Inicio » Animé »

Tips para que Hollywood por fin haga filmes live-action decentes de animé

El portal GoBoiano ha realizado una lista con 5 consejos para que Hollywood haga al fin una adaptación decente de anime al live-action. Aquí los revisamos.

Guía de: Animé

Todos tenemos nuestros miedos. Algunos le temen a la oscuridad, y otros le tienen fobia a ciertos insectos o a los espacios cerrados. Si hubiera que definir algún miedo colectivo sufrido por los fans del anime alrededor del mundo, sin duda entre los primeros lugares estaría el escuchar la frase “un famoso estudio ha adquirido los derechos para una adaptación hollywoodense de…” en algún momento. Obviamente se vuelve imposible culparlos, ya que con experiencias como la infame Dragon Ball Evolution las expectativas nunca son altas.

En relación a esto, el portal especializado en animación japonesa GoBoiano ha publicado un interesante artículo en donde se describen cinco tips para que Hollywood deje de jugar con nuestros sentimientos a la hora de hacer adaptaciones de anime al cine y finalmente puedan hacer un trabajo decente. ¿Podrán aplicarlas algún día?

1.- No reescriban lo que la gente ya conoce

Un error bastante común cometido por los estudios norteamericanos es creer que en favor del tiempo o llegar a un “público más amplio” es imperativo hacer cambios a la estructura de las historias. Si bien pueden omitirse algunas cosas cuando se hace una adaptación, Hollywood acostumbra a exagerar y derechamente cambia sin asco aspectos fundamentales de las franquicias originales que ya son conocidos por todos, provocando el odio de quienes saben sobre la fuente de la historia. Si la película es mala, aunque los estudios cinematográficos hagan los cambios que quieran la gente no irá a verla.

2.- No hay necesidad de agregar o remover personajes claves

Cuando se adaptan varios episodios de una serie a una película de cine, es inevitable que se omitan algunas cosas. Entre ellas, puede que algunos personajes que no tenían mucha participación en la historia original sean descartados, lo que podría no provocar un impacto mayor. El problema nace cuando Hollywood decide crear nuevos personajes para sus adaptaciones y además darles un papel protagónico, lo que se siente extrañísimo a ojos del espectador que conoce el producto original.

3.- No cambien la personalidad de los personajes

Para adaptar un personaje a un cambio de guión no es necesario cambiar su personalidad. Obviamente, lo correcto es construir siempre un argumento pensando en la personalidad original de los personajes, sin embargo, el Goku que nos presentó el actor Justin Chatwin nos demostró muy claramente que Hollywood generalmente piensa al revés.

4.- Involucren a personas que tengan interés por el material original

Uno de los tantos errores garrafales que cometió 20th Century Fox en Dragon Ball Evolution fue que su director, James Wong, jamás había leído un sólo ejemplar del manga original de Akira Toriyama. Esto se traduce en que, al desconocer completamente la versión original, ni siquiera insertó guiños que los fanáticos pudieran reconocer y apreciar en aquel desastre cinematográfico. Si bien no es necesario que todos los involucrados en una adaptación conozcan al detalle cada aspecto de lo que están adaptando, sí es cierto que algunas personas que conozcan el material original pueden marcar una tremenda diferencia si son asignados en puestos claves.

5.- No hagan más adaptaciones

Así de simple. Mientras es verdad que hay ciertas franquicias que la gente sueña con ver actuadas en imagen real, el mundo puede vivir perfectamente sin adaptaciones de esas historias. Además, hay creaciones que nunca fueron pensadas para ser actuadas en carne y hueso, por lo que tratar de mostrar en acción real algunas escenas aparecidas en las creaciones originales puede ser una experiencia que a ojos del espectador se vea demasiado pobre.

Más sobre Animé

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X