Presidente de la República de Chile: ¿Cómo se elige y cuáles son sus funciones?

El presidente de la república es el jefe de Estado y de gobierno de Chile, siendo también su máxima autoridad política.

Guía de: Educación Para Niños

De acuerdo a la Constitución de Chile, el Presidente de la República será elegido en votación directa y por mayoría absoluta de los sufragios válidamente emitidos, es decir, el 50% más 1 voto. En caso que se presenten más de dos candidatos y ninguno obtenga dicho porcentaje, se procederá a una segunda votación o “segunda vuelta”, como se le conoce, la cual debe realizarse 30 días después de la primera, si ese día fue un domingo. De lo contrario, debe llevarse a cabo el domingo inmediatamente siguiente a esos 30 días. En estos nuevos comicios, sólo pueden participar los dos candidatos que hayan obtenido las primeras mayorías. El elegido o elegida en esta ocasión será quien obtenga la mayoría de las preferencias.

elección presidente

Foto: Juan Eduardo López

El mandato presidencial tiene una duración de 4 años sin posibilidad de reelección para el período siguiente.

¿Cuáles son sus funciones?

Nuestra constitución establece que tiene el deber general de desempeñar fielmente su cargo, mantener la independencia de la nación y velar por el cumplimiento de la constitución y las leyes, tal como lo señala el juramento que presta al asumir sus funciones. La autoridad del presidente de la república “se extiende a todo cuanto tiene por objeto la conservación del orden público en el interior y la seguridad externa de la república, de acuerdo con la constitución y las leyes”, a las que, además, debe someter sus actuaciones.

Las principales tareas que el presidente debe o puede realizar son:

- Concurrir a la formación de las leyes con arreglo a la Constitución, sancionarlas y promulgarlas;

- Pedir, indicando los motivos, que se cite a sesión a cualquiera de las ramas del Congreso Nacional. En tal caso, la sesión deberá celebrarse a la brevedad posible;

- Dictar, previa delegación de facultades del Congreso, decretos con fuerza de ley sobre las materias que señala la Constitución;

- Nombrar y remover a su voluntad a los ministros de Estado, subsecretarios, intendentes y gobernadores;

- Designar a los embajadores y ministros diplomáticos, y a los representantes ante organismos internacionales.

- Nombrar al Contralor General de la República con acuerdo del Senado;

- Nombrar y remover a los funcionarios que la ley denomina como de su exclusiva confianza y proveer los demás empleos civiles en conformidad a la ley.

- Conceder jubilaciones, retiros, montepíos y pensiones de gracia, con arreglo a las leyes;

- Nombrar a los magistrados y fiscales judiciales de las Cortes de Apelaciones y a los jueces letrados, a proposición de la Corte Suprema y de las Cortes de Apelaciones, respectivamente; a los miembros del Tribunal Constitucional que le corresponde designar; y a los magistrados y fiscales judiciales de la Corte Suprema y al Fiscal Nacional, a proposición de dicha Corte y con acuerdo del Senado, todo ello conforme a lo prescrito en esta Constitución;

- Velar por la conducta ministerial de los jueces y demás empleados del Poder Judicial y requerir, con tal objeto, a la Corte Suprema para que, si procede, declare su mal comportamiento, o al ministerio público, para que reclame medidas disciplinarias del tribunal competente, o para que, si hubiere mérito bastante, entable la correspondiente acusación;

- Otorgar indultos particulares en los casos y formas que determine la ley.

- Conducir las relaciones políticas con las potencias extranjeras y organismos internacionales, y llevar a cabo las negociaciones; concluir, firmar y ratificar los tratados que estime convenientes para los intereses del país, los que deberán ser sometidos a la aprobación del Congreso

- Designar y remover a los Comandantes en Jefe del Ejército, de la Armada, de la Fuerza Aérea y al General Director de Carabineros

- Disponer de las fuerzas de aire, mar y tierra, organizarlas y distribuirlas de acuerdo con las necesidades de la seguridad nacional;

- Asumir, en caso de guerra, la jefatura suprema de las Fuerzas Armadas;

- Declarar la guerra, previa autorización por ley, debiendo dejar constancia de haber oído al Consejo de Seguridad Nacional, y

-Cuidar de la recaudación de las rentas públicas y decretar su inversión con arreglo a la ley.

Fuente: tareasyestudios.cl

VEA TAMBIÉN EN EDUCACIÓN PARA NIÑOS:


De vuelta al colegio: ¿Cuáles son los requisitos que debe tener un transporte escolar?


El desorden contribuye a la creatividad: Estudio lo demuestra


Tablas de multiplicar: Cómo aprender con los mejores trucos


Más sobre Educación para Niños

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X