Inicio » Ovnis »

Marina de EE.UU. decide no publicar video original de un OVNI “para no dañar la seguridad nacional”

Organismo militar declinó acceder a petición formal hecha por investigador independiente.

Guía de: Ovnis

En 2017, se viralizaron por Internet unos videos tomados por pilotos de la Marina de los Estados Unidos, donde se apreciaba un objeto que no se asemejaba a ningún aparato aéreo convencional (ver nota acá). Esta divulgación la hizo el importante diario estadounidense “The New York Times”, medio que entrevistó a los mencionados testigos de ese acontecimiento que habría tenido lugar en el océano, cerca del sur de California durante el año 2004.

Fue tal la repercusión que alcanzó el reportaje que, tras las presiones del público, la Marina se vio obligada a emitir un comunicado donde reconocía a existencia de tales videos y que el objeto que aparecía en ellos carecía de una explicación científica, por lo que fue calificado como “objeto aéreo anómalo”.

ovni avistado en 2004

Foto: Imagen del ovni avistado en 2004.

Si bien tal denominación no confirma que lo avistado sea necesariamente extraterrestre, para los entusiastas del fenómeno OVNI resultó ser un hito en la historia de la ufología, pues era la primera vez que la Armada de Estados Unidos no se apresuraba en calificar los posibles ovnis como simples “globos meteorológicos” o “aviones no tripulados” (“drones”).

Pese a ese gran avance en materia de transparencia, ni la Marina, ni el Pentágono se refirieron a la posible naturaleza del objeto ni tampoco liberaron los otros videos que existirían del mismo avistamiento, según lo que relataron los pilotos al New York Times y que, al parecer, eran mucho más nítidos que los revelados por el mencionado periódico estadounidense.

Recientemente, y de acuerdo a lo informado por el medio Business Insider, se escribió un nuevo capítulo de esta historia, pues un investigador privado llamado Christian Lambright solicitó formalmente la difusión de estas hipotéticas imágenes a la Marina, en virtud de la Ley de Libertad de Información, la cual obliga a los organismos públicos de Estados Unidos a liberar información si uno de sus ciudadanos así lo solicita.

Video difudido por The New York Times en 2017:

 

Pese a lo anterior, hay ciertas restricciones a esta libertad como, por ejemplo, que dichos documentos sean calificados como de “alto secreto”.

Eso es lo que justamente habría sucedido con la petición de Lambright, pues fue rechazada por la Armada ya que publicar los videos que permanecen secretos, según este organismo militar, podría causar “daños excepcionalmente graves a la seguridad nacional de los Estados Unidos “.

Consultada sobre esta particular situación, la portavoz del Pentágono, Susan Gough, anunció esta semana que está en curso una investigación “sobre los avistamientos”. No obstante, no aclaró si las conclusiones de esta investigación se harían públicas.

Tras enterarse de esta “censura”, varios fanáticos de los ovnis han comentado en las distintas redes sociales que, al negarse a liberar tales videos, la Marina está reconociendo indirectamente la existencia de los ovnis. En tanto, para los más cautos también es posible que, al catalogar dichos videos como de “alto secreto”, efectivamente se estaría protegiendo la seguridad nacional, pues demostraría que la principal potencia militar del mundo estaría desprotegida ante eventuales aparatos aéreos de alta tecnología de otros países como China o Rusia.

Más sobre Ovnis

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X