Boca y River vuelven a verse las caras en la Libertadores: ¿Cuál es el favorito?

El "Millonario" llega invicto a estas semifinales, aunque el "Xeneize" tendrá la ventaja de definir la serie en la Bombonera.

Guía de: Fútbol Argentino

Aún no pasó un año desde aquella inolvidable batalla en Madrid y ya hay desquite confirmado. Boca y River volverán a cruzarse en la Copa Libertadores, esta vez en semifinales, en dos duelos que nuevamente se llevarán la atención del mundo del fútbol.

Las heridas aún siguen abiertas. El “Millonario”, vencedor en la final de la última edición, todavía disfruta del épico triunfo logrado el pasado 9 de diciembre. Del lado del “Xeneize”, da la impresión de que todavía se intenta asimilar el golpe pra seguir adelante.

River se quedó con toda la gloria en el Santiago Bernabéu.

River se quedó con toda la gloria en el Santiago Bernabéu.

Ese Superclásico histórico tuvo consecuencias que se evidencian hoy. River quedó fortalecido, al tiempo que Boca debió hacer una renovación del plantel y cuerpo técnico. Y esta puede ser una clave para entender los favoritismos de cara a este duelo.

El elenco de Marcelo Gallardo posee una idea de juego bien desarrollada y aceitada, mientras que Gustavo Alfaro tiene en su vestuario un equipo en formación, con las irregularidades características de todo plantel que aún se está conociendo a fondo.

Además, teniendo en consideración que en el Santiago Bernabéu el destino le sonrió a River, queda la impresión de que la mayor obligación recae del lado auriazul. A Boca le cayó del cielo esta oportunidad de desquite para sacarse la espina, pero sin dudas tiene mucho más para perder que su eterno rival.

Es decir, una eventual derrota del “Millonario” no opacará el título del año pasado, pero una nueva caída del “Xeneize” a manos de su adversario más odiado podría significar una verdadera catástrofe deportiva.

El año pasado, Boca quedó en las puertas de la gloria.

El año pasado, Boca quedó en las puertas del título.

La ventaja de definir en casa

No todo el panorama es favorable a River. A diferencia del año pasado, la serie se abrirá en el Monumental y se cerrará en la Bombonera, lo cual podría ser beneficioso para Boca.

El 1º de octubre se jugará la ida y el choque de vuelta será, en principio, el 22-10, aunque podría ser postergado una semana para no coincidir con los cierres de campaña de las elecciones nacionales del domingo 27.

El desquite será en la Bombonera.

El desquite será en la Bombonera.

¿Es una revancha?

Esta pregunta, totalmente subjetiva, sólo puede ser respondida con la camiseta puesta. Los hinchas de Boca, aún sin cicatrizar la herida del año pasado, no dudarán en afirmar que esta es su gran chance de venganza.

Los simpatizantes de la banda roja, por su parte, se niegan a comparar este choque con la final de 2018, argumentando que la instancia de semifinales es sustancialmente menos significativa.

Sólo uno de los dos será finalista de la edición 2019.

Sólo uno de los dos será finalista de la edición 2019.

Aún falta un mes para que el fútbol sudamericano se meta en clima de Superclásico copero. Por lo pronto, este domingo River y Boca se cruzarán en el Monumental por la Superliga, a modo de antesala de lo que será (otra vez) un gran espectáculo.

Más sobre Fútbol Argentino

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios