Ronald Reagan, el Presidente que habría recurrido a la astrología mientras gobernó Estados Unidos

Teorías exponen que el Mandatario consultaba astrólogos para saber durante qué días y horas los astros eran más favorables para tomar decisiones.

Guía de: Fenómenos Paranormales

Ronald Reagan (1911- 2004), un ex actor de Hollywood que había descubierto su verdadera vocación en la política, fue el Presidente N° 40 de los Estados Unidos, gobernando el gran país del norte desde 1981 a 1989, en dos mandatos sucesivos donde introdujo nuevas y osadas iniciativas políticas y económicas. Este mandatario, quien antes de llegar a la Casa Blanca había sido gobernador de California desde 1967 a 1975, también se haría conocido por su secreta costumbre de consultar a astrólogos, videntes y futurólogos para saber durante qué días los astros eran más favorables para tomar importantes decisiones personales y gubernamentales.

reagan_everett_img

La afición de Ronald Reagan por la Astrología se remontaba a los 60′ cuando, siendo gobernador de California, su esposa Nancy conoció a la célebre vidente Jeane Dixon, bautizada como “la Profetisa de Washington” y por cuya consulta ya habían pasado los presidentes Richard Nixon y Franklin D. Rossevelt. Según se asegura, para evitar que su afición a la futurología y sus manías supersticiosas fueran objeto de mofa y escarnio por parte de los opositores demócratas, el futuro presidente concertaba en secreto sus citas con Dixon en el hotel Mayflower.

Se cuenta que, precisamente, habrían sido los consejos de los astrólogos el motivo por el cual Ronald Reagan fijó su toma de posesión como gobernador del Estado de California el 2 de enero de 1967, a la extraña hora de las 12.10. Reagan, en su autobiografía “Where’s the Rest of Me?”, escrita en 1965, revelaría abiertamente su amistad con la astróloga Carroll Righter (1900-1988) y de cómo a él y a su esposa Nancy les gustaba leer su horóscopo.

descarga

Conocida como la “astróloga de las estrellas”, debido a que hacía cartas astrales para las estrellas de Hollywood, Carroll Righter pertenecía al signo zodiacal de Acuario, al igual que Ronald Reagan, lo que acrecentó sus simpatías mutuas (ambos sabían, además, que varios presidentes de los Estados Unidos también habían sido del signo de Acuario).

Por entonces, Reagan conocía la Astrología bastante a fondo y la tenía en alta estima, lo que quedaría graficado en dos hechos: Reagan jamás quiso revelar su hora de nacimiento, supuestamente para no proporcionar datos personales que pudieran servir a sus enemigos políticos; y en agosto de 1974, siendo gobernador de California, firmó una ley (capítulo 583, sección 50027) por la que borraba a los astrólogos de la categoría de adivinos o videntes, permitiendo así que éstos pudieran cobrar profesionalmente por sus servicios.

astrology-ronald-Reagan

Fuentes de la Casa Blanca relatarían que la Primera Dama Nancy Reagan comenzó a acudir a los astrólogos preocupada por “la seguridad” de su marido después del atentado que éste sufriera el 30 de marzo de 1981, dos meses después de acceder a la presidencia de los Estados Unidos. Durante la campaña presidencial de 1980, la Federación de Científicos Americanos ya había escrito al candidato Ronald Reagan una carta manifestándole su “grave preocupación” porque, al parecer, éste adoptaba decisiones basadas en consejos astrológicos. “Nunca lo he hecho y nunca lo haré”, les respondió Reagan para tranquilizarlos.

Luego que Ronald Reagan resultara elegido Presidente de los Estados Unidos en 1981, se habría formado una especie de gabinete de astrólogos que, al servicio de la Casa Blanca, prestaba su asesoría en diversas materias. Según confesiones de la bruja, astróloga y psíquica Sybil Leek, ella y otros tres expertos sugirieron la fecha más propicia para la investidura y el comienzo del nuevo mandato presidencial; mientras que Joyce Jillson, astróloga del Daily News, comentó que ayudantes de Reagan le habían pagado por realizar las cartas astrales de ocho candidatos a la vicepresidencia.

