La increíble experiencia del Presidente Jimmy Carter con el Arca de Noé y un ovni que apareció en el cielo

El trigésimo noveno presidente de los Estados Unidos vio el Arca de Noé tras sobrevolar el monte Ararat.

Guía de: Fenómenos Paranormales

Jimmy Carter, el trigésimo noveno Presidente de los Estados Unidos, ocupó la Casa Blanca entre 1977 y 1981, y su administración estuvo marcada por varios éxitos en la política exterior que le permitieron firmar tratados con China y la Unión Soviética, así como impulsar el tratado sobre el canal de Panamá y los famosos acuerdos de Paz de Camp Davis, que normalizaron las relaciones diplomáticas entre Egipto e Israel.

jimmycarter-655x368
Sin embargo, pocos saben que la vida de Jimmy Carter, un prestigioso político del Partido Demócrata que recibió el Premio Nobel de la Paz en el año 2002, también estuvo jalonada por dos hechos de carácter paranormal relacionados con el Arca de Noé y una nave de supuesto origen extraterrestre.

En una gira internacional que realizó por el Medio Oriente en 1979 (aunque otras fuentes aseguran que ocurrió cuando hizo una visita al Sha de Irán en 1977), el avión que transportaba al mandatario norteamericano, el famoso Air Force One, sobrevoló a baja altura el legendario monte Ararat, de 5.317 metros de altura ubicado en el extremo oriental de Turquía, donde la tradición bíblica asegura que descansan los restos del Arca de Noé, la embarcación de madera de 150 metros de largo, 25 metros de ancho y 15 metros de alto donde supuestamente el patriarca salvó a su familia y a dos animales de cada especie del mundo de las devastadoras aguas del diluvio universal decretado por Dios, el mismo que sumergió toda la tierra existente después de una lluvia que duró 40 días y 40 noches.

Monte Ararat.

Monte Ararat.

Se cuenta que cuando el avión Air Force One que transportaba al Presidente Jimmy Carter y al resto de su comitiva sobrevolaba a baja altura el monte Ararat, varios de los ocupantes del aeroplano, tras asomarse a las ventanas del avión para admirar el imponente paisaje, contemplaron estupefactos, durante el proceso de deshielo de uno de los glaciares del monte, una gigantesca estructura de aspecto cuadrangular de color oscuro que destacaba entre el color blanco de la nieve y del hielo y que, a simple vista, parecía una especie de nave o embarcación construido por el hombre.
ararat-arca

Un fotógrafo de la agencia UPI que viajaba en el avión presidencial aseguraría años más tarde que se trataba de “una especie de enorme construcción rectangular de madera, parecido a un gigantesco vagón de Metro, partido en dos y metido entre el hielo del monte”. El Presidente Jimmy Carter, un hombre con fuertes creencias cristianas, habría quedado perplejo y feliz con el avistamiento de la bíblica embarcación, detallando este acontecimiento con lujo de detalles en el diario de la Casa Blanca.
arca

La increíble experiencia, por cierto, confirmó según algunos la creencia de que el Arca de Noé todavía permanece oculta en un inaccesible e ignoto lugar en lo alto del Monte Ararat. Basada en la tradición bíblica, también ha tenido otros testimonios, partiendo por la famosa expedición del explorador ruso Vladimir Rosskowizky, quien en el marco de una expedición ordenada por el Zar Nicolás II de Rusia, exploró en 1916 el Monte Ararat y aseguró haber hallado a una altitud de 4.000 metros una embarcación semienterrada bajo el hielo. Volvió con fotografías e incluso con algunos pedazos de madera del Arca, pero la llegada de la Revolución comunista Soviética y el fin del régimen zarista perdieron dichas evidencias –consideradas irrefutables- para siempre.

Arca 2
El increíble avistamiento del Arca de Noé, por cierto, no sería lo único que sorprendería al ex Mandatario. Diez años antes, en octubre de 1969, después de una conferencia de prensa que el futuro candidato a la Casa Blanca había pronunciado con motivo de un acto celebrado en Leary, Georgia, junto a una docena de testigos que le acompañaban, divisó un misterioso objeto brillante y metálico en forma de disco, del tamaño visible de la Luna y que variaba su tonalidad del azul al rojo. El objeto, que no se parecía a ninguna aeronave construida por el hombre, se mantuvo flotando durante algo más de diez minutos en el cielo hasta desaparecer abruptamente en el horizonte.
Carter UFO

Pocos años después del supuesto avistamiento del misterioso disco volante, en una entrevista concedida al medio “National Enquirer” en la primavera de 1976, Jimmy Carter -un hombre devoto que antes de dedicarse a la política se había licenciado en Física Nuclear- declaró que “estoy convencido de que los ovnis existen porque he visto uno… Si llego a ser presidente de los Estados Unidos haré que toda la información que se tenga sobre avistamientos de ovnis sea puesta a disposición del público”.

Sin embargo, una vez que fue ungido como mandatario del gran país del norte, habría sido presionado por la NASA para olvidarse de esa promesa -para no crear alarma pública- e incluso se intentó desacreditar su testimonio alegando que el Presidente y los testigos que lo acompañaban había confundido el planeta Venus con un ovni.
Jimmy-Carter (1)

De todos modos, en agosto de 1977, cuando los Estados Unidos lanzaron al espacio la sonda Voyager II, en cuyo interior alojaba un disco que contenía grabaciones de distintos sonidos terrestres, entre las notas de Beethoven y alguna melodía de jazz se intercaló también un mensaje del mismo Presidente Jimmy Carter, dirigido a una supuesta civilización extraterrestre.

Más sobre Fenómenos Paranormales

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X