Entrevista a Rowena Bird, co-fundadora de Lush Cosmetics: “Testeamos nuestros productos usando humanos”

"Nuestra pasión (pasa) por eliminar el testeo en animales", dijo durante una entrevista con Guioteca en Londres.

Guía de: Maquillaje

Foto: Guioteca

Foto: Guioteca

Conversamos en Londres con Rowena Bird, una de las co-fundadoras de Lush Cosmetics, sobre el presente y el futuro de esta importante compañía que ha hecho de la lucha contra el testeo en animales una de sus banderas más destacadas.

Lush es una marca que cuenta con 800 tiendas en 49 países, además de 8 fábricas en todo el mundo. Su sello es producir una cosmética natural, hecha a mano, lo que hace que muchos de sus productos se encuentren entre los favoritos de las mujeres.

De todo esto, y más, trató la entrevista con Rowena Bird.

-¿Cómo definirías tu estilo de liderazgo en una compañía que es conocida por tener una fuerte voz y un fuerte compromiso con sus creencias?

Trato de liderar con el ejemplo y seleccionado a las personas correctas para que trabajen conmigo. Con el equipo correcto puedes alcanzar lo que sea. Como negocio, nuestra meta es inspirar y motivar, lo opuesto a dictar.

-Las mujeres realizan la mayor parte de las decisiones de compra en el mundo en casi todas las categorías. Cosméticos es de una de las más grandes, por supuesto, pero en la mayoría de las compañías no hay mujeres en los altos mandos. En Lush estás tú, Helen Ambrosen, Mo Constantine y Elizabeth Bennett como co-fundadoras. ¿Crees que eso hace una diferencia en la manera en que la compañía hace negocios?

Liz ya está retirada, pero nosotras continuamos muy involucradas en el negocio. También tenemos a muchas mujeres en cargos directivos, pero esto se debe más a su competencia que a su género. Es realmente difícil decir si somos diferentes por este mix… Este mix se debe a lo competentes que son, por lo tanto es la mezcla de habilidades la que hace la diferencia.

-Durante el evento Creative Showcase 2016 mostraron su compromiso con muchas causas que son importantes en el mundo, pero eché de menos alguna referencia a la batalla que las mujeres están librando mundialmente por la igualdad de sus derechos, ¿a qué se debió esto?

No creemos que el género tenga que ser enfocado como algo que impide a las personas avanzar en nuestro negocio. Simplemente no es un problema para nosotros. Brindamos trabajos basados en habilidad y pasión. No importa tu género, sexualidad, color de pelo, si tienes tatuajes o piercings… Si eres apasionado y altamente competente en algo, y tienes el empuje para alcanzar el éxito, encontraremos un lugar en nuestro negocio.

Obviamente la inequidad de géneros es un problema global y estamos conscientes de él y lo afrontamos a través de nuestras prácticas de compra ética. Por ejemplo, apoyamos y compramos ingredientes de mujeres de cooperativas alrededor del mundo, permitiéndoles ganar independencia a través de su ingreso. Obtenemos nuestras hojas de aloe vera para los productos Charity pot de una zona del norte de Kenia, Laikipia, específicamente de la comunidad de mujeres Maasai. Este proyecto ha sido apoyado a través de nuestra fundación para construir un futuro sustentable usando permacultura para hacer crecer aloe en una escala comercial, así como cultivos nutricionales para mejorar la dieta de estas comunidades y su expectativa de vida. También obtenemos manteca de karité de la Comunidad de mujeres Frafra en Bongo Soe, una cooperativa que está transformando las vidas de mujeres en Bolgatanga, Ghana. El aceite de argán, a su vez, lo obtenemos de cooperativa de mujeres en Marruecos.

-Lush es una compañía internacional fundada en un país del primer mundo, comprometida con el trato ético de sus proveedores y empleados. ¿Cómo lidian con su presencia en países en los que la regulación laboral no respeta al trabajador?, ¿es algo que los preocupa?

