Taylor Swift y Kim Kardashian desatan guerra en redes sociales y millones se suman al combate

El mundo se acerca a su "Tercera Guerra Mundial" y la razón es la menos pensada: Taylor Swift se enfrenta a Kim Kardashian.

Guía de: Música Pop

Taylor Swift y Kim Kardashian

 

Una es una belleza angelical, de cabellos dorados, guitarra en mano y canciones frágiles. La otra es una belleza infernal: morocha, voluptuosa y sin límites. Son Taylor Swift y Kim Kardashian, ni más ni menos. Dos de las personas más famosas del planeta. Y se enfrentan a vida o muerte en las redes sociales, a la vista de todo el mundo… que obviamente toma partido.

El rapero Kanye West publicó poco tiempo atrás la canción “Famous”, en cuyo video aparecen muchas celebridades durmiendo tras la que parece haber sido una orgía sexual. Una de ellas es la blonda Taylor Swift. Aunque no se sabe si se trata de ella verdaderamente o no (y todo se reduce a un efecto digital), la letra del tema es elocuente: “Yo hice famosa a esa perra”. ¿Y quién es West?

O al revés: Kim Kardashian es la esposa del rapero, uno de los músicos más remunerados del mundo. La pulposa mediática expresó este fin de semana que su esposo y Taylor habían tenido una conversación previa a la canción: en esta charla, la rubia había accedido a ser parte de la humorada. Incluso, la mediática millonaria publicó en Twitter unos videos de esa conversación.

Pero ahora es Taylor la que contrataca: “¿Dónde está el vídeo de Kanye comentándome que me llamará ‘perra’ en la canción?”, protestó Taylor.

“No existe porque no pasó –continuó–. Tú no puedes controlar la reacción emocional de una persona a la que insultas frente al mundo entero. Por supuesto que quería que me gustara la canción. Quería tener una relación amistosa. Él prometió que me dejaría escucharla, pero nunca lo hizo. Me mostré colaborativa en la llamada, pero no puedes aprobar una canción que nunca has escuchado. Ser retratada falsamente como una mentirosa, cuando nunca llegué a conocer la historia completa o llegué a escuchar la canción, es difamación. Me gustaría que me excluyeran de una narrativa en la que nunca quise tomar partido y se remonta ya a 2009″.

Nada que no ocurra en las mejores familias. El tema es el sitio de confrontación: cada descargo que ponen ambas famosas es seguido por decenas de millones de personas en el mundo entero. Todos, absolutamente todos, se suman a la batalla. Y atención: como aún nadie sabe el límite de internet, ¿hasta donde puede llegar este enfrentamiento? Con que no desemboque en la 3era Guerra… El mundo no está para bollos, chicas…

Más sobre Música Pop

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X