Los Reagan, cuando ya eran inquilinos de la Casa Blanca, posteriormente entablaron una gran amistad con la astróloga Joan Quigley, quien aseguró que durante los siete años que siguieron al atentado contra la vida del presidente ella jugó un papel crucial en algunas de las decisiones más importantes que tomó la Casa Blanca, ya fuera en asuntos relativos a la diplomacia, la política de la Guerra Fría e, incluso, el momento en que tendría que realizarse una cirugía contra el cáncer del presidente.

Joan

Joan Quigley también revelaría que ella había sido la persona responsable de indicar las fechas y las horas más propicias –astrológicamente hablando– en diversos asuntos de Estado. Esto incluía, entre otros asuntos, programar las conferencias de prensa, los discursos sobre el estado de la Nación, los despegues y aterrizajes del avión presidencial Air Force One, los viajes largos al extranjero, así como los viajes más cortos y las salidas diarias del presidente Ronald Reagan.

Quigley también habría decidido el momento propicio para realizar los debates con oponentes políticos como Jimmy Carter o Walter Mondale, y habría lanzado la histórica propuesta de que Reagan cambiara la ácida retórica de la Guerra Fría al tratar con el nuevo líder soviético Mikhail Gorbachov, en un período histórico en que existía un fuerte clima de tensión política.

1101880516_400
Respecto de este último asunto, Joan Quigley confesaría en una entrevista concedida a la revista Año Cero que “le dije a Nancy que la química entre Gorbachov y el presidente era potencialmente muy buena si Ronnie (Reagan) descartaba su idea de que Rusia era el imperio del mal y acudía a las conversaciones de Ginebra con una actitud conciliadora”.

De ser cierto lo anterior, la astróloga Joan Quigley entonces habría contribuido en gran medida a terminar con la Guerra Fría entre la Unión Soviética y los Estados Unidos, tras haber propiciado y agendado asuntos tan trascendentales como el histórico acercamiento entre Ronald Reagan y Mikhail Gorbachov que se produjo en Islandia en 1986 y que supuso el comienzo del desarme nuclear. Al parecer, fue esta misma astróloga la que convenció a Reagan de que, de acuerdo a la carta astrológica de Gorbachov (Mercurio en Acuario), éste debía ser un hombre abierto a nuevas ideas, por lo que ambos líderes políticos podrían entenderse con facilidad.

_92934893_gorbdec87reaganafp

En 1988 Donald Regan, el jefe del staff de la Casa Blanca, publicaría el polémico libro “For the record”, en el que aseguró que “virtualmente, todo gran acontecimiento y decisión de los Reagan durante mi tiempo como jefe del staff de la Casa Blanca era consultado previamente con una mujer en San Francisco que levantaba horóscopos para asegurarse de que los planetas estaban alineados favorablemente para el asunto.”

Según los entendidos, Ronald Reagan no fue el único presidente de los Estados Unidos que usó la Astrología para tomar importantes decisiones privadas y gubernamentales. Warren Harding (29° Presidente de los Estados Unidos) y su esposa consultaban regularmente con la vidente y astróloga Madame Marcia, quien en 1920 le predijo a Harding que ganaría las elecciones y se convertiría en presidente, pero que aquello le costaría la vida. Y así fue, pues Harding murió tres años más tarde víctima de un ataque cardíaco. Y también fueron aficionados a la Astrología los Presidentes Franklin D. Roosevelt y Theodor Roosevelt, de quien se dice que tenía su carta astral natal encima de una mesa de ajedrez en el Despacho Oval de la Casa Blanca.

Benjamin Franklin.

Benjamin Franklin.

Los presidentes Thomas Jefferson y John Adams, por su parte, en los inicios de Estados Unidos como país independiente, contaron con la asesoría del famoso político, inventor, científico y astrólogo Benjamin Franklin (1706-1790), uno de los Padres Fundadores de los Estados Unidos, quien desde 1732 hasta 1758, escribió y publicó, bajo seudónimo, el almanaque “Poor Richard´s Almanac”, un anuario que contenía consejos de todo tipo, incluyendo muchos relativos a la Astrología.

En las páginas de este anuario Benjamin Franklin publicó consejos y comentarios como el siguiente: “Oh, el maravilloso conocimiento que se puede encontrar en las estrellas. Incluso la más pequeña de las cosas está escrito en ellas… si tienes la suficiente habilidad para leerlas”.

Más sobre Fenómenos Paranormales

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios