Inicio » Ciclismo Urbano » Equipo

International Bicycle Design Competition: El diseño al servicio de la bicicleta

Consurso Asiático premia el Diseño de tu propia bicicleta, componente o Accesorio con $350.000 dólares taiwaneses, para el ganador.

Esta concurso nació en 1996 en Taiwan como una competencia local de diseño de Bicicletas. Tal fue su éxito a nivel local que el 97 se amplió a Corea, Japón y China y el 98 la competición se convirtió en mundial.

Los patrocinadores anticiparon que podría convertirse en un canal de comunicación entre los diseñadores, los fabricantes y los aficionados de todo el mundo.

Bicycle-Design

Foto: ibdcaward.org

La competencia recibe llamativos diseños de bicicletas como este.

Según se puede leer en su sitio (disponible en inglés) la idea es bien simple:

“Esperamos que a través de la unión de diferentes conceptos de diseño y culturas, el diseño de productos y de la bicicleta, se pueda promover en todo el mundo. Por otra parte, también queremos que una forma de vida que incorpora el ciclismo podría propagarse por todo el mundo, y hacer una contribución a mejorar las condiciones ambientales.

Tenemos el placer de invitarte a participar en el único concurso mundial de diseño de la bicicleta!

Lucio Álvarez de bicicletas Allegra, quién participó en versiones anteriores de esta competencia, comenta que no es fácil ganar:

“Hay escuelas de diseño de primer nivel que compiten por equipos. El jurado suele ser oriental, y su concepto de la estética es bastante diferente al nuestro (revisen los ganadores de años anteriores), y además, considerando que en Taiwán está el principal centro de desarrollo de bicicletas del mundo, es preciso conocer la industria ciclista (mercado, técnicas constructivas, costos…) para que las soluciones planteadas estén alineadas con las actuales posibilidades de dicha industria. Lo ideal es vincular la industria ciclista a otras áreas de desarrollo económicamente estables para que el producto entre directamente al mercado con la menor inversión industrial posible y que además sea estéticamente deseable.

En el  2008 propuse un cuadro de madera laminada, similar al que expuse en Milán el 2005, pero con un sistema de amortiguación integrado al tubo de sillín del cuadro. Sistema que en lugar de funcionar por presión lo hace por estiramiento, mejorando así la estética, y lo que es más importante: disminuyendo peso.

Concursar no es fácil, pero al menos hasta la última que vez que participé, cuando quedas seleccionado, te ayudan a financiar el prototipo final que es expuesto en el certamen y debes ir a defender en inglés”.

Como último tip, también nos comenta: “Este concurso internacionales evalúa desde la idea hasta la lámina, y los ganadores se nota que requieren al menos un año de trabajo que muchas veces es en equipo, con prototipos y todo el show.

Hay tipos que compiten casi todos los años desde el inicio y todavía no ganan. Otros logran quedar seleccionados a la 4ta o 5ta vez con proyectos que a simple vista no son factibles de producir industrialmente. Otros trabajan en equipos multidisciplinarios en países orientales o escandinavos y ganan a la primera, etc. (Por eso digo que no es fácil). Las evaluaciones del jurado pueden ser muy variables y es muy difícil saber qué están pensando. Aunque de todas formas concursar es un buen ejercicio para observar en qué están afuera, probar y mejorar tu nivel como diseñador en el mundo. En una de esas tienes suerte y te haces famoso”.

Esta es una muy buena ocasión para que las escuelas de diseño locales participen y se midan con sus pares extranjeras y quién sabe en una de esas tenemos un ganador nacional el próximo año. Obviamente si ya eres diseñador o te sientes un buen inventor, puedes participar de forma individual. Para mas información les dejo la página del concurso en este link, donde además podrán revisar a los ganadores de versiones anteriores.

Más sobre Ciclismo Urbano

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X