Los contrastes que marcaron la victoria de Merkel en Alemania: Para expertos fue amarga

Tras los resultados de los comicios el escenario político cambió y sumó a la ultraderecha como tercera fuerza de importancia del país.

Guía de: Internacional

Angela Merkel totalizará al final de este periodo 16 años en el poder. Foto: Correo del Orinoco.

Angela Merkel totalizará al final de este periodo 16 años en el poder. Foto: Correo del Orinoco.

Como bien marcaban las encuestas previas, Angela Merkel (63 años) resultó ganadora de las elecciones generales alemanas con un 32,9% y de esta forma seguirá siendo la Canciller germana por los próximos cuatro años, totalizando al final de ese periodo 16 años en el poder absoluto, un récord para una mujer en ese país e igualando el periodo que ocupó su fallecido mentor Helmut Kohl, quien rigió el destino alemán desde 1982 a 1998.

De todas formas, los comicios finalizaron, en opinión del periódico ABC de España, con “un resultado profundamente traumático” y el que sin lugar a dudas tendrá consecuencias a futuro. Esto porque los principales partidos del país perdieron gran cantidad de votos con relación a la elección de 2013, lo que consigue que el parlamento se fraccione dramáticamente.

De esta forma la alianza compuesta por la Unión Demócrata Cristiana (CDU) y Unión Social Cristiana (CSU) sumó el 33% del voto, ocho puntos menos que en la elección inmediatamente anterior. En tanto, el Partido Socialdemócrata (SDP) de Martin Schulz, totalizó un un 20,7%, cinco puntos bajo lo que logró que en 2013 y su peor resultado histórico. Apenas se conocieron los resultados, el SPD anunció que desde ahora en adelante se convertirá en oposición, lo que fue visto con buenos ojos por sus partidarios, junto con señalar que se producirá progresivamente una renovación de los nombres al interior del conglomerado.

Además, la polémica tomó forma luego que ‘Alternativa por Alemania (AfD)’, el partido de ultraderecha, y que muchos han caricaturizado como ‘nazis’ por rechazar la política de la Unión Europea y de inmigración, sumó un impensado 13%, que lo catapulta a ser la tercera fuerza política del país. Uno de los líderes del partido, Alexander Gauland, expresó que “sea el gobierno que sea, que Merkel o quien lleve el gobierno se abrigue bien, porque le vamos a dar caza. Vamos a darle caza hasta que recuperemos nuestra patria”.

Alexander Gauland de AfD expresó “que el gobierno se abrigue bien, porque le vamos a dar caza". Foto: ElPeriodico.com

Alexander Gauland de AfD expresó “que el gobierno se abrigue bien, porque le vamos a dar caza”. Foto: ElPeriodico.com

Victoria pírrica

Aunque Angela Merkel festejó junto a sus partidarios, sabe que desde ahora en adelante gobernar será cada día más difícil, lo que señaló en su discurso de victoria. “Este no es el resultado que ambicionábamos”. Para intentar hacerlo de la mejor posible, e inmediatamente finalizada su alianza con el SPD, intentará acercar posiciones con el CDU, los liberales del FDP y ecologistas, aunque sabe que debe retomar posiciones de derecha las que había abandonado en el último tiempo.

Parlamento muy fraccionado

Antiguamente los dos grandes partidos de la política alemana solían tener más de dos tercios de los votos y ahora sólo poseen un poco más de la mitad. Tras los resultados de las elecciones el Bundestag, o parlamento tendrá dos partidos más, con el regreso de los liberales del FDP (10,6%) y la sorpresa que significó el arribo del AfD.

Más sobre Internacional

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X