Juego de roles con niños: Jugar a ser otro y su gran utilidad

Jugar al papá y la mamá; al doctor; a ser un animal…Las posibilidades de asumir roles diferentes, atrae a los niños, especialmente a los prescolares y a quienes cursan las primeras etapas de la educación primaria.

Tengo tres hijos, pero en casa parecen ser más de una decena. Y no porque sean muy bulliciosos o den más trabajo del esperado. No, simplemente ellos suelen convertirse en superhéroes o animales en sus más variadas versiones.

En el juego de roles, los niños/as asumen un papel determinado para satisfacer las necesidades básicas de parecerse al adulto, estableciendo relaciones relativas en las cuales debe estar presente el cumplimiento de deberes y derechos y la creación de una relación ficticia.

Es una actividad fundamental en la edad prescolar para los niños; los juegos de roles permiten que los pequeños resuelvan una contradicción propia de su edad: ser como adultos y hacer todo lo que estos hacen.

Juego roles

Foto: El Mercurio

En el juego de roles, los niños/as asumen un papel determinado para satisfacer las necesidades básicas de parecerse al adulto.

Es difícil imaginar qué relación puede haber entre juegos infantiles como tomar el té con las visitas o imitar a un animal, y el desarrollo intelectual y rendimiento escolar en otras etapas de la vida. Sin embargo, muchísimas investigaciones sobre el desarrollo del niño, incluido el intelectual, señalan el papel fundamental del juego de roles en el aprendizaje. Entre otras razones, porque:

• Al inventar una historia, los niños usan expresiones del lenguaje que han oído, pero que quizás nunca tuvieron oportunidad de pronunciar. El lenguaje es la base de la lectoescritura.

• Al representar el papel de otra persona, los niños tienen oportunidad de considerar nuevos puntos de vista. Esta flexibilidad de pensamiento es el pilar de todas las actividades de resolución de problemas en las áreas de ciencias, ingeniería y expresión artística.

• Cuando un grupo de niños crea un argumento, decide qué papeles representará cada uno, arma un escenario, invita al público, y actúa, están descubriendo el valor del trabajo en equipo, de la reciprocidad y la responsabilidad.

Debo reconocer que los míos han intentado varias veces hacer un circo en su casa. Han logrado diseñar una carpa artesanal con unas mantas; el público son sus muñecos y han podido decidir qué rol interpretar. Sin embargo, aún no han sido capaces de elaborar un guión o situación que los represente.

Da lo mismo, les puedo asegurar que lo hasta ahora logrado, ha significado de largos ratos de coordinación, entretención y aprendizaje. Y eso, ya me basta.

En otras oportunidades, soy yo quien intervengo y les muestro situaciones que deben resolver.

Es hermoso ver cómo su personalidad se transforma y cómo a veces vuelven a ser ellos mismos…es un ejercicio realmente entretenido.

¿Qué puedo hacer para favorecer el juego de roles de mis hijos?

• Juega a crear situaciones imaginarias con tus hijos.

• Facilítales accesorios o ayúdalos a disfrazarse para estimular las dramatizaciones. Tu ropa, la de tu marido, elementos de cocina y cachureos varios pueden servir.

• Relaciona el juego con los cuentos de los libros preferidos de sus hijos,

• Use espejos y jueguen a “seguir al líder” para estimularlos a que incorporen movimientos a sus relatos.

¿Beneficios? Montones:

  • El juego de roles contribuye al desarrollo integral del niño, pues desarrolla la imaginación, el lenguaje, su independencia, la personalidad, la voluntad, el pensamiento,
  • Se comunican con lo que le rodea, satisfacen sus deseos de hacer vida social. En conjunto con los adultos, conocen el mundo que los rodea.
  • Es un medio para educar el interés por un ulterior trabajo.

Pero no sólo por los beneficios, realmente resulta muy entretenido jugar con ellos, transformarnos y recordar que los límites sólo los impone nuestra mente…

Más sobre Entretención para niños

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X