Famoso “Indiana Jones del Arte” recuperó reliquia religiosa que según la leyenda guardó gotas de la sangre de Cristo

La creencia dicta que este objeto provendría desde la muerte de Cristo, siendo adorado por católicos durante más de un milenio.

Guía de: Curiosidades

El detective neerlandés de arte Arthur Brand es conocido como el “Indiana Jones del Mundo de las Artes”. Ha recuperado grandes obras robadas como las estatuas de bronce “Los caballos de Hitler”, un anillo de Oscar Wilde y hasta una pintura de Picasso. Sin embargo, a sus 52 años tuvo un hallazgo que podría superar todo registro en su carrera.

Reliquia2

Según relata lanacion.com.ar, en una noche de viernes en Ámsterdam, alrededor de las 22:30 de los Países Bajos, Brand estaba esperando un paquete, el que llegaría a su poder luego de que sonara una campanilla, un llamado al que el detective atendió, pero cuando abrió la puerta no encontró nada más que una caja de cartón entre las sombras.

Dentro de ella estaba una reliquia milenaria, la “Preciosa Sangre de Cristo”, que le fue robada a la Iglesia Católica y conservado hacía mil años en la Abadía de Fécamp, al norte de Francia, hasta ser hurtado en la noche del 1 al 2 de junio, tan solo semanas previo a las celebraciones anuales del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo.

Según se relata en lanacion.com.ar, la pieza seguía intacta. Su relicario dorado de unos 30 centímetros de alto, adornado con piedras preciosas incrustadas, además de imágenes de Cristo en la cruz y demás santos. En ella, la reliquia contiene dos recipientes de metal, los que en base a la fe de los creyentes, tienen en su interior gotas de la sangre de Jesús que fueron recogidas en el Santo Grial durante su crucifixión.

Reliquia

La creencia dicta que este objeto provendría desde la muerte de Cristo, siendo adorado por católicos durante más de un milenio.

El detective comenzó su incursión en este caso tan solo unos días tras el robo, cuando fue contactado a través de un mensaje protegido por un anónimo que afirmó tener en su poder las piezas robadas. Esta persona que hablaba a nombre de un tercero, quien aseguraba tener las reliquias en su domicilio, habría sostenido en palabras del neerlandés que “tener en su casa la máxima reliquia, la sangre de Cristo, robada, eso es una maldición”.

Así, recibió la notificación de que le harían llegar la pieza sin fecha u hora, lo que eventualmente sucedió. No hubo avisos a la policía, porque podría ser peligroso y la reputación del detective podían transformarlo en la persona ideal para la entrega, al menos, esa es su suposición.

Twitter

Según reporta lanacion.com.ar, Brand, quien comentó que como católico esta experiencia fue “lo más cercano que se puede estar a Jesús y el Santo Grial”, entregó la pieza a la AFP, junto a otros objetos que venían en la caja, como platos litúrgicos de cobre, imágenes de santos y un cáliz decorado, también robados del mismo lugar en Francia en junio.

De momento, no se ha podido verificar la autenticidad de las reliquias, sin embargo el “Indiana Jones del Mundo del Arte” sostiene “no tengo duda de que es la verdadera. Los objetos religiosos son casi imposible de falsificar”.

Más sobre Curiosidades

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios