Paseos para niños: El Barrio Italia

Tomar la bicicleta o recorrer a pie un rincón de Santiago en familia. Les contamos qué hacer en el Barrio Italia, una joya ubicada en el límite de Providencia y Ñuñoa. Un panorama diferente.

El Barrio Italia invita a explorar y descubrir. Turismo, gastronomía, arquitectura, patrimonio, diseño y arte se mezclan en el cuadrante conformado por Seminario, Caupolicán, José Manuel Infante y Diagonal Paraguay. Hay mucho que conocer.

Recomendamos ir con cámara fotográfica, cuaderno y lápices para que los niños puedan registrar personas y lugares que les llame la atención y así tener un bonito recuerdo del paseo.

Recorrer sus calles es un placer. El desarrollo del barrio ha sido muy respetuoso con su arquitectura original, así se puede percibir el ambiente original del barrio que data de 1896. También resulta muy entretenido observar a artistas, diseñadores, chefs, mecánicos,  escolares, almaceneros, restauradores de muebles, adultos mayores, jóvenes y niños que circulan y dan vida al sector.

Barrio Italia

Foto: Yasna Kelly, El Mercurio

Recorrer las calles del Barrio Italia es un placer.

En la esquina de Av. Italia y Caupolicán hay varios locales de restauración y venta de muebles y objetos antiguos. Es una invitación para que los niños entren en la máquina del tiempo y retrocedan 100 años,  a la época de sus abuelos y bisabuelos. Revistas, libros, afiches, adornos, cuadros son testimonios del pasado.

También es atractivo ver el complejo trabajo de los mueblistas que transforman una triste silla en una hermosa pieza. Los niños pueden conversar con ellos y formular preguntas sobre la labor que realizan que en general es un oficio que se hereda de generación en generación.

Y volviendo al presente, en el Barrio Italia se han instalado tiendas de diseño y moda muy tentadoras tanto para grandes y chicos (hay ropa y juguetes para ellos). Es interesante comparar con los niños los objetos antiguos con los modernos en relación a sus tamaños, diseño, colores y materialidad y ver cómo han cambiado con el paso del tiempo.

Sigamos caminando y encontraremos cinco galerías de arte. Se puede hacer una pausa para apreciar obras de artistas emergentes y consagrados, conocer nuevas tendencias y formas de expresión en pintura, fotografía, escultura, ilustraciones, entre otras.

Otro hito de la zona es la Casa Museo del ex Presidente Eduardo Frei Montalva, donde se puede conocer de manera didáctica la vida y legado del ex mandatario.

Para descansar de esta entretenida jornada, se puede almorzar o tomar un café con un pastelito en más de 20 espacios gastronómicos del sector.

El primer sábado de cada mes se realiza el Circuito Cultural que incluye exposiciones, muestras de cine y gastronomía, recitales, obras de teatro y recorridos guiados por el movimiento Cultura Mapocho para conocer y vivir la historia del barrio. Vale mucho la pena.

En resumen, la apreciación de la ciudad por parte de los niños es importante porque:

  • Reflexionan sobre la ciudad donde viven.
  • Identifican aspectos positivos y negativos la ciudad.
  • Entienden cómo funciona la ciudad.
  • Conocen la historia de la ciudad y el país.
  • Observan la arquitectura lo que conforma la identidad del barrio.
  • Conocen la labor de los arquitectos.
  • Al observar el entorno, desarrollan su creatividad, autoestima y habilidades de comunicación.

Más información en la web del Proyecto Barrio Italia, iniciativa cultural comunitaria que difunde este pintoresco y tradicional barrio y en la página web Barrio Italia.

Para conocer otros recorridos patrimoniales por Santiago consulte la página de Cultura Mapocho.

Más sobre Entretención para niños

Comentarios Deja tu comentario ↓
Síguenos en Facebook X