Servicio de correo de EE.UU. entrega una carta con un siglo de retraso: Increíble historia

Un misterio que, en parte, se logró resolver después varios años.

Guía de: Curiosidades

“Todos hemos visto que el correo se retrasó durante semanas, pero 100 años, eso es un pedazo de historia”, señaló Brittany Keech cuando revisó su buzón una mañana cualquiera.

usps-blockchain-voting

La carta, que estaba bastante gastada, no estaba dirigida a ella, pero si a a la Sra. Roy McQueen y estaba firmada por Flossie Burgess.

“Al principio, no pensé mucho en ello, aparte de que es antiguo e interesante”, dijo Keech, de 30 años. “Pero luego lo miré más de cerca”.

Tras una inspección más detallada, según indicó “The Independent”, vio una estampilla verde descolorida de un centavo de George Washington, con sellos del 29 de octubre de 1920.

“Me sorprendió”, dijo Keech, quien recibió el correo de 100 años el 8 de septiembre de 2020.

En el frente de la postal hay una ilustración de Halloween, que incluye un gato negro, calabazas, una bruja, un búho y una escoba, además de un juego de palabras: “Bruja, ¿preferirías ser … un ganso o una cabeza de calabaza? ”

Mientras Keech, de Belding, Michigan, descifraba la letra cursiva descolorida de la postal, que parecía estar dirigida a un familiar cercano.

“Queridos primos”, comienza la carta. “Estamos bastante bien, pero mamá tiene unas rodillas terriblemente cojas. Hace mucho frío aquí”.

La nota termina con: “No olvides escribirnos”, seguido de una pregunta sobre si Roy ya se había arreglado los pantalones.

Keech decidió que intentaría reunir la postal perdida hace mucho tiempo con la familia a la que estaba destinada originalmente. Comenzó publicando en “Positively Belding”, una página de Facebook, dedicada a celebrar las noticias positivas locales en la pequeña ciudad de poco menos de seis mil residentes.

Keech descubrió rápidamente que otras personas también estaban interesados ​​en descubrir los orígenes del misterioso recuerdo y cómo, un siglo después, apareció de alguna manera en su buzón.

Aliados desinteresados quienes lograron resolver en parte el misterio

Después de ver la publicación de Keech, Robby Peters, que vive en Grand Rapids, Michigan, y trabaja en la biblioteca pública de la zona, comenzó a indagar respecto del tema.

Cartas_USPS

“Hago un poco de investigación genealógica como un pasatiempo”, dijo Peters, de 33 años. “Comencé a ayudar a mi propia familia, y después de eso cogí el error”.

Mientras examinaba un censo de 1920, Peters descubrió a Roy McQueen que una vez vivió en la misma dirección donde Keech ahora vive con su esposo y sus dos hijos. Asimismo, McQueen, que era originario de Canadá, se mudó a los Estados Unidos en 1887, y estaba casado con Nora Murdock.

En el momento en que se envió la carta, trabajaba como gerente de una empresa de productos agrícolas. El probable autor de la postal es Florence “Flossie” Burgess, la hija de la hermana de Nora Murdock, según supo Peters.

“Encontré registros del censo, registros de defunción y registros de matrimonio”, explicó. “La postal contenía un par de nombres y tenía un destino, así que tenía una idea de dónde empezar a buscar”.

“Construí un árbol genealógico”, continuó Peters. “No parece que Roy y Nora tuvieran hijos, y Flossie parece haber permanecido soltera, por lo que no hay descendientes directos”.

Sheryl Ackerman, también de Grand Rapids, se obsesionó con encontrar a la familia.

“Me ha interesado la genealogía desde 1976″, dijo Ackerman, quien inmediatamente se puso en contacto con Keech al enterarse de la postal. “Me encanta intentar resolver misterios”.

Entonces, se puso a trabajar y sus hallazgos se alinearon con los de Peters. Sin embargo, Ackerman logró localizar a un pariente: la nieta de Roy y Nora. Ackerman se acercó a la mujer, a quien luego conectó con Keech.

“He estado hablando con la posible pariente y ella está muy interesada en tener la postal”, dijo Keech. “Estamos hablando de establecer una hora para reunirnos en algún momento”.

Si bien el enigma de quién escribió la postal y quién estaba destinado a recibirla se ha resuelto en su mayor parte, lo que queda en duda es cómo terminó en el buzón de Keech, casi 100 años después de que fue escrito.

Personeros del USPS creen que la postal se atascó detrás de un zócalo, una grieta en el piso o una pieza de maquinaria en una antigua oficina de correos recientemente renovada.

Más sobre Curiosidades

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios