La prostitución en una de las zonas petroleras más ricas: Sexo y dinero se mezclan sin pudor

El petróleo y la prostitución forman una asociación ineludible. Y aunque parezca increíble, el Estado jugó un rol.

Guía de: Patagonia

 “…(ella) Sabe que es la preferida entre los petroleros de Vaca Muerta, pero no se aprovecha de ellos y les cobra lo mismo que las otras chicas: 80 pesos (menos de 10 dólares) por la copa y la compañía mientras juegan al pool; 300 pesos (30 dólares) la media hora de servicio (nota: valores de 2014).  “…Sus curvas discretas enfundadas en calzas celestes y el lunar en la mejilla derecha la hacen más atractiva que sus compañeras, pero su metro sesenta de altura, obra de unos tacos infinitos, le desdibujan el aspecto de mujer come hombres”, nos cuenta Alejandro Bianchi, autor de “Argentina Saudita”, libro donde desnuda las contradicciones alrededor del mega yacimiento de Vaca Muerta en Neuquén.

“Las tarifas en Patagonia promedian los 500 pesos (31 dólares), la media hora, y entre los 700 y 1000 la hora (62 dólares). Pero las chicas VIP cobran 2000 pesos y más” (215 dólares), nos hace saber el periodista Claudio Andrade, actualizando los valores del sexo por dinero al año 2016. Luego señala: “Una mujer joven y atractiva puede “levantar” 40 a 50 mil pesos por mes en Añelo (capital de Vaca Muerta). Pero vivirá en una constante situación de riesgo personal y gastará su propio dinero en altos alquileres y probablemente alcohol y drogas para sostener este duro tren de vida”. Acceda aquí al audio del artículo.

Foto: Purochamuyo.

El Estado, estimulando la prostitución

Una historia que se conoce muy poco -que también es soslayada- es que el Estado argentino también fue un “fiolo” o regente de prostitutas

“En 1930, el ingeniero Alberto Landoni, administrador de los yacimientos de YPF en Plaza Huincul, visitó al ingeniero militar Enrique Mosconi, presidente entonces de la empresa recién creada. Landoni le planteó un problema no técnico pero no menos estratégico: “se nos están yendo los muchachos… mucha gente buena de la empresa renuncia. La Patagonia es dura por la soledad y el aislamiento”. Mencionó también las frecuentes peleas entre empleados por la escasez de mujeres disponibles, situación que también promovía un manifiesto interés de los solteros en las mujeres casadas.

¿Qué solución propone, ingeniero? -dicen que le preguntó Mosconi- Landoni le mostró el proyecto que planteaba la creación de una casa de tolerancia para frenar el éxodo de empleados, describe Alejandro Bianchi en su artículo “El Dorado a 3.000 metros bajo tierra. Petróleo, dólares y mujeres en el desierto de Vaca Muerta”. Es así que la práctica de la prostitución en Patagonia fue fomentada por el Estado con la finalidad de abastecer de mujeres a sus trabajadores petroleros y evitar quedarse sin mano de obra. Mecanismo que continúa hasta hoy.

La propuesta de Landoni fue un éxito. Constaba en los registros de la empresa que llegó a tener entre 10 y 20 prostitutas trabajando en la vivienda creada con ese fin. Aquellas pupilas no tenían sueldo, pero la empresa les proveía de una clientela fiel y necesitada además de tener el beneficio de atenderse en el servicio médico de la empresa. Un detalle de pulcritud es que todos los empleados debían informar su número de legajo antes de ser atendidos por las chicas. La empresa también dispuso una tarifa básica y accesible que consistía en que las chicas entregaran su cuerpo con la ropa puesta. Si el cliente la quería desnuda debía pagar otro precio. Esto podría denotar que el plan fue ideado por un ingeniero, no en forma peyorativa, sino en la atención de los pequeños detalles.

Entre los antiguos empleados de la empresa petrolera se comenta que en la oficina de Recursos Humanos de la empresa había un catálogo con fotos, nombres y atributos de las mujeres disponibles. Un directivo lo habría incinerado cuando la empresa fue privatizada para así ocultar esa parte no oficial, y vergonzante, del pasado.

