Inicio » TV chilena » Equipo

Reality de las Argandoñas, ¿el fin de la TV con contenido?

El programa, antes de ser emitido ya es considerado por muchos como televisión basura y sin contenido.

¿Será qué hemos llegado al fin de la TV con contenido? O será simplemente que vemos lo que la mayoría ve. Oferta vs Demanda.

Muchos se quejan del sueldo extravagante de cerca de $250 millones de pesos que habría pedido Raquel para que la grabaran, además de pedir que la llevaran a vivir a una mega mansión de más de 600 metros cuadrados de terreno, amoblado y decorado por el reconocido Julio Maturana y donde el sólo arriendo sale 3 millones de pesos mensuales, además de otras excentricidades como el hecho de viajar a Estados Unidos sólo a comprar ropa y joyas para lucirlos en el reality, asesores personales y otro lujos.

Reality Argandoñas

Foto: David Alarcón

El reality de Las Argandoñas aún no sale al aire y ya suma varias polémicas.

El reality mostrará momentos de esta atípica familia chilena como es la Argandoña, con todos sus lujos y excentricidades y donde además veremos cosas como el cumpleaños de la mamá de Raquel, las vacaciones al Caribe con Lolo Peña y como celebra Kel Calderón junto a Pablo Schilling el 18 de septiembre. Harto “contenido”. Tenga usted claro que el canal ganará mucho más, pero mucho más de lo que está invirtiendo en las Argandoñas.

La gente critica que el canal estatal emita programas de este tipo y no haga aportes más educativos, culturales o de ámbito social a los chilenos. Pero lamentablemente es un canal que también necesita ganar plata y por lo mismo cuando otros canales con sus programas basura (para algunos) gana muchos millones y ven que la fórmula funciona es de esperarse que sigan la tónica.

Siempre habrá oferta para quien la quiera comprar, y en eso somos responsables nosotros como audiencia.
Si tenemos programas así es porque evidentemente nos gustan. El chileno es así, su idiosincrasia es de doble estándar, anda pregonando y gritando a los 5 vientos que la televisión chilena es basura, pero esas mismas personas llegan a sus casas a ver esos programas, a nutrirse de la misma comidilla que andaban criticando en la mañana y borrando todo con el codo.

Es simple, no se trata de si un programa es bueno o malo, se trata de si un programa es visto o menos visto y nosotros, la audiencia vamos definiendo el tipo de programa que queremos ver, si los realities no los viera nadie, seguramente los canales no invertirían cantidades extravagantes de dinero en hacer estos programas.

Así que no basta con quejarse y andar creando hashtags de #noalasargandoñas. El tema va mucho mas allá. Predicar con el ejemplo, le dicen algunos.

Más sobre TV chilena

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X