Inicio » Tenis »

Nueva actitud antideportiva del australiano Nick Kyrgios lo pone al borde de la suspensión

El polémico tenista golpeó una bola que por poco impacta en un juez de línea; se especulaba con 25.000 dólares de multa y 28 días de suspensión.

Guía de: Tenis

Ya no sorprende en absoluto. Decididamente, Nick Kyrgios combina gran talento con una personalidad difícil de sobrellevar, con comentarios fuera de lugar y actitudes que no pasan ni cerca a lo aceptable dentro del deporte, en especial del tenis, donde las reglas están orientadas a la caballerosidad.

Tiempo atrás había sido protagonista de un comentado episodio, en el que le dijo al suizo Stan Wawrinka en el Masters de Montreal que un compatriota suyo, Thanasi Kokkinakis, se había acostado con su novia Donna Vekic.

Nick-Kyrgios-polemica-1

Luego de esa conducta cuestionable, lo que mínimamente se esperaba era una merma en este tipo de actitudes. Sin embargo, Shanghai fue el epicentro de nuevas polémicas que podrían derivar en la suspensión del circuito por cuatro semanas.

En el debut frente al austríaco Andreas Haider-Maurer, se quejó de las condiciones de la superficie china al exclamar “qué pista de m…”. Además, criticó al torneo en general cuando lo calificó como “un circo”.

Por estas “obscenidades audibles” fue multado con 1500 dólares, y si hasta febrero acumula una sanción de 5000 dólares, se vería imposibilitado de competir por 28 días.

También, se quejó de la lentitud de los ball-boys y de que los cámaras hablaban en medio de los puntos en juego. Ya en rueda de prensa, bramó: “No verán nunca a Rafa (por Nadal) o Roger (por Federer) en una pista en estas condiciones”. En definitiva, no hubo un solo aspecto que haya sido del agrado del 32 del mundo.

Sin embargo, el show montado por el australiano tendría una función más: este miércoles, durante el partido ante el japonés Kei Nishikori, en el que cayó por 1-6, 6-4 y 6-4, arrojó una pelota a la pared que por poco impacta en un juez de línea.

Como resultado, recibió una advertencia (warning) de parte del umpire Mohamed Lahyani, lo que llevó a una discusión sobre lo antideportivo o no de la jugada. Kyrgios reclamó que “¿eso es antideportivo? No golpeé a nadie y el juez ni siquiera estaba cerca”. La respuesta de Lahyani fue: “Sí, de hecho tuvo que moverse. Creo que eso ha sido demasiado peligroso”.

Finalmente el tenista realizó su descargo e intentó explicar a qué se debió la decisión de arrojar la bola contra la pared: “No golpeé la bola con ira, solo la golpeé. Obviamente estaba cerca de juez de línea -contradiciendo lo que había manifestado anteriormente- pero golpeé la bola sin enojo”.

Más sobre Tenis

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X