Beethoven: Estudio genético de su pelo revela nueva teoría sobre su muerte

Hasta hace años se creía que el compositor había muerto debido a un envenenamiento por plomo.

Guía de: Mitos y Enigmas

Ludwig van Beethoven (1770 ​-1827), en cuya obra ocupan un lugar preponderante sus célebres Nueve Sinfonías, es considerado uno de los compositores más importantes de la historia de la música clásica, aunque hasta el día de hoy la ciencia toda vía trata de encontrar una explicación a su muerte, ocurrida cuando el músico tenía 56 años de edad. Esto, por cierto, obedeció a un deseo del propio artista, quien pidió que se investigaran sus dolencias para que “en la medida de lo posible, al menos el mundo se reconcilie conmigo después de mi muerte”.

pag_36

Estudios científicos realizados el año 2005 a partir de los análisis de un mechón de su cabello y de un fragmento de su cráneo arrojaron como resultado la existencia de altas concentraciones de plomo, lo que indicó que el genial compositor pudo haber padecido saturnismo o envenenamiento por plomo, debido supuestamente a que ingería agua contaminada con plomo (que se obtenía de un arroyo campestre que tenía supuestas propiedades curativas) o al plomo de los vasos que usaba para beber.

Recientemente, se informó que el supuesto mechón del cabello del músico alemán -conocido como mechón Ferdinand Hiller- en realidad pertenecía, probablemente, a una mujer judía asquenazí, y no a Beethoven. Un grupo de investigación genómica que analizó, recientemente, otros mechones de cabello del compositor, como parte de un proyecto para secuenciar el genoma de Beethoven, concluyeron que los niveles de plomo obtenidos no eran lo suficientemente altos como para considerarlos la única causa de la muerte del compositor.

El Dr. Nader Rifai, profesor de patología de la Facultad de Medicina de Harvard, explicó que “si bien las concentraciones determinadas no respaldan la idea de que la exposición al plomo causó la muerte de Beethoven, puede haber contribuido a las dolencias documentadas que lo atormentaron la mayor parte de su vida. Creemos que esta es una pieza importante de un rompecabezas complejo y permitirá a historiadores, médicos y científicos comprender mejor la historia médica del gran compositor”.

1-Ludwig-van-Beethoven

Los estudios más recientes especulan que Beethoven pudo fallecer a causa de una insuficiencia hepática que desencadenó un coma hepático, que pudo agravarse con una septicemia final, una insuficiencia renal y una diabetes descompensada. Como sea que fuere, en la medicina moderna la causa de su muerte sería catalogada como un fallo multisistémico, originado por su insuficiencia hepática.

Se sabe que el compositor experimentó problemas gastrointestinales desde sus primeros años de vida, que fueron aumentando a lo largo de su vida. En 1821 sufrió un ataque de ictericia y se presume que una cirrosis (cicatrización del hígado debido a un daño prolongado) pudo haber sido la causa más probable de su muerte.

descarga

A partir de las muestras de cabello del compositor, además, se detectó un riesgo genético de enfermedad hepática, además de evidencia de infección por hepatitis B que ocurrió en los últimos años de vida del compositor.

“Podemos deducir de los ‘libros de conversación’ de Beethoven, que utilizó durante la última década de su vida, que su consumo de alcohol era muy regular, aunque es difícil estimar los volúmenes consumidos”, explicó Tristan Begg, estudiante de la Universidad de Cambridge, quien agregó que “si bien la mayoría de sus contemporáneos afirman que su consumo de alcohol era moderado según los estándares vieneses de principios del siglo XIX”

“Si su consumo de alcohol fue suficientemente intenso durante un período de tiempo suficientemente largo, la interacción con sus factores de riesgo genéticos presenta una posible explicación para su cirrosis”, agregó..

Johannes Krause, profesor del Instituto Max Planck de Antropología Evolutiva que dirigió uno de los primeros análisis genéticos de Beethoven, utilizando muestras del cabello del compositor, concluyó que aunque los datos disponibles no señalan una única causa, se cree que su muerte pudo haber sido el resultado de numerosos problemas de salud que actuaron en conjunto.

“No podemos decir con certeza qué mató a Beethoven, pero ahora al menos podemos confirmar la presencia de un riesgo hereditario significativo y una infección por el virus de la hepatitis B”, explicó.

Más sobre Mitos y Enigmas

Comentarios Deja tu comentario ↓
Ver Comentarios