Cristina Kirchner imputada por lavado de dinero: Incierto futuro político

La ex presidente sumó otra imputación por lavado de dinero, luego de la declaración de Leonardo Fariña. Conozca las causas en las que está implicada Cristina.

Guía de: Argentina

1004_cristina_g

“Desde lejos no se ve”, parece decir la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner, desde Río Gallegos, Santa Cruz, a horas de su declaración indagatoria. Foto Perfil.

OPI9484-home

Imágenes del allanamiento en la oficina de Ricardo Albornoz, contador de Lázaro Báez y los Kirchner, ayer en Río Gallegos. Foto gentileza OPI Santa Cruz.

La ex presidente Cristina Fernández de Kirchner, fue formalmente imputada por el delito de lavado de dinero en una de las varias causas judiciales que la involucran. El fiscal Guillermo Marijuan, lo resolvió luego de asistir el pasado viernes a las más de once horas de declaración del otro imputado Leonardo Fariña. La extensa jornada derivó en un nuevo secreto de sumario dispuesto por el juez Sebastián Casanello, sumando decenas de allanamientos en diversos puntos del país, incluyendo la provincia de Santa Cruz, refugio del clan Kirchner.  Se espera que las actuaciones continúen durante la semana debido a que el juez solicitó al Ministerio del Interior, se dispusiera de manera permanente de un equipo idóneo de efectivos de seguridad y todos los medios necesarios para su traslado rápido a cualquier punto del país.

Lavado de dinero y… ¿asociación ilícita?

Leonardo Fariña, conducido detenido a prestar declaración en enero 2016. Foto La Nación.

La figura penal de imputado significa que hay suficientes pruebas y sospechas de la comisión de delitos por una persona y que por lo tanto debe ser investigada. Es el paso previo, si se comprueba, al procesamiento y quizás detención del imputado. En ese contexto, la nueva imputación a Cristina por lavado de dinero la deja en situación judicial muy complicada. Es que la acusación puede derivar a la calificación de asociación ilícita, por ser actos cometidos por una organización (más de tres personas) a través de un sistema delictivo. Según fuentes judiciales, ese sistema y los nombres de sus integrantes fue lo que habría detallado con minuciosidad Leonardo Fariña, señalando como jefes de la asociación ilícita al extinto ex presidente Néstor Kirchner y a su esposa Cristina Kirchner, además de su jefe directo Lázaro Báez. La pena prevista en el Código Penal es de un mínimo de cinco años para los jefes de la asociación ilícita, por lo tanto no excarcelables. En lenguaje llano; si el juez cambia la carátula de la causa, Cristina va presa.

Alto-Cal

Hotel Alto Calafate, centro de la trama por lavado de dinero en el caso Hotesur. La Nación.

Las causas de Cristina

La nueva imputación por lavado de dinero en la causa conocida como “La Rosadita” (nombre dado a la financiera ilegal donde se habría lavado el dinero), se suma a otra causa por el mismo delito tramitada por el fiscal Carlos Stornelli y el juez Daniel Rafecas, denominada “Hotesur” (por los hoteles de la familia Kirchner a través de los cuales se habría cometido ese delito). Por otra causa denominada “Los Sauces” (por el nombre del hotel de los Kirchner), será indagada el miércoles 13 de abril por el fiscal Carlos Rívolo y el juez Claudio Bonadio. Existe otra causa judicial por ocultamiento en sus declaraciones juradas de decenas de plazos fijos bancarios por montos millonarios.

¿Mani Pulite Argentina? (opinión)

La reciente denuncia de un fiscal contra el presidente Mauricio Macri, por el tema #PanamáPapers, más las imputaciones y detenciones de varios ex funcionarios de la administración anterior, y lo que está ocurriendo en estas horas con notorios personajes relacionados a la corrupción económica y política, daría la impresión de un cambio substancial en la actitud de la Justicia argentina. Sin embargo, es prematuro todavía aventurar la definición de Mani Pulite* que comenzó a ser utilizada en las últimas horas.

Diputada Elisa Carrió (Lilita), tenaz denunciante de la corrupción. Foto La Nación.

Juez Sebastián Casanello, a cargo de una de las causas que involucran a Cristina. Foto La Nación.

El mismo juez Sebastián Casanello, apodado por el periodista Jorge Lanata como “Tortuga” Casanello debido a su laxitud para investigar a Cristina, estuvo tres años sin mover la causa con casi las mismas evidencias que ahora. De pronto, en dos semanas, le imprimió un vertiginoso vuelco con aparatosas intervenciones públicas. Algunos analistas judiciales se plantean si no será una sobreactuación del juez para protegerse de la condena pública. Es el mismo juez que hace tan solo dos semanas aseguró que la ex presidente no estaba involucrada en el caso. Se recuerda que asumió el cargo impulsado por la agrupación La Cámpora, que responde a Máximo Kirchner, hijo de Néstor y Cristina e involucrado en los mismos casos. El resto de los jueces y fiscales que ahora están activando antiguas causas judiciales contra funcionarios, salvo honrosas excepciones, son los mismos que antes las dormían en los cajones de sus despachos. Es el caso del juez Daniel Rafecas, que en un año no realizó ningún procedimiento en la causa “Hotesur”. La misma que le fuera quitada con maniobras políticas al juez Claudio Bonadio cuando estaba a punto de pronunciarse. También, la causa que mayor preocupación produce en los involucrados por la calidad y cantidad de documentación y evidencias de corrupción y lavado de dinero. Es el mismo juez Rafecas, que expresara en tiempo récord y contra la opinión de los fiscales que la acusación del fiscal Alberto Nisman contra varios ex funcionarios incluyendo a Cristina, carecía de entidad.

2103891

Diputada Margarita Stolbizer, impulsora de las causas por presunta corrupción. La Nación

Mientras tanto, las encuestas señalan que la ciclotímica sociedad argentina ahora pide cárcel para los corruptos y que devuelvan lo robado. ¿Una manera de lavar sus propias culpas? Es la misma sociedad que encumbró durante años a esos mismos funcionarios, toleró y hasta festejó sus faltas de ética y voracidad por el dinero ajeno. Es la misma sociedad que hasta hace tan solo unas semanas vilipendiaba a las cuatro mujeres que denunciaban todo lo que estaba ocurriendo; las diputadas Elisa Carrió, Graciela Ocaña, Margarita Stolbizer y Mariana Zuvic, cada una desde su estilo y casi soledad política. Es de esperar que no sea “Demasiado tarde para lágrimas”, tal el título de un exitoso programa radial de hace 30 años.

* Mani Pulite: Término referido a la determinación que tomó un sector de la Justicia italiana de acabar con la corrupción política y económica en 1992, denominado entonces como “Manos limpias”.

 

Más sobre Argentina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X