Exoplaneta más cercano a la Tierra es descubierto desde Chile

Astrónomos europeos, utilizando el instrumento HARPS, de ESO, han descubierto un pequeño exoplaneta en el sistema estelar más cercano a la Tierra, orbitando la estrella Alfa Centauri B.

El reciente anuncio de un equipo de  astrónomos europeos, ha generado gran revuelo, puesto que da cuenta de uno de los descubrimientos más importantes en el ámbito de los exoplanetas. Los científicos, no sólo  han descubierto un planeta con una masa similar a la de la Tierra orbitando una estrella en el sistema Alfa Centauri, sino que, precisamente este sistema estelar es  el más cercano a nuestro planeta. Es además el exoplaneta más ligero descubierto hasta el momento alrededor de una estrella similar a nuestra estrella el Sol y fue detectado utilizando el sofisticado instrumento HARPS (High Accuracy Radial velocity Planet Searcher), instalado en el telescopio de 3,6 metros en el Observatorio La Silla, perteneciente al Observatorio Europeo Austral (ESO), en el norte de Chile.

Exoplanet en Alfa Centauri

Foto: ESO/L. Calçada/N. Risinger (skysurvey.org)

Impresión artística del planeta orbitando a la estrella Alfa Centauri B, encontrado con el espectrógrafo HARPS, instalado en el telescopio de 3,6 metros, en el Observatorio La Silla de ESO, en Chile.

En su edición de este 17 octubre, la prestigiosa revista científica Nature, ha publicado los resultados de esta sobresaliente investigación.

La sorpresa de Alfa Centauri B

Alfa Centauri, es una de las estrellas más brillantes de los cielo austral y el sistema estelar más cercano a nuestro Sistema Solar, ubicado a tan solo unos 4,3 años luz de distancia. En realidad se trata de un sistema estelar triple (compuesto por tres estrellas), que consiste en dos estrellas similares al Sol orbitando cerca la una de la otra, designadas como Alfa Centauri A y B, y una estrella roja débil más distante conocida como Próxima Centauri (la estrella más cercana a nuestro Sol).

Durante mucho tiempo se especuló con la posibilidad de encontrar planetas orbitando estos cuerpos, ya que sería el lugar más cercano en el que encontrar un huésped que pudiera albergar vida más allá del Sistema Solar, pero búsquedas de gran precisión no habían revelaban nada, hasta ahora, cuando las tecnologías han sido llevadas a su límite.

Alfa Centauri B es muy similar al Sol, pero ligeramente más pequeña y menos brillante. El nuevo exoplaneta descubierto, con una masa algo mayor que la de la Tierra, se encuentra orbitando la estrella a unos seis millones de kilómetros de distancia, una distancia mucho menor que la de Mercurio con respecto al Sol en nuestro sistema planetario. La órbita del otro componente brillante de esta estrella doble, Alfa Centauri A, se mantiene a cientos de veces esa distancia, pero aún así sería un objeto muy brillante en los cielos de este exoplaneta.

Observatorio la Silla

Foto: ESO

Hermosa imagen del observatorio La Silla.

Una detección compleja

Cuando hablamos del descubrimiento de exoplanetas, probablemente estamos hablando de uno de los más poderosos impulsores de la investigación astronómica mundial, con un gran objetivo, verificar la existencia de cuerpos semejantes a la tierra orbitando otras estrellas. El primer exoplaneta descubierto alrededor de una estrella semejante al Sol,  fue encontrado por el mismo equipo que hoy hace noticia en 1995 y, desde entonces, ha habido más de 800 descubrimientos confirmados, pero la mayor parte son planetas mucho más grandes que la Tierra, abundando los de tipo Júpiter (gigantes gaseosos).

El reto al que ahora se enfrentan los astrónomos es detectar y caracterizar un planeta con masa similar a la de la Tierra que orbite en la zona de habitabilidad de otra estrella. Y el descubrimiento del pequeño exoplanetas en Alfa Centauri B es primer gran paso en esa dirección.

El equipo de científicos detectó el pequeño planeta, captando los pequeños bamboleos (insignificantes distorsiones en el movimiento) de la estrella Alfa Centauri B, generados por el tirón gravitatorio del exoplaneta. El efecto es diminuto, lo que representa que la estrella se mueva hacia delante y hacia atrás no más de 51 centímetros por segundo (1,8 km/hora) y sin lugar a dudas su detección requirió de una precisión sin precedentes.

Observa a continuación una recreación del sistema estelar Alfa Centauri y otra en la que se expone la presencia del pequeño exoplaneta recién descubierto, ambas desarrolladas por la ESO.

Más sobre Exploración Espacial

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X