Inicio » Ciclismo Urbano » Equipo

Bicicleta a la medida, proyectos que valen la pena

La bicicleta retomó su importancia (aunque para mí siempre la ha tenido) dentro del contexto contemporáneo de desarrollo sustentable para las ciudades.

En el año 1886, llegó a Chile la primera bicicleta al puerto de Valparaíiso, rotulada como “juguete” y debido a su alto costo solo accesible a la clase alta de la época.

Ya para el año 1905, los precios de estas habían bajado posibilitando la existencia de “clubes ciclistas” además de realizarse la primera cicletada importante de Chile.

Desde esa época hasta nuestro días se han conformado grandes empresas dedicadas a la fabricación de bicicletas nacionales como Oxford y Bianchi, además de la ya tradicional calle San Diego en pleno centro de Santiago, donde se pueden encontrar tiendas clásicas como las de Juanito Mena junto a nuevas importadoras de este vehículo, cuyos componentes son principalmente de origen asiático.

Bicicleta medida

Foto: Ricardo Abarca

Las bicicletas se han adaptado al usuario.

Actualmente la bici retomó su importancia (aunque para mí siempre la ha tenido) dentro del contexto contemporáneo de desarrollo sustentable para las ciudades.

En los países desarrollados no se concibe el diseño de un parque o una intervención urbana de mayor envergadura sin un espacio apropiado para la bicicleta. Por lo que esta vez les escribiré acerca de un joven diseñador nacional que se dedica a la investigación y la innovación de la bicicleta teniendo en cuenta todo lo que este nuevo concepto de “ciudad sustentable” conlleva para el desarrollo de sus productos.

Desde el año 2004 Lucio Álvarez, (Diseñador Industrial UTEM) , viene dándole duro a la “movilidad urbana sostenible”, colaborando con diferentes organizaciones pro ciclismo urbano, y participando en diversos proyectos, concursos y exposiciones nacionales e internacionales, resaltando su participación en la FIERA INTERNAZIONALE DEL MOBILE DI MILANO 2005 donde expuso una bicicleta diseñada y manufacturada por él, construida en madera laminada y componentes ciclísticos, bautizada con el nombre de “Trafkin”, (del mapudungún “palo veloz), bicicleta que en sus propias palabras: “evoca y provoca gracias a su forma, fusionando reminiscencias naturales con nuevas tecnologías, ubicándose práctica y simbólicamente al servicio de la movilidad urbana sostenible”

La particularidad de este diseño le valió una pasantía en la empresa sueca Electrolux, lo que le permitió potenciar su pasión por las 2 ruedas gracias a los conocimientos adquiridos sobre metodologías para la innovación sostenible.

En el 2012 funda “Bicicletas Allegra” una PYME dedicada a la producción de bicicletas personalizadas, donde, aplicando su formación como Diseñador Industrial, agrega conceptos de estética a la eficiencia propia de la bicicleta (ver mi post “al trabajo en bicicleta”) y por tratarse de soluciones personalizadas, cada pieza es tan única como su dueño, resaltando la belleza en cada detalle

Lucio pronto abrirá un Centro de Innovación de la Bicicleta en pleno centro de Santiago con ánimo de integrar a diferentes actores en el fomento y desarrollo de este medio de transporte, aplicando diversas metodologías para la innovación, gestión y producción de nuevas ideas.

Los invito a todos a comentar sobre fabricantes independientes de bicicletas que, en forma similar a Lucio, agregan valor a la ciudad construyendo un vehículo querido por todos, procurando que la relación precio/calidad sea la más justa para cada persona, precisamente porque en el desarrollo priorizan la personalización del producto antes que su masificación.

Más sobre Ciclismo Urbano

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X