Es una preocupación y por eso es que preferimos trabajar directamente con los productores y saltarnos a los intermediarios por completo para poder asegurar un precio y un trato justo. Nuestro equipo de compra ética crea relaciones personales con nuestros granjeros y los visita regularmente para desarrollar alianzas que apoyen a las comunidades, asegurando que los ingredientes que compramos tengan un impacto benéfico no sólo para la gente, sino también para el planeta. Luchamos para ser regenerativos en nuestra práctica de negocios. La verdadera sustentabilidad debe cubrir el impacto ambiental, social y económico. Nuestra visión de largo plazo es crear cadenas que no sólo sean sustentables, sino también regenerativas, dando más de lo que se toma en materia de recursos.

Foto: Guioteca

Foto: Guioteca

-¿De todas las novedades que se anunciaron este 2016, cuál es la que te hace sentir más orgullosa?

Que hayamos podido hacer este showcase creativo en auto-preservación y tener tanto de qué hablar y mostrar. Esto ha sido el trabajo de una vida para nuestro equipo creativo, por lo tanto es un momento de orgullo verlo materializarse y todos están muy entusiasmados al respecto.

También me puso muy contenta ver a tanta gente totalmente inmersa en el mundo Lush, disfrutando lo que había para ver y hacer. Amo la actitud positiva y proactiva que fluye a lo largo de nuestra compañía mundialmente.

-¿Cuál dirías que es tu desafío personal como líder en Lush, de cara a los últimos 3 años de esta década?

Personalmente, mantenerme al día con la tecnología, que amo, pero no siempre entiendo qué hacer con ella. Me toma un tiempo engancharme.

Como negocio, todavía estamos peleando en contra del testeo en animales. Podrías imaginar que lo arcaico, pasado de moda e inválido de testear productos en animales sería una cosa del pasado con todos los avances modernos en la ciencia y especialmente en los cosméticos, pero desafortunadamente no lo es. Esto es algo que seguimos peleando activamente y continuaremos haciéndolo hasta que sea una cosa del pasado.

Nosotros logramos testear seguramente nuestros productos usando humanos y muchos otros métodos alternativos incluyendo in vitro, que nos parece la manera más segura y precisa de testear.

Nuestra pasión por eliminar el testeo en animales nos llevó a comenzar el premio Lush Prize hace 5 años. Es una alianza entre Lush y la organización Ethical Consumer diseñado para premiar grupos o individuos que estén trabajando en el campo de los estudios científicos libres de crueldad animal, proyectos de creación de conciencia y generación de lobby para ayudar a terminar con esta práctica. El premio consiste en 250.000 libras esterlinas, es el mayor en el sector de testeo sin animales y busca presionar los asuntos de testeo seguro para productos de modo de complementar proyectos que ya están trabajando el tema.

Hasta ahora ha entregado más de un millón de libras a proyectos previos para eliminar el testeo en animales y estamos felices de anunciar dos nuevas categorías para investigadores jóvenes en Asia y en América. Estos nuevos premios triplican el fondo disponible para investigadores de años previos y nos permiten alcanzar a quienes desean trabajar con testeos sin animales, pero enfrentan obstáculos como la falta de financiamiento o pocas oportunidades en el área.

-Finalmente, cuando entras a una tienda Lush, lo principal son los aromas y recuerdos. ¿Cuál es el aroma que te lleva inmediatamente a un momento feliz?

Diferentes flores… Las lilas me llevan a los 2 años, jugando bajo el árbol morado de lilas frente a nuestro jardín con mi hermano pequeño. Y luego algunas rosas; puedo ser transportada directamente a cuando tenía 5 años en el jardín de mi abuela. Una vez creé un jardín de rosas basado completamente en sus fragancias y no en sus colores, porque cada una de ellas me recordaba a alguien de mi familia. Desearía haberlo desenterrado y traído conmigo cuando me mudé de casa.

Más sobre Maquillaje

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X