Piedrazos y balas en la casa de Lanata tras denuncia contra ministro top de Cristina Fernández

Hay varios hechos con características de intimidación contra el periodista Jorge Lanata, la jueza María Servini de Cubría, y el detenido citado en el programa, Martín Lanatta.

Guía de: Argentina

Captura de pantalla TN.

Luego de la impactante revelación del programa Periodismo Para Todos del domingo próximo pasado, donde se vinculó al jefe de gabinete de Cristina Fernández de Kirchner con el narcotráfico, se desata una extraña secuencia de sucesos e intimidaciones. Apenas 24 horas después de la vinculación con el narcotráfico del actual jefe de gabinete del gobierno Aníbal Fernández, se suceden varios hechos con características de intimidación contra el periodista Jorge Lanata, la jueza María Servini de Cubría, y el detenido declarante en el programa, Martín Lanatta.

Asalto a la jueza Servini de Cubría

Delincuentes robaron a punta de pistola el automóvil oficial de la jueza federal María Romilda Servini de Cubría. Del tiroteo con la custodia resultó herido uno de los asaltantes quien luego murió en el hospital. La jueza Servini de Cubría, está a cargo de la causa por tráfico de efedrina y resulta extraño el robo de un vehículo oficial con custodia armada, para luego dejarlo abandonado a pocas cuadras del hecho.

Captura de pantalla TN.

Piedras y balas en el domicilio de Lanata

Fueron tres hechos ocurrido entre la noche del lunes y la madrugada del martes 4 de agosto. Primero fue apedreada la garita de seguridad del inmueble, luego la de la Policía Federal que se encuentra afuera de la torre y, finalmente, aparecieron casquillos de bala en la puerta principal del complejo, según relató el mismo Jorge Lanata al canal de noticias TN. “Ayer a la tarde me contaron que pasó gente que apedreó el edificio. A la noche, a una casilla de la Policía Federal le rompieron un vidrio y se llevaron cosas. Y ahora me acaban de contar que encontraron cuatro o cinco casquillos de una pistola 38″. Más tarde se conoció que fueron 8 los casquillos hallados. “Me cuentan que deliberadamente los tiraron”, aseguró el periodista, agregando “que esos casquillos siempre quedan dentro del arma”. Sobre la probable autoría de las intimidaciones Jorge Lanatta respondió “Es mucha casualidad. No se me ocurre otra cosa que vincularlo con la denuncia (contra el jefe de Gabinete Aníbal Fernández) que presentamos el domingo en PPT”.

Martín Lanatta. Captura de pantalla PPT.

Celda de castigo

Se pudo conocer, a través de los periodistas Rodrigo Alegre y Nicolás Wiñazki, aún sin confirmación oficial, que el declarante Martín Lanatta, detenido en la Unidad 30 del Servicio Penitenciario Federal, fue conducido ayer lunes a una celda de castigo sin luz, agua ni acceso al teléfono. Aún no pudo conocerse el motivo del traslado y quien lo habría ordenado. “Quien dio la orden [de ejecutar la matanza] es Aníbal Fernández”, dijo Lanatta en la entrevista y anticipó la presentación de pruebas en la Justicia. “Forza fue un estorbo para el negocio vinculado con el precursor químico”, sostuvo. En menos de 24 horas fue conducido a una celda de castigo.

Roberto Casorla Yalet, abogado de Martín Lanatta, salió a desmentir a su cliente con argumentos desconcertantes. En declaraciones a radio Vorterix expresó: “Mi cliente mencionó que conocía a Aníbal Fernández y que sería el autor ideológico del homicidio de estos tres chicos. Cosa que a mí no solo me desagradó personalmente, no estaba autorizado por mí ni por nadie a decir semejante barbaridad”. Relacionó la declaración de Lanatta con la cercanía de las elecciones primarias (¿?) y con algún beneficio económico por parte de la producción del programa. Para culminar aseveró: “No me consta en absoluto que sea conocido de Aníbal Fernández”. Sin embargo, quedó demostrado que sus domicilios (de Lanatta y Fernández) estaban uno al lado del otro en Quilmes. ¿Defensor? Se preguntaban en las redes sociales.

Jefe de gabinete Aníbal Fernández.

Nerviosismo y acusaciones

Desde la noche del domingo se suceden las declaraciones altisonantes, acusaciones cruzadas y denuncias públicas en torno a la figura del jefe de gabinete Aníbal Fernández y su hipotética relación con el tráfico de influencias, de precursores químicos y muertes relacionadas con el narcotráfico. Lo cierto es que desde hace años, varios legisladores, políticos y organizaciones han señalado la posible relación entre Aníbal Fernández y el narcotráfico. El programa Periodismo Para Todos logró que esta vez las denuncias tuvieran caras, nombres y apellidos de personas relacionadas con actividades ilegales y directa o indirectamente con el jefe de gabinete.

Si el jefe de gabinete Aníbal Fernández, se hubiera puesto a disposición de la Justicia para demostrar su inocencia en lugar lanzar acusaciones, desacreditar adversarios y señalar diversas confabulaciones en su contra, es seguro que se hubieran desactivado las acusaciones. Al reaccionar de la manera que lo está haciendo, y sin renunciar a su cargo, le está dando entidad a las acusaciones en su contra. De hecho, el fiscal del caso declaró hoy que ya ha reunido suficientes elementos para considerar un llamado a declaración de Aníbal Fernández. ¿Se atreverá, en un país donde investigar al poder acarrea severas consecuencias? En ese contexto, el secretario de seguridad de la Nación Sergio Berni, declaró esta noche que los hechos denunciados en el edificio de Jorge Lanata “son una fantochada”. Agregó que los daños en las garitas estarían relacionados con una pelea callejera y que los casquillos encontraron estaban en un recipiente de basura. Sin embargo, los testigos que encontraron los casquillos declararon que estaban en la vereda.

Más sobre Argentina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X