Paloma era utilizada para trasladar drogas hacia una cárcel: Historia con un final inesperado

Agentes penitenciarios detectaron a la paloma que transportaba pastillas y marihuana.

Guía de: Argentina

Imagen publicada por el Diario La Arena. Manos piadosas cubrieron su cuerpo con una gasa.

 

El diario La Arena, de la provincia de La Pampa, publicó la imagen de una paloma derribada por traficar estupefacientes. El diario, sobre fuentes del Servicio Penitenciario Federal (SPF), informó que el ave venía siendo observada subrepticiamente a fin de no despertar sospechas. Comprobado su sigiloso modus operandi se tendió una redada para el que en definitiva fue su último vuelo.

El ave fue interceptada el miércoles por las fuerzas de seguridad de la Unidad Penal 4 de Santa Rosa.  Apenas intentó realizar la comba por sobre el muro para llegar a una de las ventanas del Penal fue derribada sin miramientos.  Ya exánime en el suelo, se comprobó que en una pequeña mochila sobre su lomo transportaba 44 pastillas de Rivotril y Clonazepam, 3,5 gramos de marihuana mezclada con pastillas, 4 gramos de marihuana compactada y un pendrive.

“Los hilos de la precaria mochila le molestaba las patitas a la paloma y le costaba aterrizar”, fue lo que facilitó que cayera en manos de los efectivos de la Unidad Penal. No es nuevo que se utilicen palomas mensajeras para introducir drogas en las unidades penales.

En agosto de 2013, se desbarató una banda que realizaba sus operaciones con palomas mensajeras. Se detuvo a tres personas y se identificó que algunas aves estaban entrenadas para realizar entre 10 y 15 viajes por día con la droga. Según el conteo del registro del SPF, (Servicio Penitenciario Federal) la Ciudad de Buenos Aires es la que se ve más afectada con el método de “narcopalomas” y el Complejo Penitenciario Federal de la C.A.B.A, es el punto más fácil de vulnerar mediante a este método. Este año también se logró detectar “drones” efectuando esa labor.

Lo notable de la paloma narcotraficante de La Pampa, es que participaba de la novena edición del torneo Federal de Pichones junto a 15 mil palomas. Luego de lanzarse desde la línea de largada olvidó la competencia para dirigirse al Penal de Santa Rosa. Allí le esperaba un final acorde con la vida delictiva de quienes la utilizaron.

Imagen publicada por el Diario La Arena. Manos piadosas cubrieron su cuerpo con una gasa.

Más sobre Argentina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X