Operario de Vaca Muerta. Foto Petroleros.net

Añelo: el ambiente propicio

La población cabecera del yacimiento es Añelo. Según datos del Censo 2010 tenía 2.249 habitantes, hoy tiene unos seis mil y se estima en veinte mil las personas que transitan diariamente por la población.

No hay hospital en el pueblo, apenas algunos módulos adaptados como consultorios según se detalla en el artículo científico de la Universidad de La Plata “La Explotación de Vaca Muerta y el Impacto Socio-Económico en la Provincia de Neuquén. El Caso de Añelo”. Fue realizado por Adriana Mariel Giuliani; Néstor Fernández; María Ayelén Hollmann y Nicolás Ricotta entre enero y junio de 2016. Completan el panorama afirmando que “el salario inicial de un empleado de comercio, y el de un docente inicial, rondan los ocho mil pesos. El de un vendedor once mil, y un maestro con antigüedad de 20 años doce mil pesos, mientras que un petrolero jerárquico cobra un piso de treinta y dos mil pesos que puede llegar a cien mil pesos mensuales, en lugares donde solo hay prostitución y casinos: una tormenta perfecta.

El analfabetismo alcanza el 3,15%. Ocho de cada diez estudiantes que ingresan al sistema no concluyen el ciclo de 5 años de educación media. “¿Para qué vamos a estudiar? -justifica uno de los jóvenes entrevistados- Si entramos a una empresa vamos a ganar más que lo que ganamos estudiando acá”.  El explosivo crecimiento demográfico trajo robos, hurtos, entraderas y al menos, hasta ahora, dos asesinatos. Se percibe un consumo excesivo de alcohol y drogas, y de personas víctimas de explotación sexual, entre ellas menores.

La profesora Norma Noya, de la Universidad del Comahue, nos ofrece una semblanza del ambiente propicio para la prostitución. En reportaje de Mónica Reynoso relata: “…una concejal de Añelo nos planteaba que a esa hora (el atardecer) bajan los trabajadores (del yacimiento) considerando a Añelo como si fueran sus dueños, a los gritos, estacionando en cualquier lugar, tienen alto poder adquisitivo porque los sueldos de los petroleros son muy altos… entonces ¿qué les queda a las chicas? -se plantea- enamorarse de un petrolero -se contesta preocupada-. Claro que no todos los petroleros piensan en enamorarse. Son chicas de Añelo -concluye Noya- cuyos papás y familias tienen algún inconveniente o están desilusionados y son los que forman parte de los que ven el vaso medio vacío.

vacamuerta

Uno de los pozos de Vaca Muerta. Foto YPF

Un futuro de explotación sexual

La concentración de hombres a cientos de kilómetros de sus hogares y con altos sueldos es un objetivo muy apreciado por las redes de trata de mujeres y niñas. El municipio de Añelo prohibió instalar cabarets en el centro del pueblo, pero los fines de semana llegan autobuses cargados con trabajadoras sexuales que ejercen subrepticiamente en locales públicos y se retiran entre la noche del domingo y la mañana del lunes.

Más allá de sus motivaciones humanas, los médicos mencionan los intereses de sus contratantes: las adicciones son cada vez mayores y priman las sustancias sintéticas. En el mismo sentido, el director médico de Exxon, Roberto Cianis, coincidió con sus colegas -durante el pasado congreso de Seguridad, Salud y Ambiente del IPAG- al señalar cuatro “plagas” que acechan a la industria: el juego, la prostitución, la droga y las sectas, según se publicó en el órgano del Centro Argentino de Prevención Laboral en Adicciones (CAPLA) septiembre 2016.

La población de Añelo, vista desde el aire. Foto Diario de Río Negro.

Vaca Muerta

Vaca Muerta es una formación geológica de la cuenca hidrocarburífera Neuquina de 30 mil km².  Informes y estudios internacionales consideran que podría generar aproximadamente 560.000 barriles diarios de líquidos y 6.000 millones de pies cúbicos de gas diarios para el 2040. Para ello, se necesitan unos 200 mil millones de dólares en inversiones para desarrollar sus campos de hidrocarburos no convencionales (shale gas y oil). Será por eso que la gente de Añelo se ha vuelto muy pragmática: “De todo eso, aquí no ha llegado nada”, dicen. Mientras tanto, sus hijas miran al horizonte chato de la estepa evaluando la manera de hacer algo de dinero que las saque del olvido.

Más sobre Patagonia

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X