¿Cómo fueron los inicios del Periodismo Deportivo chileno? Más de 100 años de historia

Surgió para difundir la tendencia de practicar deporte que tuvo la ciudadanía de principios del siglo XX.

Guía de: Fútbol Total

El Sportman entró en escena en abril de 1907.

El Sportman entró en escena en abril de 1907.

Eran los tiempos en que ni se pensaba que el romance de un sportman (denominación de deportista en aquellos años) con alguna dama de alta sociedad ocuparía primeras planas en los periódicos. O si habría crónicas especializadas explicando la táctica utilizada en tal o cual partido.

El caso es que en los inicios del siglo XX había incipientes competencias deportivas como las que se llevaban adelante en las diversas ligas de fútbol, como la de Santiago o la Obrera. También, algunos encuentros de lawn tennis y boxeo.

Como una forma de reflejar y registrar lo que sucedía en esos primeros campos deportivos nació, casi espontáneamente, el Periodismo de Deportes. La industria cultural del momento –cine y radio- también ayudó al surgimiento de esta rama informativa. Aquellos primeros reporteros eran aficionados, que entendían el deporte para explicarlo y cuyas crónicas alimentaron los iniciales estados de opinión.

El paso siguiente, la especialización, surgió porque de lo anecdótico y simpleza se pasó a lo meramente informativo, entendible para todos y no para una minoría. Propiciando esto el interés del público, la empresa informativa fue valorando al naciente Periodismo Deportivo.

Muy pronto nacieron las primeras publicaciones especializadas, una suerte de Prehistoria del Periodismo de Deportes Chileno. Así, en agosto de 1899 salió a la venta Chilian Sport & Pastime, que además del sport también incluye notas de teatro. Su aparición era los viernes, y sus textos eran en lenguaje coloquial.

Un mes después fue el turno de Ilustrated Sporting Annual of Chile para 1989-1899, anuario editado por Robert H. Reid, uno de los fundadores de la Federación de Fútbol de Chile. La justificación de este compendio pasó, según su propia redacción, por “tanta actividad deportiva en el país”. Se podía leer notas de fútbol, ciclismo, atletismo, regatas, cricket, tiro al blanco, polo y tenis.

Tiempos después, el 28 de abril de 1907 salió a circulación El Sportman, cuya propiedad era de Ramón Zorrilla y Baldomero Loyola. Además de sus notas especializadas –fútbol y atletismo- colocó acento en actividades “que van en beneficio de la juventud” como las excursiones. Además, lucía páginas de poemas. Entre sus redactores se contaba a Loyolini y Rezagado –tendencia de los seudónimos que mantendrían los futuros periodistas de Deportes-. Problemas económicos derivaron en que sólo se publicaran ocho números, fechado el último el 16 de junio del mencionado 1907.

Dos años después, el 14 de agosto de 1909 apareció El Sport Ilustrado, que destacó -además de sus notas- de la abundancia de fotografías. En su primera editorial sus redactores apelaron a que sobraban publicaciones de índole social pero faltaban aquellas que propiciaran el desarrollo del sport. A diferencia de El Sportman, que en su portada siempre publicó postales de dirigentes, en su primera página se publicó a un deportista. Además, se incluía el programa del Club Hípico y las reuniones de los boy scouts. Si bien, incluso, ya se registraron a los primeros corresponsales internacionales, con notas que llegaban desde Argentina, aún faltaba un análisis más profundo en cada una de sus notas. A pesar de sus sanas intenciones, sólo vivió tres números retirándose a los archivos el 28 de agosto.

La primera publicación que tuvo una extensa sobrevivencia, con 113 números publicados, fue Sport i Actualidades. Apareció en las tiendas el 12 de abril de 1912, manteniéndose en vitrina hasta el 28 de junio de 1914. Es considerado el primer compendio importante en la materia deportiva chilena. Fue el órgano oficial de la Federación Sportiva Nacional, destacando entre sus redactores a Baldomero Loyola, Enrique Phillips y G.M. Guzmán, teniendo como director a Armando Venegas. Sus notas se centraron en el fútbol, tenis, ciclismo, aviación, boxeo e hípica.

Los Sports fue la primera señal de madurez del incipiente Periodismo de Deportes chileno.

Los Sports fue la primera señal de madurez del incipiente Periodismo de Deportes chileno.

Si bien lucía un afán educador en la materia, tenía un tinte clasista ya que estaba dirigida a la alta alcurnia. Además, organizó la competencia llamada la Vuelta a Santiago en Bicicleta, como incentivo a la práctica deportiva. Por si fuera poco, mostró en sus páginas los incipientes avisos publicitarios.

Más tarde, el 16 de abril de 1915 apareció el folletín Deportes, dirigido por Chalo. Y ocho años después, el 16 de marzo de 1923 salió a la luz la primera revista deportiva madura. Se trató de Los Sports, editada por la empresa Editorial Zig Zag logrando circulación masiva en la capital.

De inmediato se diferenció de sus antecesoras –como Crack- por los análisis y conclusiones que entregaba en cada nota. De formato tabloide, se mantuvo en el tiempo gracias al aporte de los lectores y a la publicidad que exhibió en sus páginas.
Entre sus redactores se contaba a Chalo –que además en el diario Las Últimas Noticias era el autor de la columna Lo Bueno y Lo Malo-, Luis Roatti, Luis Zegers, G. Brown, Julio Torres y J. d’ Aubry. Todos ellos considerados los mejores reporteros de la época.

El hecho que en la portada de Los Sports apareciera, de vez en cuando, algún dirigente, se debía a que no se quería adquirir un compromiso con ellos sino que sólo era para elogiar su labor. Además, también tanteó la opción de atraer a los lectores con opiniones de los deportistas destacados de esos años, hablando de la necesidad de una revista deportiva para difundir la actividad.

Su estructura era más noticiosa, y con entrega de conceptos a través de sus crónicas. Tuvo, incluso, la primera infografía en la historia del Periodismo chileno, al describir con imágenes la ruta que utilizó el aviador Pedro Zanni para dar la vuelta al mundo en su monoplano en 1924.

Su período en vida se extendió por ocho años, siendo publicado su último número el 13 de marzo de 1931, alcanzando una colección de 418 ediciones. Había visos de madurez.

Más sobre Fútbol Total

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X