Popular teleserie juvenil deberá indemnizar a una niña por causarle “daño moral”

La producción de la novela argentina Casi Ángeles deberá indemnizar a una niña que fue objeto de burlar tras ver su imagen en pantalla. Entérate lo que pasó.

Guía de: Espectáculo Argentino

La novela juvenil “Casi Ángeles” se emitió por Telefé entre 2007 y 2010. Creada por la prolífica Cris Morena, la tira contó con Peter Lanzani, Tacho Riera, Lali Espósito, Gastón Dalmau y Eugenia “China” Suárez como protagonistas e integrantes de la banda musical derivada, Teen Angels.

casiangeles

Elenco de “Casi Ángeles” / Imagen: Telefé

Aquel éxito televisivo cosechó miles de fanáticas y significó el ascenso a la fama de buena parte de sus actores. Pero el lunes 7 se ha dado a conocer una inesperada noticia judicial que involucra a la producción de la novela.

Las productoras de “Casi Ángeles”, Medios y Contenidos Producciones S.A. y Cris Morena Group S.A., junto a Telefé, el canal que la emitió, fueron condenados por la Justicia argentina al pago de una indemnización de 41.000 pesos (unos 2.600 dólares), más intereses y gastos por ocasionarle daños y perjuicios a una niña.

¿Qué fue lo que sucedió?

La niña afectada se había presentado a un casting para participar de la novela y le tomaron fotografías para que pasara a formar parte de la base de datos de la productora. Pero el 30 de junio de 2010, la pequeña estaba mirando “Casi Ángeles” y se anunció un fallecimiento. A continuación, apareció en escena un portarretrato con la foto de la niña muerta, una que la menor se había tomado en el casting.

“Ante esta desagradable sorpresa, la menor salió corriendo, llorando y gritando, y se encerró en su habitación, contaron sus padres. Y remarcaron que “nunca fueron avisados ni consultados por su utilización; por lo que la inesperada imagen de la foto de una niña muerta presentada con su imagen, no solo le causó terror a la menor cuando la observó, sino que entendió que se encontraba truncada la esperanza de pertenecer al programa”.

Daño moral y económico

La aparición de la foto de la niña encarnando a una muerta no solo le generó miedo y frustración, sino que desembocó en burlas por parte de sus compañeros de escuela. “En el colegio todas sus amigas habían visto el programa y comenzaron a reírse y a burlarse de ella, llamándola “muerta” o “fantasma”. Le dejaban notas, le escribían burlas sobre el tema en sus cuadernos, le hacían ruido de fantasma”, señala el expediente, según informó la Agencia DyN.

Si la productora hubiera pedido autorización, todo hubiera sido distinto. Además del daño moral, se reclamó daño económico por el uso de la imagen de la menor sin autorización. “La imagen de la niña fue seleccionada por la productora, por lo que el Sindicato Único de Trabajadores del Espectáculo y Afines de la República Argentina (SUTEP) debió ponerse en contacto con sus representantes, y luego debió pagarse por el uso de la imagen. Que la persona encargada de su liquidación, omitió notificar a los padres para el pago de la tarifa que era de $200 (unos 12 dólares)”, señaló el fallo.

Más sobre Espectáculo Argentino

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X