Papa Francisco sorprende con dura carta a obispos chilenos por abusos sexuales: Graves acusaciones

En un documento de diez carillas, el Sumo Pontífice realizó fuertes críticas a la Iglesia Chilena y su pasivo rol en el caso Karadima.

Guía de: Medios Sociales

La reunión con obispos chilenos duró tres días y arrojó la renuncia d e los representantes de la Iglesia chilena.

La reunión con obispos chilenos duró tres días y arrojó la renuncia d e los representantes de la Iglesia chilena.

La Iglesia Católica del mundo y sus feligreses han quedado en shock luego de que todos los obispos de la Iglesia Católica de Chile, tomaron la determinación de poner a disposición del Papa Francisco sus cargos, luego de que el Sumo Pontífice los llamara a reunión tras su inacción en las denuncias por abusos sexuales a menores, entre ellos los cometidos por el ex polémico párroco de El Bosque, Fernando Karadima.

En la ocasión, según señala Emol.com, los obispos Fernando Ramos y Juan Ignacio González leyeron una declaración en la que confirmaron que “por escrito hemos puesto nuestros cargos en manos del Santo Padre, para que libremente decida con respecto a cada uno de nosotros”.

En la misiva los miembros de la iglesia solicitaron perdón a las víctimas y junto con eso agradecieron su persistencia en mantener sus denuncias en el tiempo debido a su “perseverancia y valentía a pesar de las enormes dificultades que han debido afrontar tantas veces en medio de la incomprensión y los ataques de la propia comunidad eclesial. Una vez más imploramos su perdón y su ayuda para seguir avanzando en el camino de la curación y cicatrización de las heridas”.

Documento de Francisco

Unas horas antes de que los obispos chilenos pusieran sus cargos a disposición, el noticiero Teletrece filtró un documento de diez carillas que la máxima autoridad de la Iglesia Católica repartió en Roma a los principales líderes de la Iglesia en Chile, donde los citó a reunión, en donde realizó críticas debido a su rol pasivo en las denuncias de abusos a menores.

En el documento, Francisco dijo “La remoción de personas no alcanza” para reparar el “escándalo”. Además realizó duras acusaciones contra la iglesia Chilena, por la destrucción de documentos comprometedores relacionados con las causas y las presiones ejercidas por las autoridades eclesiásticas contra los que debían investigar estas denuncias de abusos.

Además, Francisco señaló que “Duele constatar que, en este último periodo de la historia de la Iglesia chilena, esta inspiración profética perdió fuerza para dar lugar a lo que podríamos denominar una transformación en su centro” señalando que la cúpula de la iglesia en Chile “se ensimismó de tal forma que las consecuencias de todo este proceso tuvieron un precio muy elevado: su pecado se volvió el centro de atención”.

Uno de los párrafos más duros del texto redactado por el Sumo Pontífice dice que “La dolorosa y vergonzosa constatación de abusos sexuales a menores, de abusos de poder y de conciencia por parte de ministros de la Iglesia, así como la forma en que estas situaciones han sido abordadas, deja en evidencia este ‘cambio de centro eclesial”.

Para redactar el texto Francisco se basó en el informe realizado por el arzobispo de Malta, Charles Scicluna, quien viajó a Chile en febrero para recopilar antecedentes sobre las denuncias de encubrimiento que pesaban sobre el obispo de Osorno, Juan Barros, acerca del mediático caso Karadima.

PUEDE INTERESARTE: RENUNCIA DE OBISPOS CHILENOS ANTE EL PAPA: REDES PONEN PRESIÓN Y PIDEN “LIMPIEZA” EN LA IGLESIA

Buscar reparaciones

Según se entiende leyendo el texto, la tajante respuesta de los obispos chilenos estaría motivada por lo señalado por Francisco, en relación a que sostiene en las diez carillas redactadas que “es urgente abordar y buscar reparar en el corto, mediano y largo plazo este escándalo para restablecer la justicia y la comunión. Los problemas que hoy se viven dentro de la comunidad eclesial (chilena) no se solucionan solamente abordando los casos concretos y reduciéndolos a remoción de personas; esto –y lo digo claramente- hay que hacerlo, pero no es suficiente, hay que ir más allá. Sería irresponsable de nuestra parte no ahondar en buscar las raíces y las estructuras que permitieron que estos acontecimientos concretos se sucedieran y perpetuasen”.

Cerca del final Mario Bergoglio indica que siente “vergüenza” a raíz de las declaraciones que “certifican presiones ejercidas sobre aquellos que debían llevar adelante la instrucción de los procesos penales o incluso la destrucción de documentos comprometedores por parte de encargados de archivos eclesiásticos, evidenciando así una absoluta falta de respeto por el procedimiento canónico y, más aún, unas prácticas reprobables que deberán ser evitadas en el futuro”.

Según indicó la periodista Matilde Burgos, enviada especial por CNN Chile a Roma, se presentaría en los próximos días una renovación total de la Iglesia Católica en el país a medida que, el Papa vaya analizando caso a caso, quienes de los obispos se mantendrán en sus cargos.

Los hechos como se han ido desencadenando han sido ampliamente destacados en la prensa mundial y dejamos algunos titulares a continuación:

Más sobre Redes Sociales

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X