Las médicas del espacio: Llamativo caso de hermanas con supuestos vínculos con aliens que desaparecieron

Continúa el misterio en torno a las dos hermanas "sanadoras del espacio" que desaparecieron sin dejar rastros.

Guía de: Argentina

Las médicas del espacio

Búsqueda de las desaparecidas “cirujanas del espacio”. Foto La Voz

Sergio Carreras, periodista de La Voz del Interior, el principal diario de la provincia argentina de Córdoba nos ofrece un relato que de inmediato genera inquietud y cierta zozobra: “Hace cuatro años que Daniel, bombero de la ciudad de Embalse, andaba con un terrible dolor de rodilla. No podía caminar, era insoportable”, recuerda. Entonces, luego de recibir la recomendación de varios amigos, decidió pedir ayuda a las llamadas médicas del espacio.

Recuerda que Ada y Ana lo recibieron con mucha amabilidad y que, luego de verlas unos minutos, pensó que no necesitaban hablarse entre ellas, que estaban comunicadas a través de tele­patía. Una de ellas se le acercó, lo revisó y en un momento le dijo que había un ruido en la línea, que los extraterrestres inten­taban comunicarse. “De golpe cambió la voz y con un tono grueso, de hombre, me dijo ‘buenas, soy el doctor’. Me curaron la rodilla y nunca más necesité ir a fisioterapia”.

Los escépticos rechazaron de plano la posibilidad de curación expresando que era apenas un caso más de sugestión y creencias populares. Los crédulos consideraron como muy válido el relato y aceptaron la posibilidad de una “curación por imposición”, una especie de restablecimiento del fluir de las energías físicas y cuánticas.

Las médicas del espacio

Las “médicas del espacio”. La Voz

Tres hermanos en 15 días

Todo podría haber quedado allí, en la casi eterna controversia en el pensamiento mágico tan arraigado en el campo argentino y su antítesis; la determinación cientificista, a no ser porque las médicas del espacio desaparecieron hace un año sin dejar rastros.

El mismo diario La Voz del Interior, consignaba el pasado 21 de octubre de 2015 que el martes 13 de octubre de ese año desaparecieron de su casa sin dejar rastros. La desaparición ocurrió pocos días después del fallecimiento de su hermano Paulino, el 30 de septiembre previo. Cuando los investigadores llegaron a la casa encontraron la puerta abierta, pero no había desorden ni muestras de violencia. Eso sí, llamó poderosamente la atención que faltara un mate de plata, del que ellas nunca se apartaban, y que algunas de las vacas estuvieran sueltas, algo que ellas nunca hubieran permitido. Cabe mencionar que todas las vacas eran de la raza Charolais, exclusivamente blancas, quizás sea simple casualidad.

La fiscal de Río Tercero, Andrea Heredia Hidalgo, encabezó las investigaciones que incluyeron rastreos por los alrededores (incluyendo varias cuevas y socavones que los lugareños consideran sitios hechizados), hospitales y establecimientos cercanos. Todo fue en vano y desde ese entonces las hermanas Ada (68) y Ana (63) Azategui permanecen desaparecidas.

Un dato que no escapó a los investigadores terrenales es que los dueños y ocupantes de un campo de 200 hectáreas hayan desaparecido en un período de 15 días quedando una única heredera, justamente la misma persona que denunció las desapariciones. Además, el hecho que la heredera ya había comenzado previamente el trámite judicial para administrar el campo. Otra circunstancia llamativa fue que los hermanos casi nunca salieron del campo en por lo menos 20 años, salvo Paulino que era quien iba al pueblo a comprar provisiones un par de veces al mes. Los testigos declararon no creer que las hermanas se hubieran ido por su cuenta, pero no hubo rastros o signos que corroboraran su presunción.

Las médicas del espacio

Alrededores de la casa. La Voz.

Cirujanas del espacio

Las hermanas no cobraban dinero alguno por su tarea. Apenas algunos consultantes dejaban alimentos de uso cotidiano a modo de agradecimiento. Tanto los hermanos Aztegui, como sus vecinos, eran personas humildes y de vida austera. Se los consideraba por muchas personas como médicos del espacio, una especie de intermediarios entre las personas y los extraterrestres cuya función sería la de reparar la energía vital de las personas.

Se trataría de un conjunto de creencias sustentadas con elementos del espiritismo, cristianismo, filosofía oriental y ovnilogía. Sus cultores sostienen que el cuerpo de las personas tiene un campo electromagnético compuesto por nueve capas y que los cirujanos del espacio actúan en esas capas corrigiendo el flujo de energía y curando dolencias como resultado.

Los hermanos del espacio solían sorprender a los visitantes, cuentan algunos testigos que solicitaron no ser identificados, con un preciso conocimiento de la actualidad y una fina erudición sobre política internacional que desplegaban aún sin poseer radio, televisión o Internet ni diarios. También, afirmaban que los extraterrestres los habían puesto en ese campo con la orden de no abandonarlo sin pedir autorización.

Algunos testigos afirmaron que las hermanas temían acercarse a la tranquera de entrada sin haber pedido antes permiso a los extraterrestres. Algunas voces, incluso se animaron a afirmar haber visto aterrizar naves en su campo y que unos días previos a la desaparición ellas mostraron cierta inquietud mencionando que al parecer serían trasladadas a otro lugar por los extraterrestres.

A continuación, un breve documental realizado en el lugar de los hechos sobre la desaparición de las hermanas y el misterio que aún persiste.

Más sobre Argentina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X