Inicio » La U »

La U superó en El Salvador el trago amargo de Bolivia

La U ganó en un reducto difícil, pero de muy gratos recuerdos. Alcanzó la punta compartida con los albos a doce fechas del final de un torneo que tiene tres aspirantes al título.

Guía de: La U

Cobresal perdió la posibilidad de quedar en un interesante quinto lugar al ceder los puntos ante la visita de un León Azul tan efectivo como ordenado. Un correcto planteamiento de su estratega uruguayo logró superar el trago amargo de su eliminación en Santa Cruz de la Sierra y ganar otros tres importantes puntos que lo dejan en la punta renovando la ilusión de llegar al título este 2010.

U-Cobresal

Foto: El Mercurio

Esta imagen se ha hecho habitual: Rivarola celebra el gol de la victoria para el chuncho.

Los partidos en las alturas de Atacama se juegan a las cuatro de la tarde respirando un delgado aire que seca las gargantas de los jugadores, los dos mil trescientos metros de altura y un corajudo equipo local convierten cualquier expedición en una de alto riesgo, donde es muy improbable remontar marcadores adversos en los tramos finales de los encuentros.

En esta oportunidad Pelusso nuevamente recurrió a las dos ordenadas líneas de cuatro, planteando su apertura a lo ancho de la cancha con embudo para esperar el ataque rival y consiguió ganar pese a disponer de una relación de ocasiones en el área rival muy inferior a las que tuvo Cobresal, con un Seymour recargado que metió, ganó las pelotas divididas y acompañó habilitando con asistencias de gol.

También contó con un equipo que, pese a las numerosas ausencias y a continuar viajando para jugar, ahora por el día, volvió a mostrar una actitud ganadora pese a las dificultades y el fútbol que opusieron los mineros. La ventaja alcanzada atenuó el grosero error de Conde del final, al aprovechar las escasas ocasiones que tuvo en el segundo tiempo, que corrigieron las que ahora desperdicia Bueno.

La tarde de domingo su rendimiento se acercó a los mejores momentos del partido que ganó a Huachipato en Las Higueras alejándose de lo mostrado en los tres malos encuentros posteriores. Sin dudas influyó el haber alivianado la carga de trabajo semanal de enfrentar dos torneos simultáneamente, volver a estar ya más cerca de sus hogares, viajar en un vuelo charter y regresar de inmediato el mismo domingo.

U-Cobresal

Foto: El Mercurio

El equipo de Pelusso mostró esperanzadores avances en su juego.

Bien parados en el fondo, buscando jugar y avanzar en el campo con la pelota al pie, intentando jugar en campo rival, el chuncho ganó un partido que por trámite y juego le eran adversos. Un pelotazo que cayó detrás de la zaga nortina lo anticipa y cabecea al gol Gabriel Vargas y un error en la salida permitió a Rivarola pinchar el balón y armar la jugada que él define por abajo junto al segundo palo de Rogel.

Luego del triunfo, el técnico Pelusso declaró con entusiasmo la posibilidad de disponer de tiempo para lograr rearmar el equipo, recuperar lesionados y encontrar en el trabajo semanal el fondo de juego que se necesita para acercarse a una estrella que sería muy recordada por el pueblo azul por las dificultades de un año en que jugamos regularmente de visita.

El desafío de las doce fechas que restan para finalizar el torneo 2010 presenta tres grandes y orgullosos aspirantes, pero de irregular rendimiento, sin descartar que estas discontinuidades le abran opciones a un cuarto equipo. Esta U, que durante todo el año ha jugado siempre de visita, deberá seguir luchando ahora con la adversidad de tener nominalmente sólo cinco partidos como local frente a rivales que dispondrán de dos encuentros como local adicionales.

Más sobre La U

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X