Preocupan reiterados varamientos de ballenas en costa argentina: Científicos en alerta

Dos ejemplares juveniles de ballena jorobada fueron vueltas al mar en los últimos días.

Guía de: Argentina

Captura de pantalla de 2021-10-05 21-43-15

Rescate de la ballena varada en Nueva Atlantis. Foto: 0223 de Mar del Plata.

Se produjeron dos varamientos de ballenas en menos de 48 horas en las costas bonaerenses. Ocurrieron muy cerca uno de otro en los balnearios Nueva Atlantis y Lucila del Mar, situados a unos 360 kilómetros al sur de la ciudad de Buenos Aires. Especialistas comentaron su preocupación por la extraña sucesión de varamientos ocurridos en los últimos meses en costas de Brasil y Argentina.

Captura de pantalla de 2021-10-05 22-06-59

Ballenas jorobadas

El primer varamiento se produjo el pasado domingo en Nueva Atlantis, tratándose de una hembra juvenil de ballena jorobada (Megaptera novaeangliae) de casi diez metros de largo y unas ocho toneladas de peso. El lunes por la noche se alertó de otro varamiento muy cerca del anterior. En este caso era un macho de similares proporciones que la anterior.

Una vez alertada la Fundación Mundo Marino, organización que posee un centro de actividades marinas en la zona y participa activamente en el rescate de fauna marina, dispuso que un grupo de técnicos y biólogos intentaran recuperar el animal. Para tal tarea utilizaron una máquina retroexcavadora y lingas especiales que no dañan la piel del animal.

El equipo secundado por personal de la Secretaría de Desarrollo Sostenible y Ambiente del Partido de la Costa, Defensa Civil, Prefectura Naval Argentina, más Bomberos Voluntarios y Guardavidas, lograron retirarla de la arena llevándola a una zona de mayor profundidad, donde pudieron estimular al animal hasta que se recuperara y nadara por sus medios, alejándose de la costa.

Captura de pantalla de 2021-10-05 22-18-32

Rescate del ejemplar varado en Lucila del Mar. Foto: 0223.

A la noche otro llamado y nuevamente acudir al rescate.

Varamientos preocupantes

La especialista, Gisela Giardino, docente de la cátedra de Mamíferos Marinos de la Universidad Nacional de Mar del Plata e investigadora del CONICET, especuló sobre que el aumento de varamientos de ballenas y otros cetáceos en costas brasileñas, uruguayas y argentinas podría tener que ver con el crecimiento de la población de estos animales marinos.

Fundamentó su teoría en que la mayoría de los casos son ejemplares juveniles: “El 91% de las jorobadas muertas fueron individuos jóvenes. Esto podría indicar que, ante la falta de experiencia, se fueron desorientando a la hora de encontrar alimento suficiente. Ante la falta de alimentación, se debilitan y quedan propensos a enfermedades”.

Luego, no descartó otras hipótesis al señalar que “según nuestro análisis de ballenas jorobadas que fueron registradas en la Provincia de Buenos Aires desde el año 2003, el 30% (7 de un total de 23) mostró algún signo de interacción de origen antrópico, sea por enredos en artes de pesca o colisiones. Este fenómeno también se evidenció en Patagonia con la ballena Franca”.

 Un panorama desalentador

En lo que va del 2021, 97 ballenas jorobadas vararon muertas en Brasil, solo en el estado de Santa Catalina vararon 33 ejemplares. Se suman los varamientos en Patagonia y la costa de Buenos Aires con al menos cuatro casos hasta la fecha, también en Uruguay, en la zona costera de Piriápolis. Se debe decir que la mayoría de los casos culminan con la muerte del animal. Lo reciente en Nueva Atlantis y Lucila del Mar, es motivo para festejar.

Captura de pantalla de 2021-10-05 22-46-04

Foto: ADNSur.

Más sobre Argentina

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios