Inicio » Parejas » Equipo

Falta de deseo sexual en los hombres: ¿Cómo enfrentarlo?

Pocos hombres son conscientes que necesitan prestar atención a los síntomas e intentar tratarlos a tiempo.

Luego de publicar el artículo “Falta de de deseo sexual en las mujeres: ¿Cómo enfrentarlo?“, abordamos ahora lo que pasa con los hombres cuando pierden el estímulo de tener mayor intimidad con sus parejas.

A la mayoría de mujeres les cuesta creer que los hombres puedan tener falta de deseo sexual,  sin embargo, ellos tampoco son máquinas y están muchas veces expuestos a un entorno más exigente y competitivo, que crea el caldo de cultivo idóneo para que cualquiera de las causas que influyen de manera directa en la líbido, afecte la relación que mantienen con sus parejas, sobre todo  en la intimidad.

Falta deseo sexual

Según estudios del Boston Medical Group, hasta hace poco tiempo, este trastorno sólo se  atribuía a las mujeres, y por lo tanto pocos hombres son conscientes que necesitan prestar atención a los síntomas e intentar tratarlos a tiempo, ya que según los especialistas, la falta de deseo sexual en hombres si no es tratada a tiempo, tiende a empeorar  haciendo más difícil  su futuro tratamiento y curación.

Las principales causas suelen ser:

Cuando la relación no va bien: Si discuten constantemente con la pareja, reciben insultos, menosprecio. Usualmente las causas de ausencia de apetito sexual se deben a factores  orgánicos, pero si un hombre recibe críticas, burlas o reproches por parte de la pareja puede llegar a transformarse en un problema psicológico que agrava la situación.

Falta de Testosterona: Según los estudios, el 70% de los pacientes que acuden a consultas para ser tratados por falta de deseo sexual, sufren de falta de testosterona, al contrario de la creencia generalizada de suponer que se debe a algún factor psicológico.

Sentirse sumido en la rutina: Si cada día realiza las mismas actividades, ve a las mismas personas, el mismo recorrido; el mismo trabajo y esto le genera una gran desmotivación, es de esperar que si utilizan las mismas posiciones sexuales en todas las ocasiones, en el mismo horario y con una frecuencia repetitiva, la líbido y las expectativas  asociadas a la excitación se ven drásticamente resentidas. Es necesario crear nuevos encuentros e innovar dentro de la relación para poder ir despertando la sorpresa y el deseo.

Insatisfacción/ Malas experiencias:  Si la frecuencia sexual es distante y encima las experiencias no son del todo positivas, se genera un bloqueo. La actividad sexual libera endorfinas que es la hormona de la felicidad, por lo tanto, ayuda a mantener el optimismo y una alta autoestima. Si la ausencia de sexo se vive dentro de una relación de pareja, puede transformarse en depresión. Si un hombre no practica sexo de forma regular, corre el riesgo de apagar su deseo.

Enfermedades: principalmente las que comienzan a dañar los vasos sanguíneos y los nervios encargados de enviar el flujo de sangre hacia los genitales para lograr una erección y así lograr completar el acto sexual, como  la diabetes, las enfermedades al corazón y la obesidad.

Más sobre Parejas

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X