forma:  Cuando llega el momento de dar la ofrenda durante la misa, algunos inescrupulosos pagan con billetes falsificados que ascienden a 100, 200 y 500 pesos, algo así como 5,2; 10,5 y 26,3 dólares, respectivamente. Los monaguillos inocentes cambian el dinero, quedándose con un billete falsificado, en tanto los fraudulentos se retiran con monedas reales.

Alfredo Ramírez Jasso, quien oficia como sacerdote de la Iglesia Nuestra Señora de Guadalupe del Buen Tono, señaló a la cadena mexicana Televisa sus apreciaciones. “Es un fenómeno que se está dando cuando la persona que hace la colecta recibe el billete. En ese momento no va a estar viendo si tiene todas las seguridades que tienen los billetes y pide cambio. Si da uno de 500 –pesos-, pide 200. Esa es su ganancia”.

Por otra parte, Carmen Rodríguez, quien es una feligresa que asiste regularmente a las misas de la Parroquia del Espíritu Santo, expresó al portal argentino Infobae, que todo se descubrió cuando las iglesias se dirigían al comercio para comprar cosas necesarias para el culto y fueron advertidos por personal de las tiendas. “Me ha tocado pasar esas vergüenzas cuando me toca ir a comprar cosas para la iglesia. Me ha pasado en la tienda, en el súper, a veces hasta en el tianguis (mercados ambulantes). Pero uno tiene que confiar en la gente, no les podemos decir que nada más nos den cambio (monedas), porque estamos seguros de que la mayoría de la gente es de buena fe”.

La mujer asegura que antes los casos producidos eran esporádicos, pero ahora todo se ha trasformado en lucrativo dolo. “Lo hemos platicado con el padre y se nos hace de muy mal gusto también el ponernos a revisar el dinero después de que recogemos la limosna, y pues no confiamos en la gente, antes eran pocos los casos, pero ahora sí nos están rebotando (regresando) el dinero más seguido. Pensamos que es gente que en algún lado le dan el billete falso y pues, para no perder el dinero, viene y lo cambia aquí con nosotros” expresó Rodríguez.

Este fenómeno no es propio solamente de Ciudad de México, puesto que se han registrado casos en Jalisco y otros estados. Hasta este minuto la Iglesia Católica aún no se pronuncia al respecto, ni tampoco lo ha hecho la Arquidiócesis de México.

Más sobre Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X