Analista internacional avizora tres posibles escenarios para el fin de la invasión rusa a Ucrania: Uno es aterrador

Lo anticipó columnista de The New York Times.

Guía de: Internacional

Thomas l. Friedman avizora tres finales para el cese de las hostilidades.

Thomas l. Friedman avizora tres finales para el cese de las hostilidades.

El destacado periodista Thomas Loren Friedman, tres veces ganador del Premio Pulitzer, máximo galardón que se otorga a los periodistas por sus trabajos más destacados, publicó una columna en el diario The New York Times en donde pronosticó cómo podría finalizar la invasión de Rusia a Ucrania a su juicio. Friedman señaló que ve tres posibles escenarios para el final de esta historia: “el desastre total, el compromiso sucio y la salvación”.

El desastre total

En el caso del primer escenario, el desastre, ya estaría en marcha. Friedman comenta que a no ser que decida cambiar de postura, el líder ruso Vladimir Putin está “dispuesto a matar tanta gente como sea necesario y a destruir toda la infraestructura que sea necesaria para borrar a Ucrania como estado libre e independiente”. El periodista norteamericano además agrega que “ojalá, Putin, estuviera motivado sólo por el deseo de mantener a Ucrania fuera de la OTAN; su apetito ha crecido mucho más allá de eso. Putin está en las garras del pensamiento mágico: (…) su misión es ingeniar la reagrupación de todos los rusoparlantes en diferentes lugares que pertenecieron en algún momento al zarismo ruso”.

Compromiso sucio

El segundo escenario es que el ejército ucraniano sea capaz de resistir lo suficiente a la invasión rusa, y que las sanciones económicas empiecen a materializarse y herir profundamente la economía de Putin, consiguiendo que ambas naciones deban acordar un denominado “compromiso sucio”.

Los ataques en suelo ucraniano no han dejado indiferentes a la comunidad internacional.

Los ataques en suelo ucraniano no han dejado indiferentes a la comunidad internacional.

Este compromiso, según la columna de Friedman que fue replicada por Infobae, consistiría en que, “a cambio de un alto el fuego y de la retirada de las tropas rusas, los enclaves del este de Ucrania se cederían formalmente a Rusia, mientras que Ucrania se comprometería explícitamente a no entrar nunca en la OTAN. Al mismo tiempo, Estados Unidos y sus aliados aceptarían levantar todas las sanciones económicas impuestas recientemente a Rusia”. De todas formas, este escenario no se ven tan probable, porque requeriría humildad de parte de Putin y que asumiera que fue incapaz de lograr su misión de reincorporar Ucrania a su soberanía, además, depende de que Ucrania esté dispuesta a ceder parte de su territorio.

La salvación

Por último, el tercer escenario previsto por el periodista es “la salvación”. Friedman lo ha catalogado como “el escenario menos probable pero que podría tener el mejor resultado”. Este escenario tiene que ver con que la población rusa demuestre tanta valentía y compromiso con su propia libertad y consiga la salvación expulsando a Putin de su cargo. El líder de Rusia le ha quitado las esperanzas a miles de personas que viven en Rusia, sus vidas ya carecen de sentido y no tienen ningún futuro asegurado. Ante esa situación, se cree que solo un histórico movimiento de masas en Rusia podría acabar con Vladimir Putin.

Las protestas internacionales y en suelo ruso podrían hacer tambalear los planes de Putin.

Las protestas internacionales y en suelo ruso podrían hacer tambalear los planes de Putin.

Friedman señala que en el último tiempo “miles de personas están saliendo a las calles para protestar contra la guerra insensata de Putin. Lo hacen arriesgando su propia seguridad. Y aunque es demasiado pronto para decirlo, su reacción hace que uno se pregunte si la llamada barrera del miedo se está rompiendo”. En síntesis, el mundo, incluida la misma Rusia, hasta sus propios aliados, deben hacerle saber a Putin que está yendo por el camino incorrecto.

Friedman concluye que “este último escenario es el más improbable de todos, pero es el que más promete alcanzar el sueño que soñamos cuando cayó el Muro de Berlín en 1989: una Europa entera y libre”.

Más sobre Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios